El sorprendente origen del logo de Bluetooth

Toda marca ha de tener una imagen corporativa que se pueda resumir en un logo. Algo que, a simple vista, se pueda identificar, directamente, con el producto ofrecido o anunciado. Logos como el de Adidas, Nike, Mercedes Benz… Todos ellos forman parte de la iconografía popular: son ya parte de nuestra cultura y han acabado por significar más que el simple producto: ofrecen valores de la marca ya sean lujo, superación o bienestar físico.

Bluetooth, rey vikingo y sistema de conexión inalámbrica

Muchos de esos logotipos tienen orígenes muy básicos y simples: simplemente modificando su letra inicial, o creando un trazo que simbolice el uso del producto. Pero hay otros logotipos cuyo origen es sorprendente y muy curioso: es el caso del logo de Bluetooth, la conexión inalámbrica creada por Ericsson, IBM, Intel, Nokia y Toshiba cuyo nombre también es digno de hacer referencia. Bluetooth resulta ser el apellido de un rey vikingo, Harald Bluetooth, cuya historia guarda ‘similitudes’ con la conexión inalámbrica a la que dio nombre.

Harald Bluetooth (en realidad Harald Blatand, hombre grande y moreno que, al pasar al inglés, sufrió la transformación a Bluetooth, diente azul) fue un rey vikingo que logró reunir a las diferentes tribus vikingas, danesas y noruegas, bajo una misma religión: la cristiana. Fue rey de Dinamarca y Noruega desde el 958 y 970 respectivamente. Reinó hasta su muerte en el año 986.

Por eso, el nombre de Bluetooth no es en vano: Jim Kardach, ingeniero informático de Intel, intentaba desarrollar una nueva conexión inalámbrica entre portátiles y, para ello, recurrió a la ayuda de 4 empresas: una ayuda que pronto empezó a cojear debido a los recelos que se profesaban las distintas marcas. Por un lado, Ericsson y Nokia no se fiaban el uno del otro; Toshiba e IBM, exactamente igual. Es por ello que Kardach tuvo que ‘unificar’ bajo una misma ‘religión’ (la creación de la conexión inalámbrica) para calmar los ánimos.

¿Y el logo? Pues la traducción de H y B (Haral Bluetooth) al idioma de las runas. En el alfabéto rúnico, la H proviene de Hagall y la B de Berkana. La unión de las dos runas, un palo vertical atravesado por una X y una B picuda forma lo que ya todos conocemos como logo de Bluetooth.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...