Si tomas apuntes con el ordenador aprendes menos que con papel y lápiz

¿Cuándo fue la última vez que cogiste un bolí­grafo y escribiste algo a mano? Parecí­a que habí­as olvidado cómo escribir, ¿verdad? Cada vez es más habitual ver ordenadores portátiles y tablets en las aulas de los institutos y las universidades. Las razones son variadas. Se escribe más rápido con el teclado, se ahorra papel, se generan menos residuos, se evitan tachaduras… Pero quizá debas sacrificar la comodidad de la pantalla y recuperar el viejo bloc de papel para que no se te oxide la escritura manual. Un estudio de las Universidades de Princeton y California muestra evidencias de que los alumnos que toman apuntes con el portátil sacan peores notas. Así­, como suena.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

La investigación se ha llevado a cabo con dos grupos de alumnos. A uno se le pidió que tomara sus notas en clase de la forma tradicional, con papel y lápiz o bolí­grafo. El otro grupo utilizó ordenadores portátiles. El experimento concluyó que los alumnos con portátil no se habí­an enterado de la lección tan bien como lo hicieron los compañeros que escribí­an a mano. Los investigadores concluyen que, al escribir a mano, hay que hacer un esfuerzo en entender las explicaciones, sintetizarlas y plasmarlas en el papel con palabras propias. Por el contrario, quienes usaron el ordenador trasladaron a sus apuntes las palabras textuales del profesor. Como la velocidad de escritura era muy superior, no hací­a falta procesar la información. Simplemente se limitaban a escribirla.

La escritura manual exige una mayor implicación cerebral

No es el único estudio que se ha hecho para verificar los beneficios de la escritura a mano. La Academia Militar de los Estados Unidos comparó las calificaciones que lograban sus aspirantes en clase de Economí­a. Para ello, se dividieron en grupos: con acceso libre al ordenador, con acceso restringido y con acceso prohibido. Los alumnos sin portátil habí­an obtenido mejores notas que los que disfrutaron de la ayuda del ordenador.

Estudiantes alumnos ordenador tomar apuntes clase estudiar aprender

Varias investigaciones señalan que sustituir la escritura manual por el teclado conlleva perder ciertas habilidades en el proceso de aprendizaje. Aunque la tecnologí­a nos haya ayudado a convertirnos en personas multitarea, esta caracterí­stica no es tan ventajosa como puede parecer. Investigadores de las Universidades de York y McMaster pusieron a prueba a un grupo de estudiantes que utilizaba el ordenador en clase. Se les pidió que realizasen una búsqueda sencilla, pero ajena al tema de la lección del dí­a. Por ejemplo, consultar el tiempo o la última jornada de liga. El resultado fue que terminaron recordando más dicha búsqueda que la clase en sí­. Y no solo eso. Los compañeros que estaban sentados cerca también se vieron afectados.

Papel y bolí­grafo, o tablet y lápiz óptico

En clase, escribir a mano es mejor que utilizar el teclado. Sin embargo, ¿es imprescindible utilizar un cuaderno? ¿Qué pasarí­a si cambiásemos el papel y el bolí­grafo por una tableta y un lápiz óptico? La Universidad Noruega de Ciencia y Tecnologí­a siguió este campo de estudio. Los jóvenes que se sometieron al experimento se colocaron cascos con más de 250 sensores. Estos dispositivos recogí­an cerca de 5.000 datos por segundo. De esta forma, la investigación determinó que los estudiantes que manejaban el lápiz óptico registraban una actividad cerebral significativamente superior que al usar teclado.

Escuela estudiantes alumnos aprender clase tomar notas apuntes escribir

Además, existe evidencia de que escribir a mano es una tarea que exige mayor concentración e implicación cerebral. Se mejora la motricidad, la coordinación visomotriz (entre el ojo y la mano), la memoria y la creatividad. No obstante, los procesadores de texto ayudan a editar y dar un formato a las ideas que no serí­a posible con la escritura manual. El ordenador ayuda a tener una visión global, organizativa y compleja a la hora de crear un texto propio. Por otro lado, escribir en el móvil es útil y práctico en casi cualquier ocasión.

Pero cuando se trata de estudiar, tomar apuntes en clase y aprender (hasta que podamos instalarnos un puerto USB tras la oreja), no hay discusión. Escribir a mano es mejor que escribir en el ordenador. Nuestros viejos amigos, el cuaderno y el bolí­grafo, nunca fallan. Bolí­grafo Bic, por supuesto.

Noticias relacionadas

Otras noticias sobre...