analisis xiaomi redmi note 10 5g 2

El Xiaomi Redmi Note 10 5G ha entrado en el catálogo de la marca como una de las opciones más económicas con soporte a redes 5G. Por el camino, la firma asiática se ha visto obligada a recortar en determinados componentes para igualar el precio del terminal con el resto de miembros de la familia Redmi Note. A pesar de ello, el teléfono se presenta como una propuesta potente respecto al resto de opciones del mercado, con uno de los procesadores más solventes de Mediatek, una pantalla de 90 Hz y una batería de 5.000 mAh. Pero, ¿serán estos argumentos suficientes para decantarnos por el modelo con 5G? He tenido la oportunidad de probar el teléfono durante algo más de dos semanas para dar respuesta a esta pregunta.

Los precios que se indican en el artículo podrían variar a lo largo del tiempo, por lo que desde tuexperto.com nos limitamos a analizar las diferencias a fecha de publicación.

Ficha técnica

Xiaomi Redmi Note 10 5G
Pantalla6,5 pulgadas con tecnología IPS, resolución 2.400 x 1.080, 90 Hz de frecuencia y 500 nits de brillo máximo
Cámara principal– Sensor principal de 48 megapíxeles y apertura focal f/1.79
– Sensor secundario con lente macro de 2 megapíxeles y apertura focal f/2.4
– Sensor terciario de 2 megapíxeles y apertura focal f/2.4 para el modo Retrato
Cámara pasa selfiesSensor principal de 8 megapíxeles y apertura focal de 8 megapíxeles
Memoria interna64 y 128 GB de tipo UFS 2.2
 AmpliaciónA través de tarjetas micro SD hasta 1 TB
Procesador y memoria RAMMediatek Dimensity 700
4 y 6 GB de RAM
Batería5.000 mAh con carga rápida de 18 W (cargador incluido)
Sistema operativoAndroid 11 bajo MIUI 12
Conexiones4G LTE, 5G SA y NSA, WiFi de doble banda, Bluetooth 5.1, GPS + GLONASS, NFC para pagos móviles y USB tipo C
SIMDual nano SIM 
DiseñoAcabado en policarbonato y cristal
Colores: Onyx Gray, Pebble White y Lake Green
Dimensiones161,81 x 75,34 x 8,92 milímetros y 190 gramos
Funciones destacadasSensor de huellas dactilares lateral, desbloqueo facial mediante software, carga rápida de 18 W, Dual SIM 5G…
Fecha de lanzamientoDisponible
PrecioDesde 200 euros

Vuelve el plástico a un diseño ya conocido

Xiaomi ha apostado en esta nueva generación por un diseño que toma el plástico como material principal de construcción. A diferencia del resto de versiones, el Redmi Note 10 5G cuenta con un chasis fabricado íntegramente en policarbonato y así se siente a lo largo y ancho de todo el teléfono. A pesar de ello, su peso es de 190 gramos, probablemente por la capacidad de la batería. En cualquier caso, el dispositivo se siente robusto y bien construido, aunque no es un teléfono compacto a pesar de contar con 6,5 pulgadas: el grosor acaricia los 9 milímetros y mide más de 16 centímetros de alto y 7,5 de ancho.

analisis xiaomi redmi note 10 5g 1

Si nos centramos en la parte trasera, Xiaomi opta por una carcasa en acabado mate para reducir el impacto de las huellas. En este sentido, el acabado es más limpio que el de otros modelos de la misma marca. Los colores degradados nos dan la sensación den encontrarnos ante un teléfono mucho más caro, aunque no es un dispositivo que destaque precisamente por su diseño, ya que los marcos ocupan un buen porcentaje del frontal, sobre todo el inferior.

Pantalla: los 90 Hz no son suficientes para conquistar la gama media

El Xiaomi Redmi Note 10 5G es el único miembro de la serie homónima que carece de un panel AMOLED. En esta ocasión, el fabricante ha optado por un panel con tecnología IPS de 6,5 pulgadas, resolución Full HD+ y un brillo máximo de 400 nits.

analisis xiaomi redmi note 10 5g 9

La experiencia con el panel es muy parecida a la que podemos obtener con modelos como el Redmi Note 9 o 9S. En general, la tonalidad de la pantalla es algo fría, con una colorimetría algo limitada si la comparamos con la que podemos obtener en el resto de modelos de la serie Redmi Note 10. El nivel de contraste, con una relación 1.500 a 1, es muy justo, con un resultado algo pobre cuando visualizamos contenido con sombras o zonas oscuras. En este caso, la pantalla sustituye los matices por un tono gris que se extiende a lo largo de toda la superficie. Y es que por desgracia, el teléfono no es compatible con la reproducción de contenidos en HDR.

En lo que respecta al nivel de brillo máximo, la escasa cifra que reporta el panel no nos permite visualizar la pantalla con excesiva luz solar; de hecho, la visibilidad es bastante justa, sobre todo cuando la luz incide de manera directa. La buena nueva es que la sensibilidad del panel táctil es correcta, algo que se puede apreciar especialmente a la hora de escribir con el teclado virtual, donde también se apoya del motor de vibración, que en este caso cumple de manera sobrada.

analisis xiaomi redmi note 10 5g 6

¿Y qué hay de los 90 Hz? Aunque la sensación general es de mayor fluidez, la potencia del procesador no nos permitirá aprovechar esta característica en juegos con gráficos 3D pesados. En el resto de aplicaciones con menús deslizables, la diferencia con respecto a los 60 Hz es notable y bienvenida, si bien no es un elemento diferenciador. Otro punto determinante es que el sensor de proximidad no hereda la tecnología del resto de Redmi Note 10, por lo que la detección de la cara se realiza sin mayores problemas cuando hablamos por teléfono para apagar la pantalla.

Un rendimiento solvente en el día a día pero no con juegos pesados

Toca hablar del rendimiento, que en este caso se sostiene con una hoja técnica presidida por un procesador MediaTek Dimensity 700, 4 GB de memoria RAM y 128 GB de tipo UFS 2.2. Existe una versión con 64 GB, si bien la unidad de pruebas cuenta con la capacidad más alta. Si nos centramos en la experiencia de uso, lo cierto es que el desempeño del teléfono en tareas poco exigentes es solvente.

analisis xiaomi redmi note 10 5g 7

La ejecución y apertura de aplicaciones es ágil y veloz, sin ralentizaciones o tiempos de carga excesivos. Por desgracia, los 4 GB  de RAM que acompañan al procesador limitan la ejecución de determinados aplicaciones en segundo plano. En más de una ocasión, el teléfono ha recargado el contenido de aplicaciones como YouTube, Twitch o Discord cuando se lanzan varias aplicaciones en la multitarea. A esto hay que sumarle que la política de MIUI es algo restrictiva en lo que tiene que ver con la ejecución de procesos en segundo plano, en tanto que la experiencia puede verse limitada.

analisis-redmi-note-10-5g-2021-1
A la izquierda, puntuación del Redmi Note 10 5G en Geekbench. A la derecha, velocidad de escritura y lectura de las memorias en Androbench.

En lo que respecta al rendimiento de juegos y aplicaciones con gráficos, las carencias del procesador y la memoria RAM comienzan a aflorar cuando echamos mano de títulos más o menos exigentes. Y es que a pesar de que la tasa de cuadros por segundo es estable, la mayoría de juegos limitarán la configuración de gráficos a calidades medias, nunca altas o muy altas. 

analisis xiaomi note 10 5g
Configuración gráfica del Call of Duty Mobile en el Xiaomi Redmi Note 10 5G.

Es el ejemplo de títulos como Call of Duty Mobile o Asphalt 9, que limitan la calidad gráfica con la que podemos ejecutar los juegos desde el panel de configuración. Lo mismo sucede con la ejecución de cuadros por segundo: si configuramos la calidad gráfica en su máximo nivel, no podremos aprovecharnos de la frecuencia de actualización del panel, que nos permite obtener hasta 90 FPS. Vale decir que el teléfono se calienta ligeramente, sobre todo en la zona del módulo de cámaras. Nada alarmante, en cualquier caso.

analisis redmi note 10 5g 2021 3
MIUI 12 en el Xiaomi Redmi Note 10 5G.

Donde también se aprecia una falta de potencia generalizada es en la reproducción de vídeos en 2K y 4K a 60 FPS. Cuando configuramos dicha resolución en YouTube y aplicaciones de vídeo compatibles, la reproducción se ve afectada de tal manera que los FPS caen de manera drástica hasta hacer inoperable la aplicación. Algo similar sucede cuando ejecutamos YouTube a pantalla partida con vídeos en alta resolución y la sección de comentarios de la misma aplicación.

Apartado fotográfico: Xiaomi mete la tijera muy a nuestro pesar

El Xiaomi Redmi Note 10 5G se desmarca del resto de sus hermanos con un apartado fotográfico algo modesto. En concreto, el teléfono incorpora tres cámaras en su parte trasera de 48, 2 y 2 megapíxeles. La primera hace de sensor principal, mientras que la segunda dispone de una lente macro para fotografiar objetos pequeños. El tercer sensor está destinado, en teoría, a la mejora del modo Retrato.

analisis xiaomi redmi note 10 5g 3

Partiendo de este conjunto, los resultados se alejan bastante de lo que la propia marca nos ofrece en el mismo rango de precios. Las fotografías del sensor principal durante el día ofrecen un buen resultado, con una colorimetría equilibrada y un nivel de detalle correctos en la resolución en la que nos movemos (el teléfono dispara automática a 12 megapíxeles). Eso sí, el rango dinámico no es todo lo amplio que se puede esperar de un sensor principal, lo que nos obligará en la mayoría de ocasiones a recurrir al HDR en escenas con contrastes.

El resultado de no activar dicho ajuste son imágenes con cielos quemados o brillos que deslumbran la imagen durante el día. En las zonas con sombras, la falta de detalle se resuelve con un efecto mantequilla que nos da como resultado unas texturas muy planas. Esta falta de rango dinámico se ve condicionada en buena parte por el tamaño del sensor y la apertura focal de la lente: media pulgada y apertura f/1.79.

Donde también se aprecian las carencias del sensor es en la fotografía nocturna. En este escenario, la activación del modo Nocturno es obligatoria, ya que la mayoría de imágenes que se obtienen cuentan con un nivel de luminosidad bastante pobre, por no mencionar la ya citada escasez de detalle en las texturas.

En general, se aprecia un ruido que se acrecienta conforme disminuye el nivel de luz. El modo Nocturno ayuda a paliar esto en parte, si bien el resultado dista mucho de lo que se pueden obtener con el procesado de marcas como Google o Huawei, ya que el tiempo de exposición no es lo suficientemente alto. Dado que tampoco nos encontramos con un sistema de estabilizador óptico, la marca ha decidido curarse de espantos.

Todas estas carencias se hacen aún más notorias a la hora de grabar vídeo. Durante el día, el nivel de detalle y calidad de grabación son similares a los que obtenemos en las fotografías: buena interpretación de los colores y un enfoque automático relativamente rápido (en escenarios con contraluces, el enfoque es algo más lento). A pesar de no contar con estabilización óptica, el trabajo de Xiaomi con el software nos da como resultado un vídeo estable, aunque con los típicos artefactos en la iluminación de la escena que saltan a relucir durante la noche.

Es precisamente en este punto donde nos encontramos la mayor limitación del teléfono. Los resultados de los vídeos durante la noche son muy pobres: falta de enfoque, nivel de luminosidad muy bajo, artefactos visuales generados por la estabilización… En general, la experiencia es bastante mejorable si la comparamos con otros modelos de la marca en el mismo rango de precios. Otro detalle no menos importante es que Xiaomi limita la grabación de vídeo a 1080p con 30 FPS. Es decir, nada de resolución 4K y tasas de cuadros de 60 ó 120 FPS.

Toca hablar del segundo sensor, que en este caso está destinado a la fotografía macro. Por las propias limitaciones de la cámara, el único escenario donde su uso se hace recomendable es durante el día. En general, los resultados son algo anecdóticos por la falta de detalle generalizada y la dificultad para enfocar objetos de pequeño tamaño. Eso sí, cuando logramos enfocar los objetos, el resultado es curioso e incluso llamativo. Sobra decir que cuando la luz es escasa su utilización se hace impracticable.

¿Y qué hay de la fotografía en modo Retrato? El trabajo de Xiaomi con su sensor dedicado junto con el sensor principal es decente. La detección de los bordes del cuerpo se realiza de manera más o menos acertada, aunque con algo dificultad en las zonas con pelos y cabellos. La buena nueva es que la aplicación detecta automáticamente el objeto o cuerpo que queramos enfocar aunque no nos encontremos ante una persona. Todo ello durante el día, por supuesto, ya que las limitaciones del sensor principal redunda en un resultado mejorable en escenarios con baja luminosidad.

En cuanto al nivel de desenfoque, el efecto que se aplica por defecto es algo agresivo y artificial, con un bokeh muy pronunciado en términos generales. Afortunadamente, podemos ajustar dicho efecto una vez hayamos realizado la fotografía a través de las opciones de la galería.

Tras hablar de las cámaras que se encuentran en la parte trasera del teléfono, toca hablar de la cámara delantera, de 8 megapíxeles y apertura focal f/2.0. En este caso, los resultados generales se encuentran en la misma línea que los del sensor principal del conjunto de cámaras trasero: imágenes con buen detalle durante el día y con una falta de rango dinámico que nos obliga a recurrir al HDR de la aplicación.

El buen trabajo de Xiaomi con la estabilización también se traslada a este sensor, aunque el ángulo de actuación se ve recortado ligeramente, lo que nos obliga a estirar aún más el brazo para grabar vídeos. Eso sí, en interiores y escenas nocturnas, los resultados son prácticamente desechables. Lo mismo sucede con la grabación de vídeo, donde los artefactos ocupan buena parte de las escenas, algo que también se traslada a los vídeos incluso aunque activemos la grabación a 1080p.

Una autonomía que acaricia los dos días de uso y una carga rápida que no es tal

5.000 mAh es la capacidad que suple de energía a todos los componentes del Xiaomi Redmi Note 10 5G. Esta cifra nos da como resultado una autonomía cercana a los dos días de uso real. Con la pantalla configurada a 90 Hz, la autonomía ronda las 32 horas, con una media de 6 horas de uso continuado en aplicaciones como YouTube, Spotify, Discord, Gmail, WhatsApp y Telegram, además de algún que otro juego.

Si configuramos la pantalla a 60 Hz, las cifras mejoran de manera notable. Por ejemplo, con una media de 28 horas de autonomía, el tiempo de uso de la pantalla mejora hasta las 8 horas y media. Estas cifras pueden aumentar o disminuir dependiendo de las aplicaciones que empleemos, aunque por lo general, el gasto energético es regular y estable.

analisis-redmi-note-10-5g-2021-2
A la izquierda, autonomía con la pantalla configurada a 60 Hz. A la derecha, a 90 Hz.

En lo que respecta a la carga del dispositivo, Xiaomi ha dotado al terminal con 18 W de potencia máxima soportada. El tiempo total de carga se acerca a las 2 horas: 1 hora y 50 minutos para ser exactos. En 1 hora, obtendremos un 65% de la carga, dependiendo del porcentaje restante de batería con el que comencemos a cargar el dispositivo. En cualquier caso, son cifras que se alejan de lo que pueden conseguir otros modelos de la misma marca, como el Redmi Note 10 ó 10 Pro, con 33 W de potencia. Eso sí, al igual que sucede con los juegos o el uso de aplicaciones pesadas, la temperatura del teléfono se incrementa de manera notable cuando lo conectamos a la corriente.

Un sonido potente que se olvida del estéreo y los matices

La apuesta sonora del Xiaomi Redmi Note 10 5G también se ve recortada con respecto a sus homónimos. En este caso, la marca opta por un único altavoz en la parte inferior en lugar de los dos altavoces con sonido estéreo que nos encontramos en el Redmi Note 10 y 10 Pro. 

analisis xiaomi redmi note 10 5g 5

La experiencia de este es algo justa si la comparamos con estos mismos modelos. Y es que a pesar de que el nivel de volumen es lo suficientemente alto, la escasez de matices genera un sonido algo enlatado. Afortunadamente, el sonido no llega a saturar en ningún momento, aunque no se puede decir que nos encontremos ante una experiencia sonora de calidad: bajos y medios poco presentes y una profundidad inexistente. Todo esto se puede solucionar con auriculares o altavoces externos, ya que el dispositivo cuenta con un puerto de 3,5 milímetros, además de soporte para radio FM.

En este caso, el sonido obtenido por medio de unos auriculares de la misma marca es el que se espera en cualquier dispositivo con soporte de 3,5 milímetros. La experiencia obtenida con el micrófono es también algo justa, con un sonido ligeramente enlatado e incluso comprimido.

La conectividad como punto fuerte y determinante, al menos sobre el papel

La razón de ser de este modelo está relacionada con la conectividad 5G. Por desgracia, la presencia de dicha conectividad en España es bastante limitada, por no mencionar que los planes compatibles con este tipo de redes son escasos y caros. En la zona donde resido, un pequeño pueblo de Extremadura, la presencia de dicha conectividad es inexistente, en tanto que las pruebas se limitan a la red 4G.

redmi note 10 5g analisis

En este caso, el nivel de cobertura y velocidad de conexión son buenos en exteriores, aunque no tanto en interiores, donde el porcentaje cae por debajo del 50%, con todo lo que ello conlleva. Donde también existe un margen de mejora es en la conectividad WiFi, que en este caso es compatible con redes de 2,4 y 5 GHz. Aunque la velocidad de descarga y subida alcanza el límite máximo del router (100 Mbps), el tiempo que tarda en conectarse supera los 10 segundos.

En cuanto al comportamiento del resto de conexiones, las pruebas realizadas con el NFC y el Bluetooth (versión 5.1) han dado buenos resultados. Con unos auriculares true wireless de un tercero, la conexión se realiza de manera instantánea. El alcance también es bueno, con ratios de aproximadamente 10 metros entre una habitación y otra.  

Biometría: buen trabajo de Xiaomi a pesar de las expectativas

A cargo de la seguridad se encuentra en sensor de huellas que reposa sobre el botón de Encendido. Al igual que sucede con la mayoría de modelos de la compañía, el funcionamiento del sensor es excelente: buena velocidad de respuesta y un porcentaje de error casi inexistente, independientemente del ángulo con el que toquemos el botón. Eso sí, con los dedos mojados o sucios, el tiempo de respuesta es algo más largo. Es en este escenario donde podemos hacer uso del sistema de desbloqueo facial, que en este caso se sustenta en una única cámara con reconocimiento mediante software.

analisis xiaomi redmi note 10 5g 4

El tiempo de respuesta y el porcentaje de acierto harán que no tengamos que recurrir al sensor de huellas, al menos cuando la luz acompaña. Durante la noche, el sistema se muestra algo más errático, aunque llega a reconocer el rostro sin mayores problemas (también con la mascarilla). Curiosamente, el ángulo de trabajo del sensor nos permite coger el móvil de lado o incluso tumbado con respecto a la horizontal.

Conclusiones y opiniones: ¿merece la pena comprar el Xiaomi Redmi Note 10 5G?

Tras analizar todos los componentes del Xiaomi Redmi Note 10 5G, toca sacar conclusiones, que como viene siendo habitual, dependen del precio. A fecha de publicación, el teléfono se vende en la tienda oficial de Xiaomi por un precio de salida de 230 euros, un valor que se queda a medio camino entre el precio del Redmi Note 10 y el del Redmi Note 10 Pro. ¿Merece la pena decantarse por la versión con 5G? 

analisis xiaomi redmi note 10 5g 8

Si hacemos un balance de todas las características que componen el teléfono, lo cierto es que el dispositivo se sitúa justo por detrás del Redmi Note 10: una pantalla de menor calidad, un apartado sonoro menos atractivo, un diseño más sencillo y un conjunto de cámaras menos funcional y polivalente. El único argumento que puede sostener su venta tiene que ver precisamente con la compatibilidad con redes 5G. La pregunta es la siguiente: ¿merece apostar por el Xiaomi Redmi Note 10 5G únicamente por su conectividad?

Para dar respuesta a esta pregunta, tendremos que valorar la disponibilidad de la red 5G en nuestra provincia y el portafolio de tarifas disponibles en nuestro operador de telefonía. A día de hoy, lo cierto es que no supone una ventaja significativa respecto a las redes 4G más veloces, ya que la mayoría de redes operan bajo el estándar NSA (Non-Stand Alone), por lo que habrá que esperar a que se termine de desplegar la infraestructura en España para ver cómo evoluciona el mapa de cobertura.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día a +4.000 suscriptores

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.