nokia-n82

Cámara de fotos de primera (5 megapí­xeles), navegador GPS, Internet sin cables (por Wi-FI)… Los primeros rumores del Nokia N82 (coincidentes en el tiempo con los del N81) dibujaban un terminal con muy buena pinta. Y en efecto, este nuevo teléfono móvil reúne básicamente las caracterí­sticas del Nokia N95, pero en un diseño más sencillo y liviano. Una “tableta telefónica” con pantalla de 2,4 pulgadas que saldrá a la venta el próximo mes de Enero, con precio aún por confirmar (por sus prestaciones, estará entre los 500 ó 600 euros libre).

Todos los rumores han sido confirmados. El N82 lleva una cámara de 5 megapí­xeles, con una óptica de calidad (lente Tessar de Carl Zeiss), flash de xenon (no presente en el N95, pero sí­ en el N95 8 GB) y autofoco, que además puede grabar ví­deo a 30 imágenes por segundo y mostrarlos en la pantalla del televisor a través de su salida directa para ví­deo. Para las videollamadas, otra cámara sobre la pantalla toma imágenes a 352 x 288 pí­xeles.

El terminal cuenta con “el trí­o sin cables”: Bluetooth (para transferir archivos y conectar auriculares inalámbricos), HSDPA (para conectarnos a Internet a alta velocidad) y Wi-FI (para hacer lo mismo, pero ahorrándonos unos eurillos al aprovechar redes inalámbricas accesibles). También tiene navegador GPS integrado y acelorómetro, es decir, que si lo giramos en nuestra mano la visión en pantalla cambia entre horizontal y vertical (como en el iPod Touch o el propio iPhone).

Por supuesto, incluye reproductor multimedia y radio FM. La memoria interna es de solo 100 megas, pero lleva ranura para tarjetas microSD (Nokia promete incluir una de 2 gigas en el paquete de venta). Todo ello organizado por el sistema operativo Symbian S60 y con unas dimensiones de 112 x 50,2 x 17,3 milí­metros y un peso de 114 gramos.

¿Es suficiente un cacharro así­ para no tener que cargar encima con el móvil, la cámara, el navegador GPS y el reproductor multimedia? Según este anuncio que hemos descubierto en xatakamovil, sí­.

Y lo cierto es que las prestaciones que reúne son muy buenas. Pero como siempre, falla un poco la autonomí­a: 260 minutos en conversación y 225 horas en espera, siempre y cuando no nos dé por hacer videollamadas (2 horas), tomar fotos (aguanta unas 290 con flash), grabar o ver ví­deo (110 y 200 minutos, respectivamente) o escuchar música (aguanta 10 horas si desconectamos las funciones telefónicas). Es decir, en la práctica, es un terminal que habrí­a que cargar a diario si lo usamos como el personaje del anuncio. Y es que, hasta ahora, nadie se ha inventado una baterí­a que haga milagros.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...