Twitter admite que compartió información de usuarios sin consentimiento

Ayer mismo saltaba la noticia de que Twitter habría podido compartir información de los usuarios sin su consentimiento. Hoy los responsables de esta red social han terminado por confirmarlo.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Los responsables de esta red social han explicado que han detectado problemas en el sistema de configuración de privacidad del usuario. Por este mismo motivo, parece que podrían haberse compartido (suponemos, pues, accidentalmente) datos de los usuarios con terceros.

Indican que no dieron permiso alguno para que así sucediera, pero que, en efecto, puede haber sucedido. Pero, ¿quiénes son los afectados? Parece ser que son aquellos usuarios de Twitter que hicieron clic o vieron un anuncio vinculado a una aplicación móvil a partir de mayo de 2018.

Al acceder, pudieron compartirse datos como el código del país en el que se encuentran y otras mediciones relacionadas con el uso de Twitter. Cómo se relacionaron con el anuncio en cuestión y cuándo lo hicieron. Lo que ha ocurrido ha sido explicado a través de un comunicado oficial.

twitter-02

Errores que habrían puesto en riesgo la seguridad de los usuarios

No estaríamos hablando de un único fallo. La compañía ha reconocido que acaba de solucionar dos errores vinculados a la forma en que usan la información de identificación personal con el objetivo de personalizar y orientar mejor los anuncios que se muestran a través de su plataforma.

De este modo, la información privada de los usuarios habría sido compartida, sin su autorización, con clientes de Twitter. Socios publicitarios que se dedican a poner anuncios en la red social y que, evidentemente, y como Twitter, ganan dinero con ello.

Esto habría ocurrido, según la propia Twitter, desde mayo de 2018 y los problemas no fueron solventados hasta el 5 de agosto de 2019. Esto significa que desde entonces puedes haber visto anuncios en Twitter basados en información personal que en ningún caso habías autorizado a compartir.

De momento no se ha indicado un número concreto de afectados. Twitter argumenta que está investigando las causas para determinar, al mismo tiempo, qué usuarios pueden haber sido puestos en riesgo. Consideran, por otra parte, que como parte de la comunidad de Twitter no podemos hacer nada, más allá de verificar nuestra configuración. Pero está visto que ni eso sirve de nada cuando Twitter abre las puertas, aunque sea supuestamente por error.

“Si descubrimos más información, la compartiremos”

La resolución de esta incidencia es tan vaga, que asusta. Cuentan desde su página web oficial que seguirán investigando y que si descubren alguna información que sea útil, la compartirán.

Si tenemos en cuenta que estamos ante una violación clara de la nueva legislación GDPR que se puso en marcha justo en mayo del año pasado, quizá sería conveniente exigir tanto a esta empresa como a la autoridades competentes llevar a cabo una investigación a conciencia, con la que puedan darse respuestas claras a los usuarios.

No hay que perder de vista que la GDPR exige a las empresas obtener el consentimiento expreso de los usuarios para poder rastrear y usar sus datos personales.

Otras noticias sobre... , ,