ps4-mando

14 años ha durado la prohibición sobre las videoconsolas en China. Fue en el año 2000 cuando el Gobierno chino anunció al mundo que prohibí­a la venta de videoconsolas  extranjeras dentro del paí­s, alegando que estas podrí­an perjudicar la salud fí­sica y mental de sus jóvenes. Durante estos 14 años, ha habido continuos amagos por parte de China de levantar el veto y en septiembre del año pasado anunció que estaba estudiando la posibilidad de hacerlo, cosa que, finalmente, parece que ha sucedido. Al menos de forma temporal. El pasado año incluso llegó a prohibirse directamente la comercialización del juego Battlefield 4, por atentar contra la seguridad nacional, justo cuando desde el interior del gobierno se hablaba de levantar el veto y de ser más permisivos con los juegos. Por cierto, el merchandising del juego también se prohibió… el riesgo para el paí­s debí­a ser grave según su Gobierno.

No es posible saber si el Gobierno chino logró su objetivo de no perjudicar las tiernas mentes de jóvenes y niños, pero sí­ que si pretendí­an evitar que jugaran, estaba claro que no lo iban a conseguir. Según portales dedicados a los juegos como Kotaku.com, al año siguiente de que se prohibieran las videoconsolas, el juego online y los juegos para móviles se dispararon en todo el paí­s. Además de que, aplicando a pies juntillas la ley, sí­ que era posible usar consolas “plug and play”, conectando directamente el mando a un monitor para jugar. Aprovechado este resquicio, Nintendo lanzó en 2003 iQue Player, un mando que se conecta directamente a la tele con una tarjeta Flash de 64 Mb donde se almacenan directamente los juegos. Juegos que habí­a que descargar directamente de la tienda fí­sica. La idea también era crear un dispositivo cuyas caracterí­sticas evitasen la piraterí­a. Y se han acercado bastante.

jugadores_malasia

La piraterí­a en China es un auténtico problema. No sólo se copia el software, también el hardware. Incluso se han llegado a abrir tiendas falsas de Apple en el paí­s asiático donde no faltaba el más mí­nimo detalle para ser una tienda oficial de Apple, salvo ser una tienda oficial de Apple. Aunque no es un mal endémico de las fronteras interiores chinas ni del sector tecnológico. En nuestro paí­s, más de una persona habrá vivido la experiencia de comer en un restaurante japonés, con todo el aspecto de un restaurante japonés… pero que en realidad era un chino.

Salvo por la iQue Player, que con un precio de 60 dólares era demasiado asequible como para que la copia mereciera realmente la pena, tanto la propia Nintendo como Sony y  Microsoft han realizado diversos intentos de vender sus consolas dentro de China. Las ventas masivas de las imitaciones han echado por tierra, de momento, cualquier nuevo intento. Puede que el alzamiento del veto, aunque sea temporal, permita realizar acciones más competitivas con productos realmente diferenciados en cuanto a calidad de cualquier remedo. La autenticidad se ha convertido, sin lugar a dudas, en un verdadero valor en China.

 

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...