escape the room 01

Desde hace tiempo el género de aventuras gráficas ha pasado a un segundo plano y ya no se desarrollan tantos juegos donde la percepción del jugador y su capacidad de analizar distintos escenarios son primordiales para completar cada reto o puzzle. Gracias a los smartphones y tablets este conocido género por juegos como Monkey Island o Broken Sword está comenzando a resurgir lentamente, gracias a juegos como Escape the Room, disponible totalmente gratis a través del bazar digital de Android Google Play.

Escape the Room nos muestra cómo aprovechar las capacidades de las pantallas táctiles para crear aventuras gráficas donde el jugador realmente se sumergirá más. En realidad el juego responde a un subgénero de éste, muy popular en Japón desde hace ya unos años, en los que el usuario está encerrado en una habitación, rodeado de diferentes objetos y con nulo o casi nulo contacto con otras personas, donde la misión principal del juego es escapar de la habitación donde estamos encerrados.

Un fallo que tiene el juego es que no viene traducido al castellano, por lo que los usuarios que no se sepan un inglés más o menos básico podrán tener problemas a la hora de seguir la historia que narra el juego, pero a efectos de jugabilidad escapar de una habitación no dependerá principalmente de los diálogos. Nuestra principal arma será nuestra vista para encontrar aquellas objetos y pistas que nos permitan escapar antes de que explote la bomba, piedra angular de la historia del juego junto con el sistema de capí­tulos y habitaciones.

escape the room 02

De esta forma, nuestro protagonista pasará por diferentes habitaciones, separadas en varios capí­tulos, donde cada vez tendremos menos objetos a la vista y una mayor necesidad de buscar y saber utilizar todos aquellos objetos que encontremos. Muchos de ellos no servirán de nada y serán pistas inservibles, mientras que otras ( en muchos casos, las menos sospechosas) son la pieza clave para poder escapar o estar cerca de ello. Un problema que aparece con este género es que, una vez completado el nivel, ya sabremos escapar tantas veces como lo juguemos, por lo que la rejugabilidad de este tipo de tí­tulos es prácticamente nula.

Una ventaja que ofrece el juego en cuanto a dificultad es que, gracias a su apartado gráfico, los objetos clave no “resaltarán” entre los menos significativos, algo que en otro juegos del mismo corte hace que el tí­tulo sea casi guiado. En esta ocasión deberemos utilizar nuestro dedo para seleccionar aquellos “puntos de interés” y elegir diferentes acciones (utilizar un objeto de nuestro inventario, coger un objeto, usar un elemento del escenario, o caminar hacia un punto en concreto).

En general Escape the Room es un juego más de este género que las principales desarrolladoras han dejado apartado y que, afortunadamente, no ha caí­do en el olvido y ahora los fans de las aventuras gráficas vuelven a tener nuevas historias bajo el mismo sistema. El subgénero “escapar de la habitación” está muy logrado con este juego, y podremos continuar nuestra historia allá donde queramos y totalmente gratis.