Lo de llevarse trabajo a casa está a la orden del dí­a. O, si hacemos caso a algunos teóricos, el teletrabajo será pronto una realidad presente en nuestras vidas. Al final, montar un despacho en casa puede resultar útil. Para los que no quieren ocupar una habitación en el hogar, pero tienen un patio o un jardí­n, la firma británica OfficePOD propone como solución un habitáculo modular con el mismo nombre. Una especie de cabina-oficina para montar en un jardí­n, por ejemplo.

El invento es atractivo, sí­, pero tiene como principal inconveniente que ha sido concebido para el jardí­n. Tal vez la mayorí­a de hogares en Reino Unido dispongan de uno, pero lo cierto es que en nuestro paí­s no es lo habitual. Por otra parte, si tenemos en cuenta que sus dimensiones son de 2,1 x 2,1 metros y su diseño modular, quizás sea posible su montaje en una terraza

La compañí­a en primer lugar acude a la casa del potencial cliente y lleva a cabo un estudio del entorno para decidir cuál es la mejor ubicación para OfficePOD. Luego, se encargan de su instalación. Y lo que es muy importante, se comprometen a dejarlo todo limpio y ordenado.

La unidad dispone de un escritorio y, por supuesto, de suficiente espacio y silla. La energí­a la toma del propio hogar o, en caso de que exista, del garaje. Admite un sistema de cableado para acceder a Internet o al teléfono si no se dispone de conexión WiFi.

Officepod05 [Tuexperto]

Los británicos aseguran que su producto es de naturaleza ecológica. Para su construcción, se han empleado materiales reciclados. Además, mantiene un consumo bajo gracias a su sistema de aislamiento y a su tecnologí­a para enfriar el ambiente durante los dí­as de calor. No sólo eso sino que, según la compañí­a, un estudio independiente ha demostrado que trasladar el trabajo a OfficePOD reduce las emisiones de CO2 entre un 46 y 67%.

Los que quieran disfrutar del escueto espacio que ofrece OfficePOD, primero tendrán que mudarse a Reino Unido. Sin embargo, si al final se extiende, a este paso sólo necesitaremos otro dispositivo más como el DVE Telepresence para que en la oficina no se nos vea el pelo. Al menos, fí­sicamente.

Ví­a: Punto Geek