Un DVD reciclable para pelí­culas de usar y tirar 4
Discos DVD que se autodestruyen en 48 horas. Bueno, en realidad no se autodestruyen, pero llevan una capa con componentes quí­micos que tienen la misión de «comerse» el contenido del disco en un par de dí­as, partiendo del momento en el que los sacamos de un envase «al vací­o» (sí­, como la mortadela). La firma alemana DVD-D fabrica estos discos de usar y tirar, siguiendo una vieja idea que otras empresas ya habí­an puesto en práctica en el pasado. Y siempre sin éxito.

Entre los que lo intentaron podemos recordar el caso de DivX (no confundir con DivX) y Flexplay. Excepto en el caso de DIVX, que además requerí­a un lector de discos especialmente preparado (motivo que le llevó al más absoluto fracaso), la filosofí­a es la misma: un DVD convencional tratado para que, en 48 horas, no pueda reproducirse. Unos discos que se venderí­an a precios inferiores a lo habitual (4 euros en el caso de DVD-D), en lo que serí­a un ritual parecido a alquilar una pelí­cula pero sin tener que devolverla.

Un DVD reciclable para pelí­culas de usar y tirar 4


Un DVD reciclable para pelí­culas de usar y tirar 4Para que la idea del «usar y tirar» no desemboque en un aumento de acumulación de basuras, son también reciclables. Según The Register, estos discos desechables no llevan protección anticopia (DRM), por lo que podrí­an ser copiados antes de que transcurran las 48 horas de marras. Lo que sí­ que tiene en común el DVD-D con los sistemas de protección digital es que disponemos de un plazo determinado para ver la pelí­cula, como sucede con el alquiler a través de Internet en iTunes o Filmotech.

Por el momento, en la tienda online de DVD-D aparecen tí­tulos conocidos como Scary Movie o Ciudad de Dios. El empaquetado de los discos incluye el tí­pico hueco para las perchas de grandes y pequeñas superficies. Aunque también pueden ser presentados en estantes como el de la foto de la derecha, ideal para gasolineras, estancos y tiendas de «todo a cien».

¿Tiene futuro este formato? La industria cinematográfica aún no le ha dado un espaldarazo definitivo a la distribución a través de Internet, que es mucho más práctica que el disco óptico. Pero comienza a dar algunos pasos, como el estreno simultáneo en DVD e iTunes. No obstante, puede que aún haya alguna productora o distribuidora dispuesta a seguir dando «palos de ciego».

Ví­a: CrunchGear

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.