Curiosidades|26 Abril 2016 1:43 pm

Llegan las corbatas impresas en 3D que se anudan solas


3DTie

¿Te molesta tener que anudar la corbata a diario? ¿No sabes cómo hacer el nudo? Parece mentira, pero las corbatas impresas en 3D pueden ser la solución. No solo te quitarás un problema de encima al vestirte, sino que tendrás además muchas más opciones de colores disponibles. También podrás mantener tu ropa un poco más ordenada, porque estas corbatas se doblan y se enrollan fácilmente.

No volverás a manchar la corbata

La empresa 3DTie se dedica a vender corbatas totalmente modulares, compuestas por pequeñas piezas que encajan como en un puzzle y que están impresas en 3D. Hay muchos modelos disponibles, con diferentes colores y dibujos, pero todas tienen ya incorporado el diseño del nudo para quitarte preocupaciones al vestirte por la mañana.

La ventaja principal del diseño modular es que puedes doblar y enrollar la corbata como quieras para que sea más fácil guardarla. Y si eres de los que mancha fácilmente la corbata al comer, con estos modelos será mucho más fácil evitar el problema: solo tienes que doblar la prenda hacia atrás para colocarla sobre el hombro y se quedará rígida en esa posición, sin riesgo de que se escurra y vuelva a caer directa sobre el plato de sopa (o sobre cualquier plato).

Por otra parte, al tener una estructura articulada, la corbata se adapta más fácilmente a los movimientos cotidianos, como los que realizas al caminar o sentarte. Y por supuesto no hay nudo que apriete: la corbata se engancha directamente al cuello con un cordón ajustable según lo que necesites.

Curiosidades sobre el diseño y las piezas

3DTie

Detrás de la idea de las corbatas en 3D está Boris Rabinovich, que quiso combinar la tecnología y la moda en un mismo proyecto. Y parece que va bien encaminado: el futuro del sector de la moda podría estar en la impresión de prendas a medida en 3D.

Los usuarios pueden comprar modelos tridimensionales para imprimir sus propias corbatas utilizando una impresora 3D en casa o en la oficina, o bien encargar las corbatas ya impresas través de la tienda online.

Como las prendas están compuestas por numerosas piezas que encajan entre sí –tienen forma parecida a la de las piezas de un puzzle–, también se pueden desmontar las corbatas para cambiar el orden de las piezas (por ejemplo, para poner el dibujo al revés) o incluso intercambiar trocitos entre una corbata y otra para mezclar los diseños.

El material utilizado en la impresión es el PLA (ácido poliláctico, por sus siglas en inglés), obtenido a partir de materias primas naturales y renovables, como la caña de azúcar o la maicena. En 3DTie explican además que es un material reciclable que puede utilizarse de nuevo para crear más PLA sin perder las propiedades originales.

Por último, se trata de un material totalmente biodegradable que se descompone en elementos naturales y no deja ningún tipo de residuo tóxico para la naturaleza.

El precio es quizá la característica menos atractiva si estabas pensando en utilizar una corbata barata: en la web de 3DTie puedes encontrar diferentes modelos que oscilan entre los 140 y los 200 dólares aproximadamente. Y si después de una temporada quieres cambiar ligeramente el diseño, puedes adquirir recambios con otros colores para la parte superior (el equivalente al nudo de las corbatas textiles): puedes encontrarlos por unos 10-15 dólares.

Etiquetas:

Dejar un Comentario