SPC Internet 0250, Internet por la red eléctrica - A fondo 3

Gracias al Wi-Fi podemos crear una red de Internet en casa, distribuyendo la conexión a través de ondas de radio. ¿Pero qué sucede en aquellos hogares dónde la cobertura no llega a todas las habitaciones por culpa de escaleras o muros demasiado gruesos? En ese caso, podemos aprovechar los enchufes de la red eléctrica para distribuir la señal con estos distribuidores 0250 de la firma española SPC Internet. Sin interferencias ni radiaciones y con más alcance y mayor velocidad que el Wi-Fi convencional.

Enchufar y listo

Cada uno de estos distribuidores de SPC Internet lleva un puerto Ethernet en su parte inferior y un enchufe convencional en la trasera. Tras enchufar uno en la pared, luego hay que conectarlo al router por cable de red para que se encargue de repartir la conexión a Internet por toda la instalación eléctrica doméstica. De esta forma, cada enchufe de la casa se convierte en un posible punto de acceso a Internet, en el que sólo habrí­a que enchufar otro distribuidor y conectarlo por cable al puerto Ethernet del ordenador. Tras esto, funciona automáticamente, sin la necesidad de instalar ningún software.

En la caja del producto viene un CD para usar un programa opcional que nos permitirá crear claves de acceso a la Red, para evitar que alguien se aproveche de nuestra conexión. El equipo está preparado ya de por sí­ para no sobrepasar el circuito cerrado de la casa, pero este programa puede resultar útil en oficinas que compartan la red eléctrica de un mismo edificio, por ejemplo. También, claro está, para los habituales privilegios y restricciones que suelen montarse en cada de red de ordenadores.


SPC Internet 0250, Internet por la red eléctrica - A fondo 3Ventajas

Al estar equipados con tecnologí­a HomePlug 1.0 Turbo, estos distribuidores de SPC Internet consiguen una velocidad de 85 Mbps, manteniéndola estable en 200 metros de alcance. Dos grandes ventajas frente al Wi-Fi, que ofrece un rendimiento menor (normalmente 54 Mbps y un centenar de metros) y más inestable (muros y tuberí­as pueden mermar la conexión). Es la ventaja de recurrir a los cables eléctricos que ya tienes instalados en tu hogar en lugar de a ondas de radio.

Esto último nos ahorra además las interferencias que sufre el Wi-Fi con otras tecnologí­as inalámbricas, como sin ir más lejos las redes de telefoní­a móvil. Por otra parte, los más precavidos tienen aquí­ una alternativa para curarse en salud antes las posibles consecuencias que pueda tener el Wi-Fi sobre el organismo.

Y no es un invento pensado exclusivamente para ordenadores. Por el contrario, puede conectarse a cualquier aparato que lleve un puerto Ethernet para transmitir datos, imágenes y sonido. Estamos hablando de esas TVs de alta definición, equipos musicales e incluso videoconsolas que gozan de dicha conexión para descargar actualizaciones, coger canciones y pelí­culas de otros dispositivos o iniciar partidas multijugador a través de Internet.

Inconvenientes

Todas estas ventajas tienen una pequeña contrapartida: la movilidad. En lugar de caminar por la casa con el portátil siempre conectado a Internet, en cada habitación tendremos que buscar un enchufe. Es por ello que sólo es una alternativa completa al Wi-Fi en el caso de que sólo tengamos en casa ordenadores de sobremesa. O portátiles que nunca o muy raramente cambiemos de ubicación. Eso sí­, en el resto de casos, es un buen complemento para la conexión inalámbrica.

¿A quién pueden interesarles estos distribuidores SPC Internet 0250?

Es un aparato ideal para esas casas de varios pisos y/o con paredes muy gruesas en las que el Wi-Fi no llega a algunas habitaciones. Ambos sistemas pueden funcionar muy satisfactoriamente de forma complementaria, al menos para que nuestro hijo/a deje de reprocharnos que para chatear o ver ví­deos de YouTube siempre tiene que irse al salón. Lo curioso es que seguramente el zagal o la zagala acabarí­a navegando más rápido que nosotros mismos, ya que como hemos explicado el rendimiento de estos distribuidores es superior al del Wi-Fi.

Ficha técnica

Tecnologí­a HomePlug 1.0 Turbo (Datos, sonido e imagen)
Alcance/Velocidad 200 metros / 85 Megabits por segundo
Conexiones Puerto Ethernet / Enchufe convencional
Interfaz Tres pilotos luminosos (conexión a la red eléctrica, a otro dispositivo HomePlug y al puerto Ethernet)
Software de administración de claves y privacidad (CD incluido)
Requerimientos Windows 98, ME, 2000 o XP
Procesador 300 MHz
128 MB de memoria RAM
1 MB de espacio disponible en disco duro
Precio 45 euros (el precio para dos unidades es 85 euros)
+ info SPC Internet
Newsletter tuexperto.com

Pon tu e-mail en el recuadro

Otras noticias sobre... , ,