Acer Swift 5, lo hemos probado

Acer Swift 5 sello

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Acer se ha empeñado en convertirse en el campeón de los pesos pluma. Y a fe que lo está consiguiendo. Su Acer Swift 5 es uno de los portátiles más ligeros del panorama en el formato de 14 pulgadas, con tan solo 970 gramos de peso. Pero lo que es más interesante, lo consigue sin renunciar a varias caracterí­sticas que suelen desaparecer de la ecuación en estos dispositivos. Como la presencia de un puerto HDMI de tamaño completo y dos puertos USB. Y sin perder resistencia, gracias al uso de un chasis de aleación de magnesio y litio. El precio de partida de este equipo se sitúa en los 1.100 euros. Hemos tenido la ocasión de ponerle las manos encima. Te contamos cuál ha sido nuestra experiencia.

Acer Swift 5 logo

tuexperto Recomenadado

Ficha técnica del Acer Swift 5-SF514-52T

Pantalla Pantalla IPS de 14″ con resolución Full HD
Procesador Intel Core i5-8250U con cuatro núcleos a 1,6 GHz (máx. 3.4 GHz)
Memoria RAM 8 GB
Tarjeta gráfica Intel Graphics 620
Audio Dos altavoces
Memoria interna SSD de 256 GB
Baterí­a Baterí­a de 2 celdas, en torno a 4 horas de uso normal
Sistema operativo Windows 10 Home
Conexiones WiFi 802.11 ac, Bluetooth
Puertos
2 x USB 3.0, 1 x USB tipo C, 1 x HDMI
Colores Azul
Dimensiones 329 mm x 228 mm x 14,90 mm (970 gramos)
Funciones destacadas Lector de huellas dactilares
Fecha de lanzamiento Disponible
Precio Desde 1.100 euros

 

¡Viva el magnesio!

Dicen que el magnesio es bueno para reforzar el cuerpo. Y en el caso del Acer Swift 5, su cuerpo de aleación de magnesio y litio hace verdaderas maravillas. Hablamos de un portátil de 14 pulgadas en solo 970 gramos, algo que esta al alcance de muy pocos. Si todaví­a tení­as la imagen de Acer unida a equipos grandes, robustos y sencillos, el Swift 5 es uno de los modelos que vienen a quitarte esa imagen de la cabeza.

Lo más interesante del caso es que, al contrario que en el Acer Swift 7, la compañí­a taiwanesa ha renunciado a crear un portátil tan fino como un lápiz. El Swift 5 es el doble de grueso (20 milí­metros por 10), pero eso no es necesariamente algo malo. Al contrario, me parece un completo acierto. Significa mantener puertos USB de tamaño completo, y un puerto HDMI de tamaño normal. Y significa una mayor superficie para crear resonancia y obtener una experiencia de audio muy notable en un portátil. Tanto por su potencia, como por la calidad del audio. Este sistema Dolby Audio es una de las gratas sorpresas del Swift, sobre todo si no eres un audiófilo pero quieres disfrutar de una buena experiencia al ver pelí­culas o escuchar música.

Acer Swift 5 dolby audio

Eso sí­, no te recomiendo que pongas el volumen al máximo porque el cuerpo del portátil vibra bajo las teclas y la zona para apoyar las palmas. Es ahí­ donde uno se da cuenta de que este modelo podí­a haber sido bastante más fino si lo hubiera querido Acer.

Acer Swift 5 lateral

Un portátil elegante y señorial

El Acer Swift 5 es un portátil que no tiene ese efecto “wow” en su diseño. Pero enseguida te das cuenta de que estás ante un modelo premium. La sensación que genera es muy premium, con la bisagra metálica que ocupa casi todo el ancho de la parte frontal. Dicha bisagra tiene una curiosa forma hexagonal y el logo de Swift grabado en una de sus caras. Al margen del impacto visual, que es muy bueno, la gran ventaja de esta bisagra es que es dota de bastante robustez al modelo. Es verdad que al dejar algo de espacio por los dos lados la pantalla tiembla ligeramente al teclear de una forma más potente. Y para los usuarios más exigentes puede resultar un hándicap.

Acer Swift 5 bisagra

Por contra, es lo bastante fuerte como para mantener sin problemas el panel en distintas posiciones hasta tumbarlo sobre la mesa. Personalmente, agradezco mucha esta versatilidad ya que es una ventaja si vas trabajando en el coche o si estás acostumbrado a colocar el portátil sobre las piernas. El color elegido es el gris oscuro con un toque azulado, que también llega a las propias teclas del teclado. Personalmente, me gustan los portátiles que mantienen esta uniformidad de color entre el teclado y el resto.

Acer Swift 5 teclado

Un teclado al que es fácil adaptarse

Hablando del teclado, el Acer Swift 5 cumple con buena nota en este apartado. Las teclas están bien separadas y me gusta mucho tanto el tamaño como la posición de tres teclas capitales como son Intro, Delete y Shift. Estas se colocan en el extremo derecho del teclado. Puede parecer lo más lógico, pero hay fabricantes que optan por colocar las teclas de dirección a la derecha del todo. Lo que no me termina de convencer tanto es que el botón para apagar el ordenador se encuentre justo por encima, donde muchas veces se sitúa la tecla de suprimir. Esto puede provocar algún que otro despiste hasta que nos acostumbremos del todo.

El gris oscuro de las teclas contrasta con el color entre amarillo y marrón con el que se ha dotado a las letras. números y funciones. Es un color que se ve bien en contraposición, pero que (personalmente) me genera la sensación de estar ante un portátil de otra época. Como no podí­a ser de otra forma, está retroiluminado, aunque con solo una posición disponible. Cuando las luces están encendidas el color de las letras es más atractivo y recuerda al oro viejo de las luces de las farolas antiguas.

También destaca la inclusión de un lector de huellas. Cada vez son más los modelos que cuentan con este sistema de identificación alternativa. Un extra de seguridad que viene bien si no quieres andar introduciendo la contraseña cada vez que enciendas el portátil.

Prueba de memoria interna Acer Swift 5

Buena memoria interna

En las entrañas de este modelo se encuentra una memoria de tipo SSD con 256 GB de almacenamiento. En principio, una capacidad suficiente si se hace un uso normal del equipo. He puesto a prueba el Acer Swift 5 a través de la aplicación CrystalDiskMark. Como se puede ver en la captura superior, el portátil alcanza una velocidad de lectura de 520 MB/S y una velocidad de lectura de 495 MB/s. Se trata de cifras bastante buenas, aunque no se coloca entre las memorias más potentes. Por cierto, en caso de necesitar más espacio habrá que optar por un disco duro externo o una memoria USB, ya que en este caso no hay una ranura para tarjetas microSD. Este es uno de los pocos puntos flojos que le he encontrado al portátil en materia de conexiones (pero que está muy bien compensado con la presencia de puertos USB completos y HDMI).

Acer Swift 5 pantalla

Pantalla brillante con funcionalidad táctil

El Acer Swift 5 usa una pantalla de tipo IPS. Esta tecnologí­a está presente en una gran cantidad de paneles tanto de portátiles y monitores como de móviles. Una de sus principales ventajas estriba en sus buenos ángulos de visión, de hasta 178 grados tanto en horizontal como en vertical. Por otra parte, el panel de este modelo es táctil. La respuesta es bastante fina y ágil, pero me da la impresión de que la pantalla está algo hundida con respecto a los marcos. Esta diferencia de altura pasarí­a desapercibida si no fuera porque los iconos de las apps y del menú de inicio están muy pegados al borde. Eso provoca que a veces se haga un poco más difí­cil acceder a ellos.

Claro que si eres como yo y usas este equipo casi siempre como un portátil al uso, no tendrás mayor problema. Lo que sí­ destaca en este panel es un buen nivel de brillo para poder ver sus contenidos incluso al aire libre. También se tratan bastante bien los reflejos, aunque siguen siendo una molestia con el impacto de una fuente de luz. Con todo, es verdad que la alternativa de apostar por una pantalla mate le quita mucho encanto a ver pelí­culas y ví­deos. La resolución se sitúa en Full HD de 1.920 x 1.080 pí­xeles. Personalmente, creo que es más que suficiente para disfrutar de la experiencia que puede ofrecer un portátil de este tipo.

Procesador Intel Core de octava generación

El Swift 5 se sitúa un paso por debajo del Acer Swift 7. En vez de un chip Intel Core i7, apuesta por un modelo Core i5. En este caso concreto, un Core i5-8250U, con cuatro núcleos funcionando a 1,60 GHz y capacidad de llegar a velocidades de hasta 3,4 GHz en momentos de necesidad. El procesador se combina con una memoria RAM de 8 GB, un valor habitual en ultrabooks de este rango de precio. En verdad, si vas a usar el equipo para usar aplicaciones de ofimática, navegar y ver ví­deos por Internet, es difí­cil que notes la diferencia. Los usuarios que necesiten más potencia pueden optar por su hermano mayor Swift 7.

Autonomí­a de cuatro-cinco horas en un uso normal

Es lo que me ha aguantado de media este ultrabook con el brillo en torno al 80%. La compañí­a taiwanesa habla de hasta ocho horas de uso, pero hay que tener en cuenta que rara vez se cumplen las cifras oficiales. Personalmente, me ha parecido que este equipo se acerca más a la cifra teórica que otros modelos que he probado en los últimos tiempos, algo de agradecer. Además, se trata de un tiempo bastante competitivo que nos puede dar para aguantar un vuelo internacional o un viaje largo en tren.

Acer Swift 5 vision general

Precio y opiniones

El Acer Swift 5 de este año tiene un precio muy competitivo de 1.100 euros. Existen modelos con mayor potencia y capacidad de memoria, pero en este caso su precio se dispara hasta superar la barrera de los 1.500 euros. Por poco más de 1.000 euros, tenemos un portátil táctil con un diseño realmente atractivo, capaz de albergar una pantalla de 14 pulgadas en menos de un kilo de peso. En este punto, hay pocas propuestas en el mercado que puedan competir de tú a tú con el Swift 5, como por ejemplo los LG Gram (que todaví­a tienen que pasar por nuestras manos).

Me ha gustado mucho lo equilibrado de la propuesta, no hay ningún apartado del Swift 5 que flojee, y los peros que se le pueden esgrimir a este equipo no desmerecen el resultado final. Entre estos nombrarí­a la altura de los marcos respecto a la pantalla táctil o la falta de una ranura para tarjetas microSD. Claro que a cambio tenemos dos puertos USB de tamaño completo y un puerto HDMI. No es un portátil con gran baterí­a pero sí­ cumple de forma razonable y no te dejará tirado. En definitiva, una propuesta muy atractiva que me ha dejado un buen sabor de boca.

Acer Swift 5

Noticias relacionadas

Otras noticias sobre... , ,