Cómo arreglar los problemas de cobertura WiFi de tu casa por 30 euros

Existen muchas situaciones por las que te puedes quedar sin cobertura WiFi en tu baño. O en la habitación del fondo. O en la despensa. O en cualquier otro lugar de la casa. Desde la construcción de las paredes, hasta la decoración que escojas y, por supuesto, la colocación y potencia de tu router WiFi. Con compañías telefónicas que no se preocupan más que de darte la línea y conexión, y no de que esté bien distribuida por casa, solo te queda un camino: solucionarlo por ti mismo. Aquí te proponemos una solución cómoda, sencilla y barata. Por 30 euros no solo puedes extender los metros cuadrados a los que llega el WiFi, sino mejorarlo en potencia y calidad.

Extensor WiFi RE190

Se trata de un producto de TP-Link, empresa ya experta y con larga trayectoria en redes y soluciones para el hogar. Concretamente se trata de un extensor WiFi, que como su propio nombre indica se dedica a ampliar el área de cobertura inicial de tu router. Y lo interesante es que lo hace sin necesidad de tirar cable. Recoge la señal original, la potencia y la redistribuye por el resto de habitaciones y lugares con solo estar conectado a un enchufe de luz.

En datos concretos, este extensor WiFi amplía a 185 metros cuadrados la red original. Más que suficiente para una casa o una oficina media. Además, esta red es de doble banda, por lo que las conexiones son estables y ágiles, con una velocidad de hasta 750 Mbps. Suficiente para retransmisiones en calidad HD, contar con varios aparatos conectados y consumiendo recursos del ancho de banda, juegos online, etc.

Extensor WiFi

Cuenta con los estándares inalámbricos 802.11 b/g/n y 802.11ac, así que cualquier dispositivo con conectividad WiFi actual será compatible y podrá conectarse a esta red extendida. Nada se queda fuera de la red. Pero hay otros detalles interesantes.

Más potencia en una misma red WiFi

El extensor TP-Link RE190 cuenta con la tecnología OneMesh de este fabricante, que consiste en potenciar y unificar en una única red WiFi toda la conectividad. Mientras que el sistema clásico de extensor WiFi crea una segunda red que debes configurar y a la que tus dispositivos se tienen que conectar, con OneMesh todo está unificado. Es decir, que instalas el extensor pero no tendrás que conectar tus aparatos a una nueva red, tecleando una incómoda contraseña.

Esto también se nota en el uso habitual del móvil mientras andas por la casa, por ejemplo. Y es que no perderás conexión ningún momento cuando el dispositivo haga el cambio de una red a otra (la del extensor) si flojea la cobertura o te mueves a la zona muerta. Con OneMesh todo es la misma red y se evitan estas situaciones, contando con mejor señal en toda la casa.

OneMesh

Configuración sencilla y centralizada

Pero no hay que ser un técnico experto y especializado en redes para la instalación de un extensor de red de TP-Link. Basta con conectar el extensor RE190 entre el router original y la zona a la que no llega la conexión. Se conecta a la corriente y se utiliza la aplicación Tether para el móvil para conectarlo todo.

En la aplicación el proceso está completamente guiado. Gracias a unos sencillos pasos podrás detectar la red WiFi real, vincular el extensor como un nodo más de la red y configurar todo. Desde el nombre hasta la configuración de los aparatos que se conecten. Además de otras funciones útiles como compartir la contraseña de la red WiFi para no tener que dictarla o teclearla carácter por carácter.

De esta forma podrás saber desde tu móvil qué aparatos están conectados, qué consumo del ancho de banda hacen e incluso prohibir y expulsar los que quieras (en caso de que te roben WiFi). Todo ello con una conexión de doble banda ágil, que potencia la señal WiFi y que no duplica las redes por tu casa. Por solo 30 euros.

Newsletter tuexperto.com

Pon tu e-mail en el recuadro

Otras noticias sobre...