iPod Video Goggles, una pantalla pegada a nuestros ojos 3Ya lo decí­a Juan Marcelo en SER Digital hace unas semanas. El problema de los reproductores portátiles de ví­deo, esos que llaman MP4, es que tienen pantallas pequeñas. Tan pequeñas que nos asombran las 3,5 pulgadas que tiene el nuevo iPod Touch. La solución a este problema podrí­a estar en unas gafas con pantalla interna. Unas gafas que transmiten virtualmente la visión de una gran pantalla. Un ejemplo de esta idea son las iPod Video Goggles.

En la página del producto no aparece el tamaño real de la pantalla de cristal lí­quido, pero afirman que, al estar tan cerca de los ojos y ocupar casi todo nuestro campo de visión, parece que estuviéramos mirando una pantalla de 24 pulgadas a dos metros de distancia. Eso sí­, la resolución de las imágenes es de sólo 320 x 240 pí­xeles, con 24 bits de color. Muestra entre 25 y 50 imágenes por segundo, como los estándares de la tele convencional (algo parecido a las gafas que inventó Sony hace diez años)

iPod Video Goggles, una pantalla pegada a nuestros ojos 3Curiosamente, estos visores funcionan exclusivamente con el iPod Video, que es la versión anterior del actual iPod Classic. No sabemos si serán compatibles con el nuevo iPod Nano, que ahora reproduce ví­deo, pero afirman que no funciona con el iPhone (que, por cierto, no lleva salida de ví­deo) ni con otros dispositivos. Al menos llevan los auriculares incluidos y no necesitan baterí­a, ya que se alimentan directamente del propio iPod, con lo que bajarí­a un poco la autonomí­a del reproductor.

Su precio (aquí­ está lo bueno) es de 200 dólares (unos 144 euros), además de los gastos de enví­o que supondrí­a traer un par de estas gafas a España. Inconvenientes: lógicamente, mientras las usamos no vemos nada a nuestro alrededor, lo cual es un gran problema a la hora de caminar por la calle, por ejemplo. Es como llevar el look del Teniente LaForge de Star Trek, que es ciego pero usa unas gafas muy parecidas que le permiten ver mejor que alguien sin problemas de visión. Con estas gafas, en cambio, iremos a ciegas, pero podremos ver nuestra serie televisiva favorita. Menos da una piedra.

Ví­a: thinkgeek

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.