Mi experiencia de uso tras una semana con la Samsung Galaxy Tab S5e

En Samsung han creado nuevas familias para su tableta estrella. Y es que, si has llegado hasta aquí pensando que te vas a encontrar con la nueva Samsung Galaxy Tab S5, he de decirte que tendrás que esperar un poco más para verla. En esta ocasión hablamos de su variante “e”, un apellido que ya vimos en el Samsung Galaxy S10e, y que nos indica que se trata de la versión recortada, o asequible, o light de este producto. Eso sí, tras unos días de uso puedo afirmar que ni su diseño ni su pantalla se notan recortados. De hecho son los puntos más interesantes de este aparato.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Samsung Galaxy Tab S5e

Se trata de una tableta de gama media centrada en el ocio y también con potencial para la productividad o el trabajo. Cuenta con una pantalla de 10,5 pulgadas SuperAMOLED, y su batería asciende hasta los 7.040 mAh. Su conectividad está actualizada con Bluetooth 5.0 o posibilidad de conectarse a redes WiFi de 5Ghz, pero no cuenta con puerto para auriculares mini jack 3,5mm. Eso sí, su diseño sobre sale por encima de todos los puntos de su ficha técnica, sobre todo porque alcanza la delgadez de 5,5 milímetros.

CARACTERÍSTICAS DE LA SAMSUNG GALAXY TAB S5E

Pantalla10,5 pulgadas con resolución Quad HD+ (2.560 × 1.600 pixeles), ratio 16:10 y tecnología Super AMOLED
Cámara principalSensor principal de 13 megapixeles con capacidad de grabación a 4K y 30 FPS
Cámara para selfiesSensor principal de 8 megapixeles
Memoria interna64 o 128 GB de almacenamiento
AmpliaciónHasta 512 GB a través de tarjetas micro SD
Procesador y memoria RAMSnapdragon 670 y Adreno 6154 y 6 GB de RAM
Baterí­a7.040 mAh con carga rápida
Sistema operativoAndroid 9 Pie bajo la capa de personalización de Samsung Experience
ConexionesWiFi 802.11 a/b/g/n/ac, Bluetooth 5.0, GPS + GLONASS y USB tipo C 3.1
SIMNanoSIM
Diseñoaluminio y metal

Colores: Dorado, Plateado y Negro

Dimensiones245 x 160 x 5,5 milímetros y 400 gramos
Funciones destacadasCompatibilidad con Samsung DeX, 4 altavoces de AKG integrados y más de 14 horas y media de autonomía
Fecha de lanzamientoDisponible
PrecioWIFI: 439 € (64 GB) / 509 € (128 GB)
4G: 499 € (64 GB) / 569 € (128 GB)

 

Pero ¿es solvente? ¿Aporta más que cualquier otra tableta algo desfasada? ¿Por qué cuesta 440 euros? La he probado durante más de una semana, aprovechando sus virtudes incluso para trabajar con ella. Aquí te cuento qué me ha parecido.

Antutu

Diseño fino y seguro

Ojo Apple, Samsung viene pisando fuerte en el ámbito del diseño con su nueva generación de Galaxy Tab. Y es que no se puede decir otra cosa cuando se sostiene la Samsung Galaxy Tab S5e en las manos. Sorprende, y mucho. Y es que su cuerpo es realmente fino, más incluso que los móviles topes de gama del momento. Solo 5,5 milímetros, aunque hay que decir que de sus estilosas curvas o su minimalista superficie trasera sobresale la cámara ligeramente.

diseño fino y seguro

Sus medidas son compactas  (245.0 x 160.0 x 5.5), pero es su cuerpo metálico y sobre todo ligero de 400 gramos lo que me ha hecho disfrutar de la experiencia de ver series o jugar durante un tiempo con esta tableta en las manos. Eso sí, como es habitual en los dispositivos de Samsung, el acabado es de alta calidad. Se nota cuando paso los dedos por sus contornos redondeados, o cuando muevo la tableta en las manos: puede ser ligera, pero se siente robusta y resistente.

En su frontal, la pantalla aprovecha aún más que en la Tab S4 el cuerpo de esta tableta. En otras palabras: sus 10,5 pulgadas de pantalla cuenta con marcos más delgados. Lejos del todo pantalla de los móviles, pero con el sentido de manejar y sujetar esta tableta cómodamente sin realizar pulsaciones involuntarias.

Su diseño me ha recordado al iPhone 6 cuando me he fijado en las líneas traseras de la parte superior e inferior que rompen con el diseño metálico. Son las ya clásicas bandas que permiten una mejor conexión para las antenas internas del dispositivo a través de la carcasa de metal. Aun así su simetría, y de nuevo, su extrema delgadez es lo que me han conquistado en el aspecto del diseño. Ahora bien, no todo es positivo: esta tableta ha perdido el puerto para auriculares, aunque Samsung se ha preocupado de incluir un adaptador USB tipo C a mini jack 3,5 mm en la caja. Tampoco me gusta que la cámara sobresalga del cuerpo. Aunque tiene cierto componente estético, no deja de ser un peligro si usamos esta tableta sin funda.

Para ver Netflix y para trabajar

No voy a mentir. El único interés que veo en una tableta, a título personal, es el del ocio. Dejar el móvil de lado para ver películas y series, o leer en una pantalla más grande es el único sentido que le doy. Y para que deje el móvil de lado tengo que encontrarme con una buena pantalla, un diseño cómodo y evitar las distracciones habituales de un móvil. Puntos que esta Samsung Galaxy Tab S5e cumple sobradamente.

netflix

Por un lado está la pantalla de 10,5 pulgadas. Seguramente no sea el mejor panel de Samsung. Pero es que no deja de ser un panel SuperAMOLED de Samsung. Así que los colores, el brillo y el contraste son de sobresaliente. Su tamaño es para uso individual, pero es que es más que lo que necesito para ver Netflix con todo lujo de detalle. Su resolución máxima es de 2560 x 1600 píxeles, así que es ideal para ese tamaño de panel. Series, películas y juegos se ven de lujo. También se lee bien en una pantalla así, pero la experiencia quizá pueda hacerse algo más incómoda debido al tamaño del dispositivo, que no deja de ser más grande que un libro de tinta electrónica.

asphalt 9

No he querido explotar al máximo sus posibilidades gaming con juegos como Fortnite. No tiene sentido para mí jugar a este tipo de juegos en una pantalla tan grande cuando su interfaz es tan compleja. Ahora bien, jugar a títulos más sencillos como Asphalt 9 o incluso Candy Crush es un alarde visual y colorista en esta pantalla. Y todo ello sin tirones ni retrasos. Claro que de un procesador de 8 núcleos de 64 bit y 6 GB de memoria RAM no esperaba menos. Pero es que donde se saca el verdadero partido a todo esto es en su modo trabajo.

tableta

Y lo mismo que digo con el ocio lo digo con la productividad: sin un teclado y sin un ratón me resulta especialmente incómodo ponerme a trabajar. Nada de teclados virtuales ni fundas sin teclas físicas. Lo bueno es que, junto a la Samsung Galaxy Tab S5e que nos han prestado, hemos recibido una funda-teclado compatible. Y es la mejor funda-teclado que he probado hasta la fecha. Más que suficiente para, al menos, pasarte varias horas tecleando en cualquier lugar sin perder la paciencia o las formas. Es magnética y puede usarse como soporte de atril. Pero es el recorrido de sus teclas, que se asemejan a las de un portátil notebook, lo que me han convencido para escribir esta reseña en el propio dispositivo. Bueno, este teclado y la plataforma Samsung DEX.

Samsung Galaxy Tab S5e

El Samsung DEX que todos merecíamos

Es la clave de la productividad en esta Galaxy Tab S5e. Y es que, junto al teclado, esta característica puede convertirle en un auténtico ordenador. Samsung DEX cambia la interfaz de modo tableta a modo ordenador. Incluso cuando sigue siendo una tableta Android con aplicaciones de Google Play Store más propias de un móvil que de un ordenador. El caso es que cambia la disposición de las aplicaciones, las notificaciones y las indicaciones como el reloj o la batería a una barra en la parte inferior. Sí, justo como en los ordenadores Windows. No es que sea la decisión más cómoda del mundo, pero en mi cerebro ya predispone todo para trabajar, con un escritorio que parece de ordenador.

trabajar

Así, puedo pinchar directamente en la aplicación de notas y ponerme a redactar. Pero lo interesante es habilitar el sistema de multiventana. De nuevo, como en Windows, podemos abrir varias aplicaciones y moverlas por el espacio del escritorio en ventanas sueltas. Muy útil para ver una información o documento de un correo de Gmail mientras tomas notas en Word o en Documentos de Google, por ejemplo. En mi caso lo he usado para trabajar con documentos de texto y páginas de Internet, y el resultado ha sido satisfactorio. Eso sí, escribir en un teclado pequeño con la pantalla tan abajo no es cómodo ni ergonómico si lo haces durante horas. Pero esta Galaxy Tab S5e puede ser una solución de movilidad para trabajar en viajes y lugares donde no tienes tu ordenador a mano.

Samsung Dex

Por cierto, un punto a favor es que el puerto USB tipo C es capaz de soportar adaptadores para conectar ratones. Y así sí. Sí se puede trabajar con teclado y ratón y esta tableta.

 

Lector de huellas y conectividad actualizada

Una de las cosas que me ha sorprendido es que Samsung haya decidido sacrificar el puerto para auriculares jack 3,5 milímetros. De esta manera, si buscamos alrededor del estrecho cuerpo de la Galaxy Tab S5e solo encontramos el puerto USB 3.1 tipo C. Para carga y para datos. Y, como ya he comentado, para todo lo que se pueda necesitar más allá en materia de periféricos: ratones, tarjetas SD, pendrives, etc. Todo ello mediante adaptadores o con conectores USB tipo C, claro está. Algo que solo ofrece aún más versatilidad al dispositivo, siempre y cuando no queramos usar sus redes inalámbricas.

Lector de huellas

Detalle lateral

Porque también tiene conexión inalámbrica. Su WiFi es AC, y puede conectarse a bandas 2,4 o 5 Ghz. Además, si lo necesitas, existe un modelo con conectividad LTE mediante la típica tarjeta SIM, con una bandeja extraíble donde colocarla, junto a la tarjeta MicroSD si es que necesitamos espacio de almacenamiento extra. Por supuesto cuenta con Bluetooth 5.0, que ha solventado, en mi caso, la carencia del puerto de auriculares y diferentes sistemas de GPS para contar con información de ubicación en cualquier momento.

conexiones actualizadas

Puerto USB

No me olvido de la conexión de pines de su lateral. Un punto clave para usar el teclado-funda que se puede comprar como periférico. Eso sí, olvídate de usar los teclados compatibles con la Samsung Galaxy Tab S4. En este caso hay un formato diferente que nos impide reutilizar estas herramientas.

Un ordenador de carga rápida

La batería de esta Samsung Galaxy Tab S5e es amplia. Sus 7.040 mAh dan para unas cuantas horas de uso. Según Samsung el dispositivo soporta hasta 9 horas de uso conectado a una red WiFi. Claro que este dato es estimado, y siempre depende de cómo se use, qué herramientas se utilicen. En mi caso el trabajo no ha sido continuado. He podido aprovechar durante unas horas sus posibilidades como pseudo portátil, y luego seguir mi experiencia como tableta durante unas cuantas horas más.

batería

Al ser utilizado como herramienta complementaria a un ordenador real, no me he visto limitado en ningún momento por su carga. Eso sí, siempre lo he usado en casa durante estos días, por lo que he aprovechado el cargador cuando lo he necesitado. Lo bueno es que, con su tecnología de carga rápida, he contado con libertad para moverme por casa sin estar siempre pendiente del cable. Cable que, por cierto, resulta demasiado corto para trabajar conectado a un enchufe que no esté pegado a una mesa. Pero lo bueno es que no he notado que se caliente demasiado cuando he trabajado cargando la tableta.

autonomía

Conclusiones

En definitiva, tras una semana de diferentes pruebas, me queda claro que las aspiraciones de la Samsung Galaxy Tab S5e van más allá de ser una mera tableta para ver Netflix. Cosa que, gracias a su pantalla SuperAmoled de 10,5 pulgadas se ve realmente bien. Y no me olvido de sus cuatro altavoces y sonido Dolby Atmos con sensación envolvente.

conclusiones

Pero es su diseño físico y la cualidad de reordenar su interfaz con Samsung DEX como un ordenador lo que me ha llamado la atención. Y es que una tableta Android como esta, que no cuenta con el procesador más avanzado del mercado, pero sí con la solvencia que ofrecen 6GB de RAM, puede llegar a ser realmente versátil. Siempre y cuando nos hagamos con un teclado para trabajar en ella como un ordenador notebook. Es ligera y realmente fina, y potente para mover documentos y páginas de Internet. Eso sí, tenemos que estar acostumbrados a trabajar con aplicaciones y no con los programas de ordenador. Aunque en entornos como Microsoft Word la línea cada vez se desdibuja más.

samsung tuexperto

Solo cuenta con un puerto USB 3.1 de tipo C, y esto puede ser algo que limite sus posibilidades como ordenador. Pero he comprobado que se soluciona con un dongle o adaptador. Pendrives, ratones y cualquier otro periférico tienen cabida. Y esto, además de los acabados de su diseño y su rendimiento justifican sus 440 euros de precio. Caro para una tableta al uso, sí. Pero esta Galaxy Tab S5e puede ser mucho más.

Otras noticias sobre... , ,