Bytelight, una lámpara fabricada con 54 placas de memoria RAM 4

Reciclar no es sólo sinónimo de tirar desechos en sus correspondientes cubos. Al menos, era otro  concepto el que tení­a en la cabeza el norteamericano Ross W. Orr cuando reutilizó 54 placas de memorias RAM para construir su propia lámpara.

Orr consiguió semejante número de placas después de trabajar en un local de beneficiencia. Su cometido consistí­a en arreglar viejos ordenadores para luego venderlos en el rastrillo benéfico que organizaba el centro. Una de las cosas que hací­a era sustitutir las memorias RAM de 1 ó 2 MB por otras de mayor capacidad. No sabemos si por nostalgia o por un incipiente sí­ndrome de Diógenes, decidió quedarse con las viejas.

Bytelight, una lámpara fabricada con 54 placas de memoria RAM 4

Años después ha construido con ellas su propia lámpara y la ha bautizado como Bytelight. Según Ross W. Orr, el procedimiento es sencillo. Utilizó una caja estrecha con lámparas fluorescentes y luego empleó silicona para pegar los circuitos en el frontal. Lijó los lados y, ¡listo! Obtuvo un objeto de decoración a lo Matrix.

El trabajo de Orr recuerda al que llevó a cabo en su dí­a el holandés Patrick Schuur cuando fabricó un armario con sus viejas cintas de cassette.

Bytelight, una lámpara fabricada con 54 placas de memoria RAM 4

Así­ que si alguien tiene todaví­a en su casa algo viejo u obsoleto, que se lo piense dos veces antes de deshacerse de ello. A lo mejor puede reutilizarse para crear un mueble con un diseño original y sorprendente.

Ví­a: Gizmodo

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...