Brother DCP-J1100DW, probamos la impresora de tinta profesional con All in Box

Ya llega el momento. Tras un mes más exigente, has tenido que hacer uso de más de la impresora y te has quedado sin consumibles a primeras de cambio. Toca buscar y comprar los nuevos cartuchos -o tóner-, hacer el intercambio en la impresora… La Brother DCP-J1100DW con All in Box quiere acabar con esta situación y darte un poco de paz de espíritu. Se trata de una impresora de tinta orientada a usuarios domésticos, profesionales y negocios pequeños con el añadido de unos cartuchos de gran capacidad. No en vano, gracias a ellos podrás disfrutar de hasta tres años de impresión (a una media de 200 impresiones al mes) sin necesidad de buscar recambios. Toda una ventaja operativa respecto a otras propuestas.

Brother DCP-1100DW cristal

Además, la Brother DCP-1100DW es un equipo muy compacto que cabe en cualquier rincón, y que además de imprimir es capaz de llevar a cabo las tareas de copia y escaneo. Está pensada para las pequeñas empresas que no tienen unas necesidades de impresión muy altas (con un volumen de impresión recomendado de 1.000 páginas al mes) pero que buscan un equipo versátil. Este modelo está disponible en el mercado por un precio de 356 euros. Una inversión inicial algo más alta de lo normal pero que te permitirá olvidarte de consumibles durante unos cuantos años. Hemos tenido la oportunidad de trastear con esta impresora en la oficina durante unas semanas, estas son nuestras impresiones.

Ficha de la impresora Brother DCP-J1100DW

Tipo Tinta, A4
Funciones Impresión, copia, escaneo
Color/Mono Color
Velocidad 10 ppm en color (12 ppm en monocromo), 3 ppm a doble cara
Resolución máxima 6.000 x 1.200 ppp
Ciclo Mensual Hasta 1.000 páginas al mes (ciclo recomendado)
Escáner 1.200 x 2.400 ppp
Copia Hasta 6 cpm en color y en blanco y negro
Pantalla Pantalla táctil de 6,8 centímetros
Conexiones WiFi, Ethernet, 1 x USB 2.0, 1 x tarjetas, Conexión móvil (Brother iPrint&Scan, Brother Print Service Plugin, AirPrint, Google Cloud Pirnt y Mopria) y conexión Cloud
Entrada y salida de papel Bandeja de entrada de 150 hojas + ranura manual de una hoja
Salida de 50 hojas boca abajo
Dimensiones y peso 435(An) x 341(F) x 195(Al)mm / 8,8 kilos
ADF Sí, para 20 hojas
Consumibles 1 cartucho negro con capacidad para 6.000 páginas, cartuchos CMY de 5.000 páginas
Fecha de lanzamiento Disponible
Precio 356 euros

 

Consumible para aburrir

Es, sin duda, la principal ventaja. En la oficina no solemos imprimir de forma intensiva, pero si continua. En el tiempo que hemos tenido la Brother DCP-1100DW apenas han bajado los niveles de tinta de los cartuchos, a pesar de estar con ella durante meses. Hay otros modelos que sí han terminado tiritando (a nivel de consumibles) al terminar nuestra prueba, y se agradece mucho esa tranquilidad de no tener que preocuparse por los recambios.

La capacidad del cartucho de tinta negro es de un máximo de 6.000 páginas impresas, mientras que los cartuchos de color (cian, magenta y amarillo) tienen una capacidad de 5.000 impresiones. En el caso de que se acaben durante el tiempo útil del equipo, tienes la opción de comprar nuevos cartuchos de gran capacidad. El precio de estos cartuchos es de 37 euros para el negro (6.000 impresiones) y 33 euros para cada uno de los cartuchos de color (5.000 impresiones). Por cierto, cuando estén a punto de terminar los cartuchos cuentan con un tanque para 200 impresiones. Algo así como el depósito de gasolina del coche, para darte tiempo a que puedas pedir o comprar los consumibles antes de que deje de ser operativa la impresora. Por cierto, para los usuarios que quieran consumibles de menor duración o gastarse menos dinero, hay consumibles para 3.000 páginas o 1.500 páginas impresas.

Otra de las ventajas del pack All in Box es que si registras la impresora disfrutarás de tres años de garantía para el equipo.

Brother DCP-1100DW pantalla tactil

Una impresora compacta para cualquier rincón

Brother ha diseñado su impresora DCP-J1100DW teniendo en cuenta las condiciones particulares de un hogar, pyme o el autónomo. Es decir, en muchas ocasiones estas pequeñas empresas o profesionales tienen un espacio reducido en el despacho. Gracias a la WiFi, puedes instalar esta impresora en cualquier rincón. Y con un peso lo bastante ligero para que resulte sencillo desplazarla en cualquier momento (menos de nueve kilos de peso). Las dimensiones completas del equipo se sitúan en los 43 x 34 x 19 centímetros.

El control de la interfaz de la impresora se lleva a cabo a través de una pequeña pantalla táctil de 6,8 centímetros. A pesar de este tamaño reducido, la presencia de iconos muy grandes con las funciones más importantes del equipo hacen que su uso sea bastante sencillo e intuitivo. También hay que destacar la pantalla con accesos directos de Brother, que tanto nos gustó en anteriores modelos. Con estos accesos puedes configurar distintos iconos para acceder a las opciones que uses de forma más habitual. Por ejemplo, puedes configurar uno de los iconos para que automáticamente se escanee un documento al PC a la carpeta que tengas configurada con solo dar un botón. O subir un documento que hayas escaneado a tu cuenta de Dropbox.

Brother DCP-1100DW con bandeja abierta

Uno de los apartados que más me ha llamado la atención es el de los niveles de tinta de los cartuchos. Lo normal en estos casos es que tengas unas barras con la cantidad restante que más o menos te permita saber el número de impresiones que te faltan antes de cambiar de cartuchos. En el caso de la Brother DCP-J1100DW, hace una estimación de las impresiones que puedes llevar a cabo. Todo un avance que te puede dar mucho juego a la hora de programar la compra de nuevos consumibles.

Brother DCP-1100DW ranura para USB y tarjetas SD

Otro de los puntos fuertes de esta impresora es que a pesar de su tamaño cuenta con funciones de copia y escaneo a través de un alimentador automático de documentos. En cuanto al manejo del papel, contamos con una bandeja principal con capacidad para un máximo de 150 hojas. También incluye una ranura manual para 1 hoja desde la que puedes gestionar documentos de mayor gramaje, como por ejemplo cartulinas. La densidad máxima permitida es de 300 grs (220 grs para la bandeja normal). La capacidad de salida baja hasta las 50 hojas. El tope se extiende cuando estamos imprimiendo y se puede recoger para que la impresora no ocupe de más cuando no se esté usando.

Brother DCP-1100DW niveles de tinta

Personalmente, agradezco mucho que cuente con una ranura para insertar el pincho USB y trabajar con documentos escaneados. Es una función de la que suelo hacer uso habitual y hay modelos que no tienen este extra. Además, incluye también una ranura para tarjetas SD, un añadido muy interesante si queremos imprimir directamente desde una tarjeta de una cámara. De hecho, incorpora un acceso directo específico para imprimir fotografías desde alguno de estos dos soportes en la pantalla principal del panel.

Brother con bandeja sacada

Velocidades medias para el día a día

Vaya por delante que la impresora DCP-J1100DW no está pensada para entornos muy exigentes. Es más un equipo para los profesionales independientes y hogares que tienen que imprimir y trabajar con documentos de forma habitual pero sin exprimirla demasiado. En esos casos hay modelos más específicos de la propia firma como por ejemplo las series J5000 y J6000 de impresoras multifuncionales de la firma.

En cualquier caso, este modelo está pensado para un ciclo mensual de unas 1.000 impresiones. En cuanto a su velocidad, las cifras oficiales se sitúan en las 12 impresiones por minuto en blanco y negro y 10 impresiones por minuto en color. Para ahorrar papel, incluye función de impresión a doble cara de forma automática. Eso sí, la velocidad de impresión baja hasta las 3 páginas por minuto. La resolución máxima de esta impresora se coloca en los 6.000 x 1.200 ppp, una cifra notable para poder conseguir un acabado más definido en las fotos que imprimamos.

Brother DCP-1100DW alimentador automatico de documentos

Copia y escaneo

La Brother DCP-J1100DW cuenta con funciones de copia y escaneo. En los dos casos podemos echar mano del alimentador automático de documentos, y en el escaneo también se puede aprovechar el cristal para escanear otros formatos como el DNI, tarjetas, cartulinas, etc. Estas funciones no tienen modo dúplex, algo que tener en cuenta si queremos trabajar con documentos que tengan contenido por las dos caras.

Dentro de la función de copia, podemos trabajar con velocidades de hasta 6 copias por minuto tanto en color como en blanco y negro. La resolución máxima es de 1.200 x 2.400 ppp. En el caso del escaneo, puede convertir 12/6 imágenes por minuto en mono o color. Por cierto, contamos con un buen número de opciones para llevar dichos escaneos tanto al ordenador como a un servicio en la nube o al pincho USB. También es compatible con tecnología OCR para que podamos editar los documentos que hayamos escaneado de forma directa. La resolución máxima se sitúa en los 1.200 x 2.400 ppp (en el ADF es de 1.200 x 600 ppp).

escaneo a movil brother

Impresión móvil

Brother es una de las compañías que lleva años apostando fuerte por reforzar sus impresoras con una buena variedad de servicios y funciones para trabajar desde el móvil. A nivel de tecnologías, es compatible tanto con AirPrint (para imprimir desde iPhone o iPad) como Mopria (para imprimir desde un móvil Android). También cuenta con su propia app iPrint&Scan. Lo que más me gusta de esta herramienta es que te permite escanear los documentos que pasas por el ADF directamente al móvil, sin tener que pasar por un soporte intermedio y también Brother Print Service Plugin que ofrece una experiencia de uso similar a AirPrint, pero para dispositivos Android.

Brother DCP-1100DW cartuchos XL

Precio y opiniones

En definitiva, la Brother DCP-J1100DW es una impresora que sabe muy bien a lo que juega y cumple con buena nota. Está pensada para hogares, profesionales independientes y pymes que necesitan una impresora profesional versátil y prestaciones comedidas. Y que, además, se quieren olvidar de tener que preocuparse de andar cambiando los cartuchos cada poco tiempo. Sus cartuchos de larga duración prometen alargar muchísimo tiempo este cambio, incluso durante tres años si se hace un uso estándar del equipo. Esto es, una media de 200 impresiones por mes. En nuestro caso, hemos agradecido mucho no tener que estar preocupados del momento en el que se acaban los cartuchos y después de meses todavía sigue con los niveles de tinta altos.

Este equipo cumple lo que se espera de una impresora de gama alta en calidad del acabado y es muy interesante que tenga la ranura manual que admite gramaje de hasta 300 grs. Además, la presencia del alimentador automático de documentos resulta muy práctico para escanear o copiar documentos. Eso sí, en ocasiones he echado en falta que contara con estas funciones a doble cara de forma automática. Ya puedes encontrar la Brother DCP-J1100DW en el mercado por un precio oficial de 256 euros.

Otras noticias sobre... ,