nuevo perfil

El nuevo perfil de Twitter ha llegado ya a casi todos los usuarios, o al menos, a los que han querido. Y es que a diferencia de otras redes sociales, los del pájaro azul no se la han impuesto a todos los usuarios de entrada. De hecho, el primer paso para adoptar el nuevo diseño es aceptarlo, una opción que encontramos cuando accedemos a nuestro perfil y que podemos también rechazar. No obstante, es posible que acabe siendo obligatorio dentro de poco tiempo.

Así­ que el primer paso para contar con el nuevo perfil es activarlo. Lo más probable es que a estas alturas a todos los usuarios les baste ya con entrar a su perfil para encontrar la opción de actualizarse. Pero en caso contrario, podemos acceder a la configuración del nuevo perfil en este enlace, siempre que tengamos abierta nuestra cuenta de Twitter.

Twitter

Una vez que lo hayamos activado es el momento de empezar a configurarlo. El primer paso es elegir una foto o imagen que ocupe toda la parte frontal del perfil. Es un diseño realmente parecido al de biografí­a de Facebook, con una distribución muy horizontal. Para subirla sólo tenemos que pulsar en “subir foto”.

cambios

Aquí­ se nos abrirá directamente un cuadro de diálogo que nos permitirá seleccionar una imagen que tengamos en nuestro disco duro. No aparece la opción de subir directamente desde una URL, por lo que tendremos que descargar en nuestro equipo la imagen que queramos utilizar.

Una vez que hemos elegido y seleccionado la imagen es el momento de colocarla. Como hemos señalado, el espacio que ocupará en el perfil es mucho más ancho que alto, por lo que conviene seleccionar una imagen que contenga mucha información en horizontal, ya que si no perderemos una buena parte de ella al colocarla.

cambios 3

Ahora tenemos la posibilidad de colocar la foto, moviéndola hacia uno u otro lado para que se ajuste mejor a la ventana que ofrece la red social. También podemos hacer zoom sobre la imagen si queremos acercar algún detalle. No obstante, hay que tener cuidado con esta opción, ya que la imagen puede perder calidad rápidamente y pixelarse.

Terminado esto, tenemos la opción también de hacernos con una nueva foto de perfil y adecuarla un poco más a la foto de portada que acabamos de subir. Para esto no hay más que hacer clic en esta y seleccionar otro archivo. Al igual que en el paso anterior, tenemos que elegir una imagen que ya tengamos en nuestro equipo. No obstante, en este caso también nos permite tomar una foto con la cámara del ordenador o del equipo que estemos utilizando.

cambios 4

Debajo de la foto de perfil encontramos otras dos opciones más con las que personalizar nuestro perfil. Por una parte podemos cambiar nuestro nombre público (el nombre con el que aparecemos, pero no es de nuestra cuenta) y nuestra descripción. Justo debajo de estas opciones, la red social nos permite cambiar el color del tema para adecuarnos a nuestros gustos. Para esto despliega un cuadro de diálogo en el que podemos escoger  el color que queramos de una amplia paleta.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,