Mi experiencia con el Xiaomi Redmi Note 9T

Xiaomi acabó el 2020 con un nuevo modelo de gama alta, el Xiaomi Mi 11, y ha empezado el año con un nuevo móvil de gama media. El Xiaomi Redmi Note 9T es el primer dispositivo del año que anuncia la compañía china. Se trata de un móvil que, sobre el papel, parece muy interesante. Pantalla panorámica con resolución Full HD, 5.000 mAh de batería, el procesador más reciente de MediaTek, conectividad 5G y cámara de hasta 48 megapíxeles. Pero, ¿cómo se comporta en el día a día este terminal? He podido probarlo a fondo y te cuento mi experiencia en este análisis.

Diseño

Xiaomi ha querido continuar con la línea de diseño de muchos de sus modelos, apostando por una trasera donde destaca el módulo de cámara y un frontal panorámico, sin apenas marcos y con una cámara directamente en la pantalla. El dispositivo tiene una cubierta de policarbonato, lo que hace que no se vea muy premium, aunque en mano es bastante cómodo. Sobre todo por esa ligera curvatura en la trasera. Trasera que tiene una especie de textura que mejora el agarre y evita que las huellas se marquen demasiado. Pero si hay algo en la trasera que no podemos dejar de mirar es el módulo de cámara. Está ubicado en la zona superior, en el centro.

Se trata de un módulo redondeado con un corte en los cantos superior e inferior, donde las cuatro cámaras sobresalen ligeramente del borde. Todo esto rodeado de un anillo metálico que simula a una cámara convencional. Lo cierto es que está muy bien conseguido, y hace que la trasera sea más llamativa y menos simple que otros modelos del mismo precio.

Los marcos tienen un grosor de unos 9  mm y también son de policarbonato. De hecho, la carcasa de la trasera se fusiona con los marcos: no hay ningún tipo de corte, todo es una sola pieza. Esto también hace que el agarre sea mucho más cómodo. Otro punto que me ha llamado la atención del diseño es que no es para nada grueso, pese a que su batería es de nada más y nada menos que 5.000 mAh. Xiaomi ha conseguido disimular bastante bien el grosor con esa carcasa y la curvatura en la trasera.

Lector de huellas en el lateral

En los marcos encontramos conexiones muy interesantes, más allá del puerto USB C de la parte inferior o la botonera de volumen. Para empezar, el Redmi Note 9T cuenta con un lector de huellas dactilares. Este escáner también hace de botón de encendido, por lo que así tenemos la huella dactilar configurada, al pulsar sobre el botón se desbloqueará automáticamente. Es una forma rápida e intuitiva de acceder al terminal. Sin embargo, en algunas ocasiones, cuando solo queremos ver la pantalla de bloqueo, tenemos que pulsar el botó con un dedo que no esté registrado en el escáner.

En cuanto al funcionamiento, el escáner de huellas del Redmi Note 9T es muy rápido. Con solo pulsar, el terminal se desbloquea.

El Redmi Note 9T también cuenta con un conector de auriculares en la zona inferior, junto al conector USB C. Por lo tanto, podemos conectar nuestros auriculares de cable. También cuenta con un escáner de infrarrojos en la parte superior, que a través de una aplicación permite emparejar dispositivos que funcionan a través de sensor de infrarrojos y utilizar el terminal como mando de la TV o del aire acondicionado.

Por cierto, tanto en el marco superior como en el inferior, el corte es liso, mientras que en los cantos los marcos son ligeramente curvados. Esto también hace que el terminal se vea un poco más premium pese a los materiales.

Sin marcos en el frontal y con cámara en la pantalla

xiaomi-redmi-note-9t-03

¿Qué hay del frontal? La pantalla de 6.53 pulgadas es la protagonista, ya que el terminal apenas tiene marcos, aunque el que vemos en la parte inferior es algo más pronunciado que el resto. En la zona superior vemos una pequeña cámara ubicada directamente en la pantalla. Al estar en una esquina, se alinea con el panel de notificaciones. Por lo tanto, no molesta a la hora de ver el contenido o navegar por redes sociales. En la zonas superior, justo en el límite del marco, está el auricular para las llamadas. Este auricular también sirve como altavoz estéreo junto con el que encontramos en el marco inferior.

En definitiva, el diseño del Xiaomi Redmi Note 9T está bastante bien conseguido. No es el móvil de gama media mas premium, y tampoco el más bonito, pero es muy cómodo en mano y con extras muy interesantes que me gustaría ver incluso en modelos de gama alta, como el escáner de infrarrojos o la implementación del lector de huellas en el lateral.

FICHA TÉCNICA

Xiaomi Redmi Note 9T
Pantalla IPS de 6.53» con resolución FullHD+  (1080 x 2340 píxeles) y formato de 19.5:9
Cámara principal – Sensor principal de 48 megapíxeles f/1.79
– Sensor secundario de 2 megapíxeles con profundidad de campo
– Sensor terciario de 2 megapíxeles macro
Cámara para selfies 13 megapíxeles
Memoria interna 64 o 128 GB
Ampliación Sí, a través de microSD
Procesador y memoria RAM MediaTek Dimensity 800U con 4 GB de RAM
Baterí­a 5.000 mAh, carga rápida de 18W
Sistema operativo Android 10 con MIUI 12
Conexiones WiFi, 4G, 5G, GPS, Bluetooth, USB C, NFC, Escaner IR
SIM Dual SIM
Diseño trasera y marcos de policarbonato
Colores. negro, morado
Dimensiones 161.96 x 77.25 x 9.05, 199 gramos de peso
Funciones destacadas lector de huellas en pantalla, conector de auriculares, escáner IR, carga rápida
Fecha de lanzamiento Enero 2021
Precio 4 GB + 64 GB: 250 euros.
4 GB + 128 GB: 270 euros.

Rendimiento y autonomía

El Xiaomi Redmi Note 9T cuenta con un procesador Dimensity 800U. Se trata de un proceso de ocho núcleos de MediaTek que cuenta con soporte para redes 5G. Además de la soporte para dos tarjetas SIM con 5G. El Dimensity 800U compite directamente con procesadores como el Qualcomm Snapdragon 768G, un procesador que está presente en algunos de los últimos modelos de Xiaomi, como el POCO X3.

Además del procesador, el Xiaomi Redmi Note 9T cuenta con 4 GB de Memoria RAM, así como dos versiones de 64 y 128 GB de almacenamiento interno. En ambos casos con posibilidad de expandir la memoria a través de microSD. Sobre el papel, la configuración es más que suficiente para el día a día. Personalmente, me hubiese gustado ver un procesador Qualcomm, me transmiten más confianza. Aun así, durante estos días de uso, no he tenido ningún inconveniente con el rendimiento.

El Redmi Note 9T se mueve muy bien en prácticamente cualquier circunstancia. Los 4 GB de RAM y la potencia del procesador MediaTek parecen ser suficiente para las tareas del día a día: navegación por redes sociales, internet, consumir contenido multimedia, entrar a apps. Todo se mueve con fluidez, salvo en algunas ocasiones donde he visto algo de LAG. Sobre todo cuando he realizado gestiones de multitarea o procesos más pesados, pero es algo muy puntual.

El Xiaomi Redmi Note 9T ha conseguido una puntuación de 1779 en varios núcleos y 588 en un solo núcleo. Una puntuación similar a la que vemos en terminales como el Samsung Galaxy A71.

En juegos la situación es la misma. Para aquellos que no requieren de mucho rendimiento, el terminal los consigue mover con fluidez y sin ningún problema. No he visto cortes importantes o problemas de sobrecalentamiento en este caso. Con juegos más potentes y con gráficos al máximo si notamos algo de LAG, pero con una calidad media, sin ser baja, la experiencia a la hora de jugar sí que es buena.

En cuanto a la batería, el Redmi Note 9T cuenta con 5.000 mAh. Es una capacidad que a día de hoy está casi estandarizada en los modelos de gama media, y eso es muy bueno. En el terminal, con los 5.000 mAh podemos conseguir hasta casi 2 días de uso medio sin ningún problema, llegando al día y medio con un uso más intensivo. Si nos quedamos cortos, podemos cargar el terminal de forma rápida gracias al cargador de 22W incluido en la caja, aunque la máxima potencia del terminal es de 18W. En unos 40 minutos podemos conseguir el 50% de la batería.

Cámaras

xiaomi-redmi-note-9t-05

La compañía china ha apostado por incluir una triple cámara principal, que sumando el sensor que encontramos en el frontal son un total de cuatro cámaras. La lente principal tiene una resolución de 13 megapíxeles. También nos encontramos una cámara de profundidad con 2 megapíxeles de resolución, así como una lente macro de 2 megapíexeles. Nada más leer las especificaciones ya encontré el primer punto negativo: no incluye un sensor ultra gran angular.

Personalmente, me parece mucho más práctico una lente ultra gran angular que un sensor macro. Aun así, las cámaras no decepcionan. El sensor principal de 48 megapíxeles en realidad toma fotografías a 13 megapíxeles. Esto es porque una resolución tan alta ocupa más espacio en la memoria interna, y al final, con fotografías de 13 megapíxeles de resolución podemos conseguir muy buenos resultados. Aun así, Xiaomi nos da la posibilidad de tomar fotos con 48 megapíxeles, ya que esta resolución puede ser más útil si queremos recortar la imagen o incluso editarla de manera más profesional.

Aquí puedes ver la diferencia entre una imagen tomada con el sensor de 48 megapíxeles y otra fotografía capturada con el mismo sensor, pero con una resolución más baja. Aunque no hay mucha diferencia, la primera fotografía (48 MP) consigue captar un mejor detalle y algo más de luz.

Aun así, la resolución predeterminada también consigue buenos resultados en la mayoría de ocasiones. Buen color y detalle cuando tomamos fotografías a plena luz del día, así como en interiores con luz. La exposición también es correcta, aunque mejorable en algunos casos, sobre todo cuando la cámara capta los cielos en la gran parte de la imagen.

Cuando la luz cae, la cámara mantiene un buen detalle en los objetos enfocados, aunque vemos algo más de ruido y pierde algo de color. Aun así, se consiguen buenos resultados. Lo mismo sucede en interiores, aunque aquí el ruido es más pronunciado y vemos una especie de satinado cuando hay algo de luz artificial y echo en falta algo más de brillo en algunos casos.

El modo retrato se lleva a cabo gracias al sensor de profundidad de 2 megapíxeles, así como la cámara principal. Los resultados son muy similares a los que obtenemos a plena luz del día con el sensor primario. El sensor de profundidad consigue captar bien al objetivo y el recorte es bueno en la mayoría de ocasiones. El modo retrato también se puede aplicar a objetos.

La cámara macro, que también tiene una resolución de 2 megapíxeles, permite hacer fotografías a corta distancia. De esta forma podemos centrarnos en el detalle de los objetos más pequeños. Yo utilizo mucho el modo macro para tomar fotos a plantas, pequeños insectos o incluso texturas. En el Xiaomi Redmi Note 9T los resultados son decentes, aunque se tarda un poco en enfocar y conseguir los resultados perfectos.

La aplicación de cámara también cuenta con funciones y modos para nuestras fotografías. Un detalle que no quiero pasar por alto es que al hacer fotografías se incluye la marca de agua de forma predeterminada. Afortunadamente, esto se puede desactivar. Aquí te contamos cómo. En cuanto a los modos, la cámara incluye una opción de IA (inteligencia artificial) que reconoce las escenas para ajustar los parámetros de forma automática y así obtener la mejor fotografía posible. También cuenta con la posibilidad de activar el HDR para mejorar los colores en algunos escenarios, así como filtros o un modo belleza para los rostros. También cuenta con un modo nocturno, así como diferentes opciones para grabar vídeo.

Una característica que me ha gustado mucho es el modo Vlog, que permite grabar vídeos con diferentes efectos y animaciones para poder subirlo a nuestras redes sociales.

La cámara frontal tiene una resolución de 13 megapíxeles. No es la que más calidad ofrece, pero para videollamadas y selfies puntuales no está nada mal.

Pantalla

xiaomi-redmi-note-9t-04

El Redmi Note 9T cuenta con un panel IPS de 6.53 pulgadas. Tiene una resolución Full HD+, de 1080 x 2340 píxeles, así como un formato de 19.5:9. La tasa de refresco es de 60 Hz. Si bien es cierto que por el precio no podíamos pedir más, me hubiese gustado ver, al menos, una pantalla de 90 Hz. De esta forma conseguiríamos un movimiento más fluido a la hora de movernos por la interfaz.

Pese al pequeño punto negativo de la tasa de refresco, la pantalla de Redmi Note 9T es buena, con una interpretación de colores correcta y unos negros y blancos bastante puros, pero sin llegar a la altura de los tonos que conseguimos con las pantallas AMOLED. Es una pantalla nítida, con unos ángulos de visión correctos y una respuesta táctil muy buena.

¿Es una buena pantalla para ver vídeos o películas? Sí, el contenido con resolución Full HD se reproduce muy bien en la pantalla de este terminal, consiguiendo unos buenos colores en la mayoría de clics y sin ningún problema de sombreado o reflejo.

Un detalle interesante y que nunca viene mal comentarlo: el terminal incluye un protector de pantalla que cubre prácticamente todo el frontal. Al protector también le tenemos que sumar la funda transparente que viene incluida, como en la mayoría de terminales de la firma.

MIUI 12

MIUI 12 ya está presente en una gran cantidad de modelos Xiaomi, y en el nuevo Redmi Note 9T no iba a ser diferente. La última versión de la capa de personalización de Xiaomi llega bajo Android 10 y con novedades muy interesantes. MIUI es una de mis capas de personalización favoritas por todas las funciones y opciones de personalización que ofrece. la interfaz permite al usuario seleccionar diferentes parámetros, como el diseño de pantalla de inicio, la navegación etc.

En MIUI 12 podemos seleccionar que todas las apps estén en el escritorio o que se muestren en un cajón de aplicaciones. En la pantalla de inicio, además de las apps y widgets, también tenemos el feed de Google. Está ubicado en la zona lateral y permite ver las noticias e información relacionada con nuestros intereses. Por supuesto, el Xiaomi Mi 9T y MIUI 12 también cuenta con la integración del Asistente de Google. Podemos acceder a través del botón de inicio o con el comando ‘Hey Google’.

El Mi 9T cuenta con aplicaciones predeterminadas muy interesantes, aunque también hay muchas apps de terceros pre-instaladas. Afortunadamente, podemos desinstalar aquellas que son de terceros e incluso algunas propias de Xiaomi. Estas son algunas de las apps que vienen reinstaladas en el terminal y que son muy útiles.

  • Gestor de archivos: para gestionar los archivos de la memoria interna.
  • Seguridad: para controlar el rendimiento, archivos basuras etc.
  • Temas: la app nos permite descargar temas de terceros para personalizar la pantalla de inicio.
  • Mi Remoto: con esta app podemos añadir un control remoto para controlarlo el aparato desde el móvil.
  • Radio FM: app de Radio, como su propio nombre indica.
  • Grabadora de pantalla: aplicación para grabar la pantalla.
  • Escáner: esta app permite escanear documentos para guardarlos en el móvil.

Algunas de las aplicaciones que vienen reinstaladas en el Xiaomi Redmi Note 9T y que pueden ser muy útiles para el día a día.

MIUI 12 cuenta con otras apps que vienen reinstaladas, pero lo cierto es que no son tan interesantes o están «repetidas». Por ejemplo, hay una app llamada ‘Limpiador’, que se podría fusionar con la aplicación ‘Seguridad’, ya que la función es prácticamente la misma. También hay una especie de app propia para poder buscar juegos y otras aplicaciones que en la mayoría de casos nos envía a Google Play Store. Así que también podemos buscar los juegos desde ahí. Esta última app no se puede eliminar del teléfono.

Mas allá de las aplicaciones y opciones de personalización, MIUI 12 cuenta con ajustes muy interesantes. Uno de ellos es la posibilidad de activar el modo oscuro en toda la interfaz, incluso es posible programarlo. El modo oscuro también cambia las aplicaciones de terceros e incluso, el fondo de pantalla. Otra opción interesante es la de poder cambiar los botones de navegación por gestos en la pantalla. De esta forma, conseguiremos más espacio en la pantalla para ver las aplicaciones.

También es posible activar accesos directos a los botones físicos o táctiles. Por ejemplo, podemos seleccionar que al pulsar el botón de encendido más menú, abra la app de cámara, o que el terminal realice una captura de pantalla deslizando con tres dedos desde la parte superior de la pantalla.

MIUI 12 también cuenta con ventanas flotantes. Esta opción se activa a través de los ajustes del sistema, y permite activar una ventana que flota en la pantalla de inicio o encima de otras aplicaciones desde el panel de notificaciones.

Por último, mención especial al modo Lite, que permite minimizar la información de la pantalla de inicio y agranda los iconos y otros elementos para que sean más visibles. Sin duda, un modo muy interesante para activar a los más mayores o a aquellas personas que no ven bien la pantalla.

Precio y conclusiones, ¿merece la pena el Redmi Note 9T?

xiaomi-redmi-note-9t-02

El Xiaomi Redmi Note 9T se podrá adquirir a finales del mes de enero. Llega en dos versiones de color y almacenamiento. Por un lado, tenemos el Mi 9T en color Negro, y también otra versión morada. En cuanto al almacenamiento, es posible escoger entre 64 GB o 128 GB de memoria interna. El precio de la variante de 64 GB es de 250 euros, mientras que la versión de 128 GB se podrá comprar por 270 euros. Solo hay 20 euros de diferencia entre ambas versiones. Personalmente, creo que merece más la pena la variante de 128 GB, ya que conseguimos más almacenamiento.

El Redmi Note 9T es un modelo muy interesante, sobre todo por su buena relación calidad precio. El terminal cuenta con buenas prestaciones que lo hacen perfecto para aquellos usuarios que quieren un terminal con buena pantalla y batería, sin gastarse mucho dinero. Además, el dispositivo también cumple en el apartado fotográfico o rendimiento.

Uno de los puntos que más me ha gustado de este terminal es el diseño. Más lo cómodo que resulta y lo bien adaptado que está, que el propio aspecto físico del terminal. Parece que Xiaomi se ha centrado en pequeños detalles que vienen muy bien en el día a día. Por ejemplo, la inclusión del módulo de cámara en la zona superior, haciendo que la lente no se manche con nuestras huellas al sostener el teléfono. O el lector de huellas en el lateral. También la fusión de trasera y marcos en una sola pieza.

Su batería también destaca, los 5.000 mAh hacen un muy buen trabajo incluso con un uso intensivo. Además, que incluya carga rápida también es una muy buena noticia.

En rendimiento, el Xiaomi Redmi Note 9T también cumple, con una potencia más que suficiente para la mayoría de usuarios. Sobre todo si vas a utilizar el terminal para redes sociales, juegos puntuales y navegación por internet. Además, hay que tener en cuenta que incluye soporte para redes 5G, incluso en las dos tarjetas SIM. Su pantalla no está nada mal, tiene una resolución más que suficiente para mostrar una buena densidad de píxeles y los colores están muy bien interpretados.

En cuanto al apartado fotográfico, si bien no es el más versátil, ya que no incluye un sensor teleobjetivo o un gran angular, sí que ofrece buenos resultados en la mayoría de ocasiones, con modos y filtros muy interesantes para postear en redes sociales.

redmi-note-9-galeria-06

¿Dónde están los puntos más negativos? En realidad, el Xiaomi Redmi Note 9T no tiene importantes puntos negativos, salvo algún que otro corte en juegos más potentes o algo más de ruido en la cámara en escenas oscuras. Sí que he echado en falta algunas características que ya he comentado durante el análisis. Entre ellas, la inclusión de una pantalla a 90 Hz y la cámara gran angular.

En definitiva, el Redmi Note 9T es una buena opción para aquellos usuarios que quieren un móvil que no supere los 300 euros y que destaque en batería y pantalla, pero que tampoco deje de lado otros apartados, como el rendimiento o la cámara.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...