Hace unos meses os hablamos de FaceAlive Icons, un programa que convertí­a automáticamente una foto de carnet, agregándole los gestos tí­picos de los emoticonos, esas caritas tan frecuentes en sistemas de mensajerí­a instantánea. Pues bien, la tecnologí­a Motion Portrait es un paso más, ya que permite crear movimiento y gestos en tiempo real a partir de un retrato estático.

En teorí­a, y usando cualquier retrato, la herramienta analizarí­a toda la información del archivo para convertirlo automáticamente en un gráfico animable. A partir de ahí­, cada usuario programarí­a la animación a su gusto (cambios de vestuario, apariencia y fondo incluidos). También podemos sincronizarlo con sonido, pero claro, eso ya no es algo que pueda hacerse en tiempo real.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp


Lo primero que se ve en la web de Motion Portrait es la foto animada de una mujer japonesa, que sigue con su mirada el movimiento del puntero del ratón y nos da varios mensajes de bienvenida cuando pulsamos el timbre llamador. Nada del otro mundo. No es completamente 3D, ya que no podemos cambiar el punto de vista de la cámara y las zonas de sombra apenas cambian con los movimientos de la modelo, pero nos da una idea de lo que cualquier usuario podrí­a conseguir con un par de clics. Después de este párrafo podéis ver un ví­deo demostrativo con la misma modelo.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=P-mBdV3icMY[/youtube]

Esta tecnologí­a fue originalmente creada por Sony en Japón, para ser luego adquirida por otra compañí­a japonesa que se autonombró como Motion Portrait. Por el momento no tienen pensado ofrecerlo al gran público, sino a otras empresas que quieran integrar la aplicación en sus propios productos, por ejemplo en teléfonos móviles o videojuegos. Sin embargo, esto es algo que pide a gritos una herramienta para que cualquiera introduzca su foto y lo pruebe. Y a ser posible, que pueda hacerse desde Internet.

De hecho, allá por 1995, Stefano Marzano, responsable de Philips Design ya vaticinó que se presentarí­a algo parecido en este tiempo. Entonces apenas existí­a la videoconferencia, pero el grupo que encabeza Marzano pensó como serí­a la vida en el 2005 y crearon una exposición completa con los inventos que usarí­amos supuestamente en este tiempo. Se llamó “Vision of the Future” y hay que decir que acertó en muchas cosas, aunque quizás pecó un poco de optimista.

De cualquier forma en la exposición contaba que en este tiempo usarí­amos mucho la videoconferencia y tendrí­amos acceso a un programa que nos permitirí­a enmascarar nuestra cara cuando no quisieramos mostrarnos en vivo y en directo. Esta tecnologí­a podrí­a situarnos en la antesala de aquella profecí­a electrónica.

Ví­a: í¼bergizmo / SciFi

Otras noticias sobre...