Imagí­nate que un cliente tiene un problema con su proveedor de cable. Después de mucho luchar con el servicio de atención al cliente, consigue que un técnico acuda a su casa para resolver el problema. El técnico llama por teléfono a su empresa desde el salón del cliente. Pero el técnico recibe el tí­pico mensaje de espera…una música tranquilizadora…pasa el tiempo…5 minutos…10 minutos…media hora…¡¡una hora!!

Y ¿qué pasa? Que al final el técnico se queda dormido en el sofá. Dormido ¡¡en casa del cliente!! El cliente alucinado tiene la suficiente sangre frí­a para coger una videocámara y grabar al técnico dormido sobre su sofá. Acto seguido, cuelga el ví­deo en Internet (YouTube, por supuesto). Y el ví­deo rápidamente circula por la Red. Más de 800.000 personas lo han visto en los 4 meses que lleva publicado.

En vista de este incidente, ¿qué hace la compañí­a? Comcast es el proveedor estadounidense de cable protagonista de la historia. Una empresa que decide arreglar el problema de su cliente, pero no sin antes ¡¡despedir al técnico!! ¿No serí­a mejor solucionar su deficiente servicio de atención al cliente para evitar una hora de espera? ¿Qué culpa tiene el técnico?

Con ustedes el ví­deo de prueba. Si no puedes verlo bien, lo podrás encontrar en esta página.

CvVp7b5gzqU

La historia tiene ya unos meses, pero reconocemos que hasta ahora no la habí­amos visto.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.