Samsung|23 septiembre 2016 7:09 pm

Samsung Pay, así es el sistema de pagos con móviles Samsung


Samsung Pay

tuexperto recomiendaEl pasado 2 de junio se puso en funcionamiento en nuestro país el servicio de pagos a través del móvil Samsung Pay.  Aunque de momento su despliegue está siendo algo lento, el servicio ha sido todo un éxito, ya que, según datos de la compañía, se han realizado cerca de 100 millones de transacciones a nivel mundial. Samsung Pay permite a los poseedores de ciertos terminales Samsung realizar pagos a través del móvil en prácticamente cualquier establecimiento que admita pago con tarjeta contactless. Un sistema de pago cómodo y seguro que utiliza la huella dactilar como método de identificación, además de una serie de cifrados para garantizar la seguridad de nuestros datos. Sin embargo, todavía no es un servicio perfecto, siendo su mayor defecto estar disponible solo con ciertos terminales y -de momento- con pocos bancos de los que operan en nuestro país. Vamos a repasar cómo funciona, cómo configurar y qué terminales y bancos son compatibles con Samsung Pay.

Samsung Pay

Si bien es cierto que actualmente casi todos los bancos tienen su propio sistema de pagos a través del móvil, algunas compañías siguen empeñadas en lanzar su propio sistema de pagos. Es el caso de Apple con Apple Pay o Samsung con Samsung Pay, entre otras. Incluso algunas empresas de telecomunicaciones como Vodafone, con Vodafone Wallet, parecen haber encontrado un tirón en este tipo de aplicaciones. La opción de Samsung, Samsung Pay, ofrece un sistema de pagos móviles que aprovecha todo el potencial que ofrece la tecnología NFC (Near Field Communication), así como una nueva tecnología desarrollada por la propia compañía denominada Magnetic Secure Transmission (MST). Esta tecnología permite que se pueda utilizar Samsung Pay en prácticamente todos los establecimientos comerciales, independientemente de si los terminales funcionan con NFC o son lectores de tarjetas tradicionales, que conforman actualmente el estándar en la mayoría de los terminales existentes. Además, la tecnología MST permite a Samsung Pay trabajar con las tarjetas de crédito de marca propia (PLCC), pudiendo así incluir una amplia variedad de tarjetas de pago conforme la empresa coreana vaya consiguiendo acuerdos con las diferentes empresas.

¿Es seguro?

Samsung asegura que su sistema de pagos móviles cumple todos los estándares de la industria. Samsung Pay no guarda los números de cuenta personales en el dispositivo del usuario. Además, Samsung Pay proporciona muchas funcionalidades que la hacen incluso más seguro que una tarjeta física. La seguridad de pagos de Samsung se ha mejorado con su propia plataforma de seguridad móvil (Samsung KNOX) y ARM TrustZone, que conjuntamente protegen la información de las transacciones frente a los delincuentes y los ataques a los datos.

Samsung Pay

Por otro lado, para identificarnos al abrir la aplicación tendremos que utilizar la huella dactilar o incluso, tras la última actualización, el escáner de retina si somos poseedores de un Samsung Galaxy Note 7. Este sistema ofrece una forma mucho más segura de identificación que un simple PIN o una contraseña. Así pues, Samsung Pay protege los pagos con tres capas de seguridad. Los datos codificados de la tarjeta se almacenan en un elemento seguro y nunca se comparten con el establecimiento. Samsung Knox monitoriza en tiempo real nuestro dispositivo. Y por último, como comentábamos, los pagos se autorizan con huella dactilar. Para añadir un extra de seguridad, en el caso de que se pierda el smartphone, la función Find My Mobile de Samsung nos permite localizar, bloquear e incluso vaciar el dispositivo de forma remota, garantizando que los datos de Samsung Pay nunca se vean comprometidos.

¿Cómo funciona?

Samsung Pay es realmente sencillo de utilizar. Lo primero que tendremos que hacer es, si no tenemos la aplicación instalada por defecto, descargarla e instalarla. Una vez instalada y actualizada si es necesario, al abrirla, veremos un breve vídeo que nos explicará cómo funciona el sistema, nos informará del ID de la cuenta de Samsung que se va a utilizar y nos avisará de los accesos que va a realizar la aplicación. Aceptamos las condiciones, marcamos todo como leído y pinchamos en Siguiente. En la siguiente pantalla nos preguntará si queremos utilizar el lector de huellas dactilares como sistema de seguridad. Una vez verificada la huella digital y colocado un PIN de respaldo por si en algún momento tenemos un problema con la huella dactilar, ya tendremos ante nosotros la pantalla principal de la aplicación.

samsung pay pantallazo

En esta pantalla podremos añadir tarjetas. Al pulsar el botón de Añadir Tarjeta, nos abrirá una pantalla en la que tendremos que encuadrar la tarjeta mediante el uso de la cámara, aunque también permite introducirla de forma manual mediante el enlace que tenemos más abajo. Se pueden incluir tarjetas tanto de débito como de crédito. Una vez añadidas las tarjetas que queramos sólo faltará una cosa, probarla. Cuando vayamos a pagar en algún establecimiento lo único que tendremos que hacer es, desde el menú principal del smartphone, con un sencillo gesto, deslizar el dedo hacia arriba en la pantalla principal para seleccionar la tarjeta con la que queremos pagar, autorizar el pago con la huella dactilar y acercar nuestro teléfono al datáfono. Sencillo y rápido.

Inconvenientes de Samsung Pay

Como se suele decir, nada ni nadie es perfecto. Samsung Pay tampoco lo es. Actualmente el servicio de pagos a través del móvil de la compañía coreana tiene dos inconvenientes. El primero es que solo es compatible con una lista amplia pero limitada de dispositivos de Samsung. Solo podremos utilizar el servicio Samsung Pay si tenemos un Samsung Galaxy Note 7, un Samsung Galaxy S7, un Samsung Galaxy S7 edge, un Samsung Galaxy S6 edge+, un Samsung Galaxy S6 edge, un Samsung Galaxy S6 o un Samsung Galaxy A5 de 2016.

Samsung Pay

Otro de los grandes inconvenientes de Samsung Pay es que, de momento, solo unos pocos bancos son compatibles con este servicio. Actualmente solo podremos utilizar si tenemos tarjetas de débito o crédito de CaixaBank, imagin Bank y, de incorporación reciente, Abanca y Banco Sabadell. Si tenemos cualquier otro banco todavía no podremos utilizar este servicio, teniendo que esperar a que Samsung los añada. El problema es que, como decíamos al principio del artículo, la mayoría de bancos tienen actualmente un sistema de pagos propio, así que a los coreanos no les está siendo fácil llegar a acuerdos con las diferentes entidades.

Samsung Pay

No obstante, aunque los bancos tengan sus propias aplicaciones de pago a través del móvil, servicios como Samsung Pay son realmente útiles. Con Samsung Pay podríamos llevar todas nuestras tarjetas en una misma aplicación, pudiendo elegir en el momento del pago cuál queremos utilizar con sólo deslizar un dedo, sin necesidad de tener que andar buscando por el bolso o la cartera o abriendo aplicaciones diversas. Además, al utilizar la tecnología Magnetic Secure Transmission (MST), el sistema de Samsung es compatible con múltiples tarjetas de pago de diversos establecimientos, como Ikea o Mediamarkt, además de tarjetas de puntos como las que podemos encontrar en muchas tiendas de cualquier tipo. Todo ello podríamos llevarlo en una única aplicación. Sin embargo, falta lo más importante, que Samsung consiga alcanzar acuerdos con muchas más entidades y comercios para incluir estas tarjetas en Samsung Pay. Seguiremos esperando.

Samsung Pay

Finalidad Pagos utilizando móviles Samsung
Tecnología utilizada NFC
Magnetic Secure Transmission (MST)
Seguridad al pagar Huella dactilar
Escáner de iris (Samsung Galaxy Note 7)
PIN
Samsung Knox
Comercios compatibles Cualquier establecimiento que admita pago con tarjetas contacless
Terminales compatibles Samsung Galaxy Note 7
Samsung Galaxy S7 edge
Samsung Galaxy S7
Samsung Galaxy S6 edge+
Samsung Galaxy S6 edge
Samsung Galaxy S6
Samsung Galaxy A5 2016
Bancos compatibles CaixaBank
imagin Bank
Abanca
Banco Sabadell

Precio: Gratuito euros

Etiquetas:

Dejar un Comentario