Kingdom Hearts 3, así han sido mis dos primeras horas de juego

Llevaba unos cuantos años esperando para saber qué diablos pasaría con Sora, el rey Mickey, Donald, Goofy y unos cuantos personajes de Final Fantasy con los que también he invertido mucho tiempo. Y qué diablos, esperando entender algo de la historia que me había mantenido años enganchado a combatir entre diferentes mundos de Disney. Y el momento ha llegado. Kingdom Hearts 3 ya está disponible tanto para PlayStation 4 como para Xbox One (la primera vez que la franquicia se aleja de la exclusividad de Sony), y lo he probado durante un par de horas. Suficiente para saber que quiero más.

Y es que solo con los primeros compases del juego ya me he dado cuenta de que esta aventura es lo que siempre me ha gustado de la saga, pero con un giro de tuerca más. Los gráficos impresionan incluso cuando se trata de personajes que bien podrían ser un dibujo animado. La jugabilidad da un nuevo giro para aprovecharte del entorno. Los combates son aún más vistosos gracias a nuevos ataques especiales. Y está el mundo de Frozen. ¡Y ENCIMA ESTÁ EL MUNDO DE FROZEN! Pero vayamos por pasos en estas dos primeras horas de juego para poder analizar qué trae de nuevo.

Poniéndome al día

A pesar de haber jugado los dos primeros títulos, y haber tanteado otros lanzados para Nintendo DS como Kingdom Hearts 358/2 Days o incluso móviles, como Kingdom Hearts Union X Cross, la historia nunca me ha quedado clara. Soy de los que se mete de lleno en los juegos, pero es que Tetsuya Nomura, diseñador del aspecto y la historia de la franquicia, es bastante obtuso en el tema de la narrativa. Más aún cuando necesitas tener acceso a todas las consolas y juegos para conocer todos los detalles. Es igual, mi experiencia siempre ha sido gratificante en esta franquicia con tal de ver unidos a los personajes de Disney con los de Final Fantasy. Una fantasía total, vaya.

poniéndome al día

Aun así he querido documentarme sobre los tejemanejes de Ansem, el malo malísimo de esta historia, y el resto de personajes como Ventus, Sora y compañía. Así que he leído algún que otro resumen de la historia, pero han sido los vídeo-resúmenes que integra el propio juego lo que me ha dejado claro todo lo sucedido hasta la fecha. Eso sí, si no eres jugador habitual te habrás perdido muchas cosas, aunque nada que no te impida disfrutar de lo mostrado en esta tercera edición en sí misma. Al final es un trozo de la historia con comienzo y final, y es la experiencia en sí lo que llenará tus horas de partida.

En definitiva, que mi primera media hora de juego no ha sido de juego, sino de leer subtítulos mientras repasaba algunas de las situaciones clave de la historia de toda la franquicia de Kingdom Hearts. Gracias Square Enix por ayudarme a ponerme al día.

kingdom hearts 3

Primeros pasos en el limbo

Es una tradición esto de empezar un Kingdom Hears tras un vídeo icónico de sus personajes y acontecimientos, y un inicio en una especie de limbo o purgatorio. Aquí tomo contacto con los controles de movimiento. Ya de primeras noto que Sora ha ganado en agilidad, corre más rápido y los combates se presuponen más frenéticos. Pero primero tengo que escoger entre varios valores. Nunca he sabido si estas elecciones determinan la experiencia de juego o la evolución del personaje, pero es una situación casi mística que te hace plantearte dudas sobre ti mismo como persona y jugador. Elijo la valentía pensando en que mis ataques físicos serán más fuertes, y el equilibrio para tratar de tener una experiencia de juego cómoda. Pero en realidad no sé muy bien lo que hago.

primeros pasos en el Limbo

Poco después me encuentro en el cielo. En un escenario que mezcla el cielo con el agua… Es una de esas paranoias que ya comentaba de Tetsuya Nomura. Muy bonita, pero muy loca. Lo interesante es que me enfrento a los primeros sincorazón para probar los controles y mis habilidades de combate, que están algo oxidadas. Aquí confirmo que el combate gana en rapidez y vistosidad, pero aún sin magias ni invocaciones. Eso sí, hay un monstruo grande y habitual para ponerte al día de lo que te puedes encontrar más adelante. Y ahora sí, comienza el juego de verdad.

kingdom hearts 3 elecciones

Retomando la aventura en el Olimpo

Sora aún está recuperándose de lo vivido en el anterior juego. Lo que supone que su anterior enfrentamiento lo dejó casi sin poderes ni fuerza. Así que le recomiendan que se ponga manos a la obra, junto con Donald y Goofy, para que pueda pasar el examen de maestro de la Llave espada. Vaya, que empecemos la historia desde cero para ir metiéndonos sutilmente en harina. Así que cojo la nave Gumi, la cual no conducimos aparentemente en esta ocasión, y me pongo rumbo al Olimpo, donde Hércules debería contarme algún secreto para crecer en fuerza.

nave gumi

El mundo del Olimpo de la película Hércules de Disney es un habitual ya en Kingdom Hearts. Así que no empezamos demasiado fuerte y con novedades. Aunque sí con un encontronazo con el malvado Hades, que se aprovecha de su relación con los Titanes para deshacerse de mí y los que me acompañan. Justo lo que necesitaba para encontrarme con Hércules. Claro que la situación está complicada en Tebas, donde los Titanes y los sincorazón han hecho de las suyas. La excusa perfecta para empezar a dar mamporros

La cosa empieza fácil, con una suerte de bichos de fuego que no supone un verdadero reto. Pero ayuda a que retome las mecánicas de combate. Básicamente consiste en apretar la X una y otra vez para crear combos que acaben con los enemigos. Intentando siempre esquivar con el cuadrado para que no me prendan el culo. Literalmente.

Hércules

Lo nuevo aquí aparece en forma de columnas relucientes. Se trata de parte del escenario que me permite crear nuevas estrategias ofensivas. Si salto y pulso el cuadrado hacia alguna de estas columnas empiezo a dar vueltas a su alrededor, atrapando en mi inercia a los enemigos. En este punto puedo volver a pulsar el cuadrado para salir escopetado en alguna dirección. O pulsar la X para hacer un ataque tipo torbellino y dañar a un buen grupo de enemigos. Lo dicho, el combate en este juego está reforzado con nuevas mecánicas interesantes.

Del viaje por el Olimpo también me quedo con los ataques conjuntos de los personajes. Esto ya se había visto en Kingdom Hearts 2 o en el 1.5, donde puedes formar equipo con Donald y Goofy para hacer ataques más poderosos. La cuestión es que, en Kingdom Hearts 3 no solo se usan dentro del combate. Para superar zonas llenas de lava, Goofy permite usar su escudo como trineo y navegar frenéticamente por calles en llamas. Una forma divertida de desplazarse por estos lugares y que seguramente se aproveche en otros mundos y situaciones. Algo que da variedad a mi viaje entre calles y edificios.

Olimpo

Por cierto, ahora Sora escala y corretea por paredes como si nada. Cuando estas superficies brillan me permiten correr por ellas como si la gravedad no existiera. Muy peliculero y muy Final Fantasy, pero la verdad es que da dinamismo a las partidas. Ya no son todo pasillos, ahora hay recovecos, verticalidad y más planos en los que moverse. Incluso me he topado con una pared en la que he tenido que combatir. Otra novedad más y giro de tuerca de los que hablaba al principio.

Atracciones llenas de luces y color

Pero es el aspecto visual uno de los grandes puntos que sorprenden en estas dos horas iniciales de juego. El apartado gráfico ha evolucionado sin perder su esencia. Así que nos encontramos con personajes que apenas tienen arrugas o detalles en sus rostros y ropas. Con buen modelado, pero sin demasiada profundidad en los detalles. O así era antes.

acciones llenas de color

En Kingdom Hearts 3, de repente, las ropas, los cabellos y otras superficies están llenos de texturas. Algo que dota de una sensación de calidad y detalle a todo. Es posible percibir el tipo de tejido de la ropa de los personajes si acercamos la cámara. Además, junto al notable crecimiento del ya adolescente protagonista, es posible percibir más detalle en los rostros. Y es que la iluminación ahora está más trabajada y eso se nota en las facciones, profundidad y detalles de todo. El salto cualitativo es más que notable.

atracciones de Disney

También se nota a la hora de usar magias y en efectos como el agua y los reflejos. Esta generación de consolas se merecía un juego de Kingdom Hearts 3 actualizado, y es lo que ha recibido. El agua moja y tiene cuerpo propio. Además las magias son más llamativas gracias al brillo y los efectos. Algo que se nota especialmente en los nuevos ataques especiales. Unos que traen directamente las atracciones de los parques de Disney al juego. Así, en medio de un combate he podido montarme en un barco pirata pivotante que embestía a todos los enemigos alrededor. O incluso me he subido a las tazas locas para girar casi sin control por todo el escenario. Sin olvidarme de la cabina de disparos. Elementos que se forman con pequeñas partículas luminosas de lo más vistosas y que recuerdan a las ferias. Dejando estelas a modo de fuegos artificiales cuando desaparecen.

correr por paredes

En definitiva, un festival de detalles visuales que me han recordado que estoy jugando en PlayStation 4 y no en PlayStation 2 a cada paso que he dado. Las cinemáticas, las animaciones, las nuevas texturas, los efectos y partículas… Todo me ha llamado la atención. Disney sabe cómo mantenernos atentos aunque ya peinemos canas.

ataque conjunto

Cosas que quedan igual

Durante mi paseo por el mundo Olimpo también he visto elementos que permanecen sin cambios. Me refiero a los puntos de guardado, por ejemplo. Un lugar luminoso en medio del mapeado que te permite recuperar tu vida y tus puntos mágicos al instante, pero también guardar la partida. A veces, junto a estos, hay un Moguri. Un ser propio del universo Final Fantasy que nos sirve de tienda. Donde podemos comprar objetos, armas y complementos en caso de que necesitemos apoyo extra.

cosas que quedan igual

Por cierto, los menús siguen funcionando igual. Me refiero a elementos como el Equipo, donde establecer las armas, accesorios y objetos que queremos portar durante la partida. Básico para potenciar las características de nuestro equipo. Lo que más me ha gustado ha sido algún giro en estos menús para ordenar detalles como los Puntos de Habilidad, que ahora cuentan con secciones marcadas para saber si son de ataque o de apoyo. Detalles que solo ayudan a clarificar las cosas si no quieres perder mucho tiempo investigando.

Quiero más

Acabo la partida antes de subir las escaleras de las puertas del Olimpo. Ya he visto que Maléfica y Pete siguen haciendo de las suyas. Y es que los villanos de Disney tienen sus propias motivaciones, por lo que la lucha no es solo contra Ansem y la oscuridad. Demasiadas tramas que hacen que la historia principal parezca perderse de vez en cuando, y que me hacen sentir un poco lento. Pero ver a estos personajes siempre es una delicia.

quiero más

Me queda claro, con lo jugado hasta el momento, que Kingdom Hearts 3 es lo que quería y un poquito más. Estoy deseoso de interaccionar con Elsa, con Buzzlightyear o con el capitán Sparrow. Y es que, si el juego solo va a más a partir de estos primeros compases, bien podría tratarse del juego del año.

Sí, es algo infantil en ciertas ocasiones. Y a veces algo obtuso. Pero la experiencia de juego sigue siendo Kingdom Hearts, sigue siendo satisfactoria. Y es todo un placer retomar las cosas donde lo dejaron.

experiencia en Kingdom Hearts 3

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día a +4.000 suscriptores

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.