TP-Link LS108G, un switch para mejorar la conexión a Internet de tu casa

tuexperto RECOMENDADO 300Los switch son como el patito feo de la tecnología. Gadgets que no son vistosos (ni tienen por qué serlo), y que si son buenos los enchufarás una vez y te olvidarás por completo de que existen durante años. Su trabajo es oscuro y silencioso, pero gracias a ellos puedes mejorar y mucho la calidad de tu red WiFi. Es el caso de los switch TP-Link LS108G  y TP-Link LS105G, dos equipos con características similares pero que se diferencian en el número de puertos Ethernet disponibles. Ocho en el caso del TP-Link LS108G y cinco en el TP-Link LS105G. Los puedes encontrar en tiendas por precios muy reducidos de apenas 23 euros para el LS108G y 15 euros para el LS105G. Te contamos las principales claves de los dos modelos y te explicamos el modo en el que pueden ayudar a mejorar la calidad de la red de Internet que tienes en casa o en el despacho.

Ficha técnica

TP-Link LS108G y TP-Link LS105G
Puertos 8 puertos 10/100/1000Mbps en el TP-Link LS108G
5 puertos 10/100/1000Mbps en el TP-Link LS105G
Tecnologías Green Technology
802.3X Control de Flujo
802.1P/DSCP QoS
Ventiladores Sin ventiladores
Diseño Carcasa de metal ultraligera
Indicadores LED de funcionamiento
Medidas 158 x 99.1x 25 mm en el TP-Link LS108G
99.8 x 98 x 25 mm en el TP-Link LS105G
Consumo de energía Consumo máximo de 3.7W en el TP-Link LS108G
Consumo máximo de 2.7W en el TP-Link LS105G
Tabla de direcciones MAC 4K / 2K
Fecha de lanzamiento Disponible
Precio 23 euros el TP-Link LS108G
14 euros el TP-Link LS105G

 

TP-Link-LS108G caja

¿Qué es un switch y para qué sirve?

La pregunta del millón. Los switch sirven para conectar diversos dispositivos a la red a través de cable. Lo mismo que los puertos del router que tienes en casa o en el despacho, pero con dos diferencias fundamentales. Una gestión más avanzada del flujo de tráfico y una mayor cantidad de puertos disponibles. Y es que seguramente ya habrás notado a estas alturas que te faltan puertos para conectar gadgets en casa: la videoconsola (o las videoconsolas), el descodificador, las luces inteligentes, el disco duro en red…

TP-Link-LS108G detalle puertos

Existen dos tipos de switch: los gestionables (proporcionan capacidades más completas de control en la red vía interfaz web y/o utilidad) y los autogestionables. Los TP-Link LS108G y TP-Link LS105G son de este último estilo, ideales para el hogar o para una empresa o despacho pequeño.  Cuentan con ocho y cinco puertos respectivamente. Tienes que tener en cuenta que uno de estos puertos es el que se usa para conectar el router, mientras que el resto sirven para conectar los diversos equipos que tengas al alcance por medio de un cable Ethernet. Que un switch sea autogestionable significa que después de que conectes los equipos te podrás despreocupar por completo, a menos de que haya algún problema de red o en los cables que estés usando. Pero lo normal es que apenas vayas a interactuar con el dispositivo a lo largo de su tiempo de vida.

TP-Link-LS108G nombre modelo

¿Cuáles son las claves de los TP-Link LS108G y TP-Link LS105G?

En primer lugar, la velocidad. Los dos switch de TP-Link son compatibles con los estándares de Ethernet de 10/100/1000Mbps. Es decir, que pueden transmitir datos a una velocidad máxima de hasta 1.000 megabits por segundo. Esto depende por supuesto de la velocidad propia de la fibra que tengamos en casa, pero es útil tanto si tienes una conexión muy rápida ahora como si dentro de pocos años quieres aprovechar las conexiones más rápidas que lancen las operadoras sin tener que cambiar de switch.

TP-Link LS108G switch

Estos switch pueden auto-negociar en cada puerto, es decir, existe una comunicación automática con cada dispositivo en la que se determina la velocidad máxima a la que va a transmitir la información y si esta es half-duplex o full-duplex. Es decir, si los dos son capaces de transmitir y recibir información al mismo tiempo (full-duplex) o si uno transmite y el otro recibe en cada momento (half-duplex).

TP-Link-LS108G caja

Puesta en marcha y consumo de energía

Una de las grandes ventajas de los switches TP-Link LS108G y TP-Link LS105G es ser plug&play, es decir, que basta con conectarlos al router a través de uno de los puertos Ethernet y después conectar los dispositivos que vayan a formar parte de la red cableada. Sin necesidad de realizar ningún tipo de gestión extra. Los propios switch son capaces de priorizar el tráfico entre los equipos según las necesidades de ancho de banda que exista para cada uno y son compatibles con las tecnologías de gestión de flujo 802.3X y con 802.1P/DSCP QoS. Con este tipo de QoS (calidad de servicio), el switch es capaz de identificar hasta ocho tipos de tráfico distintos y sus necesidades. Entre ellos, el visionado de vídeo, tareas de segundo plano, aplicaciones críticas o llamadas a través de la red. Además, cuentan con la tecnología Green Ethernet, con la que se consigue ahorrar energía. En concreto, el consumo de potencia máximo asciende a los 3.7W. Dicha tecnología funciona adaptando el consumo de energía de cada puerto a la longitud del cable Ethernet que estemos usando y el propio estado del enlace.

TP-Link-LS108G con mano

Diseño muy compacto y elegante

El TP-Link LS108G cuenta con un diseño muy compacto, en una sola línea. A lo largo ocupa un poco más de espacio del suficiente para albergar ocho puertos Ethernet. Para que te hagas una idea, el Samsung Galaxy S20 Ultra es un poco más largo que este switch. Al estar en una sola línea, también es bastante bajo, con solo dos centímetros y medio de grosor. Este formato lo hace ideal para tenerlo sin problemas en uno de los rincones del mueble donde tengamos colocado el router. En cada uno de los puertos contamos con un pequeño indicador LED con el que podemos saber si está enviando tráfico al equipo conectado o si hay algún problema de conexión (por ejemplo, que el cable Ethernet no esté funcionando bien).

Estamos ante un diseño sin ningún tipo de ventilador, lo que asegura un funcionamiento silencioso. Para evitar que se sobrecaliente, cuenta con un sistema de rejilla en los dos laterales para disipar rápidamente el aire caliente. Su exterior está protegido por una carcasa metálica en un bonito color azul. Casi da pena que no esté siempre a la vista. En el caso del TP-Link LS105G, el formato es todavía más compacto, también en una sola línea y con un largo de diez centímetros. Aunque solo hemos probado el modelo mayor, el diseño es idéntico tanto en el color como en la construcción de la carcasa.

TP-Link LS108G dedo

Precio y opiniones

Tanto el TP-Link LS108G como el TP-Link LS105G están ya en tiendas, por un precio de 23 euros para el modelo de 8 puertos y de 15 euros para el modelo de 5 puertos. Te interesa hacerte con uno de estos modelos si tienes montado en casa un buen lío de equipos en el salón (por ejemplo, la propia Smart TV, la consola, un disco duro en red, un punto de acceso WiFi, una Raspberry…) o si cuentas con una pequeña empresa o despacho y quieres disfrutar de una buena experiencia de red sin cortes a través de varios equipos conectados. Aunque no son un gadget que destaque por su diseño, se trata de un dispositivo muy útil y económico que te va a dar juego durante años.

TP-Link-LS108G-04

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,