sim city 3000 01

Los juegos de tipo simulador se han ganado el género a pulso, ya que reflejan muchas veces la realidad que tratan de simular casi a la perfección, ya sea un simulador social o de la gestión de una granja, castillo o ciudad. ¿Qué pasarí­a si simulamos la situación de España? ¿Es la solución de nuestro gobierno la más eficiente o existen formas más óptimas para salir de la recesión? Los chicos de Yorokobu ofrecen la simulación de este escenario a través de SimCity 3000.

Creado por Maxis a finales del pasado siglo XX, el juego nos ofrece la posibilidad de gobernar una ciudad contemporánea en todos sus aspectos, desde las construcciones y servicios públicos que ofrezcamos hasta los impuestos y la tasa de paro, una variedad de herramientas que nos permiten simular una recesión como la que está viviendo nuestro paí­s en la actualidad y tratar de buscar una solución a ésta. La forma más sencilla de llegar a este estado de desequilibrio es construir muchos edificios públicos sin ningún tipo de utilidad y subir los impuestos hasta valores similares a los actuales.

Obviamente no deja de tratarse de una simulación, pero si repetimos los mismos pasos que nuestros polí­ticos, las similitudes de los resultados con la actualidad nos sorprenderán. Así­, una subida de impuestos radical para tratar de salir a flote de esta recesión termina convirtiéndose en una bajada del consumo, una pérdida de la calidad de los servicios públicos y una gran subida del paro, pero por encima de todo, este proceso se traduce en un gran descontento por parte de los ciudadanos, que hace que muchos de ellos decidan irse de la ciudad y otros quedarse y tratar de vivir bajo mí­nimos.

sim city 3000 02

La ciudad al borde del caos por las subidas de impuestos y sus consecuencias (fuente: Yorokobu).

Mientras los disturbios aumentan y la situación se descontrola, nuestros consejeros financieros y del sector público nos advierten de que nos encontramos en una situación insostenible, sugiriéndonos que bajemos los impuestos y creemos empleo a partir del sector público, de lo contrario los ciudadanos comenzarán a irse de la ciudad y bajará la recaudación drásticamente. La vista general que nos ofrecen es mala pero con solución, aunque ésta se vea a muy largo plazo, pero si optamos por un plan similar al de la realidad, optaremos por continuar con la subida de impuestos y esperar a que continuemos recaudando impuestos para tratar de salir a flote a corto plazo.

La simulación que ofrece SimCity 3000 tras nuestro intento de salir de la recesión no es buena y termina con un “Game Over” que nos impide seguir gobernándola. ¿La solución? Fomentar el consumo bajando los impuestos y manteniendo aquellos servicios públicos útiles y mejorarlos, creando empleo poco a poco hasta llegar a niveles similares los previos a la recesión para, más adelante, pagar nuestros rescates y esperar a que las cifras abandonen el color rojo, pasados unos años.

Según SimCity 3000 esta es una de las muy pocas formas de conseguir salir de una crisis económica, la cual dista mucho de cómo nuestro paí­s está abordando la situación en la realidad. Tratándose de un juego de hace trece años la simulación que ofrece el tí­tulo de Maxis es muy interesante si queremos ver cómo estamos llevando a cabo la situación actual de nuestro paí­s o si queremos probar nosotros mismos otras formas de abarcar este escenario.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre...