Que es un producto OEM y por qué se usan

El término OEM se usa mucho en el mundillo de la tecnología. En este artículo te explicamos qué significa que un producto es OEM, por qué son tan usados y cuáles son sus ventajas. ¿Estas preparado? Empezamos.

Qué son los productos OEM

Para comprender qué son los productos OEM, primero es necesario aclarar cómo pueden actuar las empresas a la hora de obtener los productos que necesitan para hacer su trabajo.

Por una parte, hay empresas que fabrican ellas mismas todo lo que necesitan, es decir, que no recurren a otras empresas para poder producir sus productos. En la otra parte, hay empresas que compran productos a otras empresas para poder hacer su trabajo.

Xiaomi es un ejemplo de una empresa que compra productos a otras empresas, pues no fabrican sus propias baterías, ni las pantallas, ni los procesadores ni muchos otros componentes. Este tipo de empresas que recurren a otras empresas para poder fabricar sus productos son las que usan los productos OEM.

Por tanto, un producto OEM es un producto que una empresa produce para que sea utilizado por otra empresa. Las licencias de Windows son otro ejemplo, Microsoft las vende a los fabricantes de ordenadores, para que estos las instalen en los equipos que luego nos venden a los usuarios. OEM significa Original Equipment Manufacturer (Fabricante de equipos originales).

Qualcomm y Microsoft son dos ejemplos de compañías fabricantes de productos OEM. La primera es una compañía especializada en el diseño de procesadores, mientras que la segunda vende licencias de Windows.

Ventajas y desventajas de los productos OEM

Las ventajas de los productos OEM son muchas, una de las más importantes es la reducción del coste de producción. Los proveedores de productos OEM se especializan en su producción, haciendo que el coste sea inferior respecto al que tendría si lo fuera a fabricar la empresa que lo usará finalmente. Esta mayor especialización también supone un mayor control en la calidad de los productos. Fabricar estos productos OEM no es sencillo, puesto que se requieren de grandes instalaciones y la inversión de mucho dinero. Al recurrir a otro fabricante, se pueden ahorrar todos estos costes.

La principal desventaja de esto parece bastante obvia, imagínate que Qualcomm tiene un gran problema y no puede ofrecer suficientes procesadores a los fabricantes de smartphones. La gran dependencia de todos ellos de Qualcomm haría que la disponibilidad de smartphones se reduzca mucho.

Otras noticias sobre... ,