Acer TravelMate X5, analizamos el portátil con menos de un kilo de peso

Los ordenadores portátiles siguen siendo un sector en el que la lucha es continua, pese a que nos encontramos un poco estancados en cuanto a innovación. Seguimos con casi los mismos diseños de hace una década, pero tanto los materiales como la manera de usarlos e implementarlos ha cambiado. El Acer TravelMate X5 (X514-51T), es una prueba de ello. Sin contar con un diseño rompedor, la empresa taiwanesa consigue presentarnos un equipo solvente con la ligereza por bandera.

El Acer TravelMate X5 (X514-51T) no está pensado para los usuarios más exigentes, aunque tenga configuraciones con potencia suficiente, más bien está destinado a aquellos que busquen un equipo extremadamente portable y con solvencia suficiente para casi cualquier tarea. Dejar claro, que nuestra unidad de prueba no es la más potente de esta familia, por encima estaría una configuración con un Intel Core i7-8565U. Mientras que, en nuestro equipo, así como en el resto de las configuraciones, partimos del Intel Core i5-8265U. Ahora, habiendo aclarado esto, empezamos nuestro análisis del Acer TravelMate X5 (X514-51T)

FICHA TÉCNICA DE ACER TRAVELMATE X5 (X514-51T)

Pantalla 14 pulgadas, tecnología IPS resolución Full HD (1920 x 1080), densidad de píxeles de 157 píxeles por pulgada, formato 16:9
Procesador y memoria RAM Intel Core i5-8265U Quad-core (4 núcleos)) 1,60 GHz de 8ª generación , 8GB de RAM DDR4
Memoria interna 256 GB PCIe SSD
Gráficos UHD Graphics 620
Sistema operativo Windows 10 Pro
Baterí­a Hasta 8 horas, batería Polímero de litio ,adaptador AC de 45W
Conexiones IEEE 802.11a/b/g/n/ac y Bluetooth 5.0
Colores Negro
Dimensiones y peso

14,9 x 329 x 228 mm, 980 gr

Funciones destacadas Construcción en magnesio con un peso inferior a un kilogramo
Fecha de lanzamiento Disponible
Precio  1039 euros

Diseño convencional con la ligereza como bandera

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso12

La palabra convencional, podría definir enteramente el diseño del Acer TravelMate X5 (X514-51T). No destaca en casi nada, al menos en lo visual. Su acabado negro mate es discreto, pese a captar todas las huellas habidas y por haber, el logotipo de Acer en color gris situado en el centro no es demasiado llamativo. Al levantar la tapa, usando una mano para impedir que el cuerpo principal se levante, nos encontramos con un teclado al que le falta la letra “ñ” y esto es porque nuestro modelo de prueba es la versión inglesa. Si compramos este equipo en España tendremos la disposición en castellano.

La disposición del teclado es la clásica que nos encontramos en estos equipos, prescindiendo de las teclas específicas del bloque numérico para ahorrar espacio. La separación entre cada tecla es correcta, así como su pulsación y recorrido. Acostumbrado a teclados mecánicos se me hacen demasiado suaves las teclas, pero no deja de ser un teclado más que funcional y cómodo incluso en largas sesiones. Otro añadido, cada vez más común, es la retroiluminación. En este Acer TravelMate X5 (X514-51T) es de color blanco y la intensidad no es regulable, ilumina de forma fija a la máxima intensidad.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso41

Hubiese estado bien que se permitiese regular la intensidad, puesto que hay situaciones en las que no queremos tanta iluminación. Pero siempre es mejor tener un teclado retroiluminado a no tenerlo. Por el contrario, el tiempo en el que estas teclas se mantienen iluminadas es ínfimo, escasos segundos y se apagan. Esto si consigue molestarme un poco más, puesto que muchas veces si estás escribiendo y te detienes para leer lo que has escrito, las luces se apagarán con lo que no harán su función.

Debajo de este teclado tenemos un touchpad con un tamaño considerable y que está casi centrado. Que no esté simétricamente colocado no creo que moleste a demasiados usuarios, y más cuando su posición es más que natural para su uso. A la misma altura, pero debajo de las flechas de dirección del teclado se sitúa el lector de huellas, al que le acompaña la serigrafía del modelo del equipo. Con un tamaño contenido y una forma rectangular, es un lector situado en una posición cómoda.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso35

La pantalla, de 14 pulgadas con tecnología IPS se sitúa encima de este teclado y touchpad. Le acompañan unos marcos reducidos, pero no tanto como podríamos esperar en un portátil de este año y con un precio que lo sitúa por encima de los 1000 euros. La webcam se mantiene en el centro del marco superior. En los laterales del Acer TravelMate X5 (X514-51T) veremos una retahíla de puertos, hablaremos de ellos en su apartado correspondiente, pero echamos en falta un lector de tarjetas que perfectamente habría cabido.

Con 14,9 mm de grosor y un peso inferior a 1 kg, el Acer TravelMate X5 (X514-51T) está destinado a ocupar mochilas, bolsos, maletines sin incrementar la carga al usuario. Esto lo consigue gracias a su construcción en una aleación de magnesio. Este material permite ofrecer ligereza sin poner en peligro la integridad del equipo, o al menos esto en la teoría. En la vida real el Acer TravelMate X5 (X514-51T) se siente solido y bien construido, pero hay zonas que no lo son tanto. La parte central del teclado se hunde si hacemos relativa fuerza, la pantalla no es tan estable como nos gustaría. Sí, es ligero, mucho de hecho, pero claro esto termina afectando a la solidez del equipo.

Pantalla y sonido

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso01

Adelantábamos el tamaño de la pantalla y su tecnología, pero nos dejábamos en el tintero la resolución. Es una panel Full HD o 1920 x 1080 píxeles, con tecnología IPS. Esta diagonal de pantalla y resolución nos ofrece una densidad de pixeles de 157 ppp. No veremos píxeles a simple vista, pero si nos acercamos más de lo necesario, estarán presentes y serán más notables. El acabado mate consigue paliar los reflejos de cualquier fuente de luz, pero su brillo más que correcto es lo que consigue ofrecernos una imagen clara incluso en situaciones algo complejas. No es que se vea perfectamente si lo usamos al sol, pero podremos ver en mayor o menor medida lo que tengamos en pantalla gracias a esos 300 nits de brillo.

Ahora, lo más interesante es la relación tecnología de panel con la resolución. Full HD es más que suficiente en cualquier situación, tanto para trabajar como para disfrutar contenido. Una resolución mayor habría dado una nitidez mucho más espectacular, pero en una pantalla en estas dimensiones puede no tener sentido. Además, de suponer un gasto energético mucho mayor, un apartado en el que no va sobrado el Acer TravelMate X5 (X514-51T). Respecto a la tecnología, mientras el mercado móvil se mueve entorno a las AMOLED y ya tenemos algún que otro portátil con esta tecnología en su pantalla.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso06

Los paneles IPS siguen siendo los reyes en cuanto a reproducción de color y ángulos de visión en los ordenadores portátiles. Con el Acer TravelMate X5 (X514-51T) esta regla se cumple, este panel tiene unos colores coherentes con unos ángulos de visión más que correctos. No perderemos información si vemos la pantalla algo escorados, aunque esto no sea recomendable. Es una pantalla con la que no tendremos queja a la hora de ver contenido multimedia o trabajar, el contraste y definición en los textos también es digno de mención. Pese a que este tiene más que ver con el tamaño y resolución de la pantalla.

En el aparatado del audio en cambio, el Acer TravelMate X5 (X514-51T) no destaca demasiado. La experiencia de consumir contenido multimedia se ve empañada por los dos altavoces estéreo situados en la parte inferior del portátil. Esta colocación no es mi favorita, pero también depende del sistema de sonido y si aprovecha el rebote del sonido en la superficie en la que se encuentra. En este caso, no lo hace, o al menos no como debería. El sonido es claro hasta cierto volumen, si lo ponemos al máximo distorsionan y suenan algo enlatados. Este sistema de sonido te saca de un apuro, pero mejor conectar unos auriculares si vamos a ver alguna película o serie.

Conectividad con ausencia de algunos puertos

Acer TravelMate X5, analizamos el portátil con menos de un kilo de peso 1

Es un equipo compacto y delgado, pero tampoco lo es hasta el nivel de perdonarle la ausencia de un lector de tarjetas SD. Habiéndonos quitado esto de encima, pasemos a hablar de la configuración de puertos que integra el Acer TravelMate X5 (X514-51T). En el lateral derecho se alojan la mayoría de entradas, por no decir todas, tenemos el conector carga que es una clavija y no USB C. Para la salida de imagen y sonido tenemos un HDMI, en cuanto a la transmisión de datos hay dos estándares: un USB 3.1 de tipo C y dos USB 3.0 de tipo A. En el otro lateral solo tenemos el jack de 3.5 milímetros que sirve también para micrófonos, le acompaña el Kensington mini para asegurar nuestro equipo, si la situación lo requiere.

La disposición no es mala, pero en el lateral izquierdo hay espacio de sobra para varios puertos más. No es que esto sea grave, pero la inclusión de un lector de tarjetas SD o microSD habría conseguido hacer redonda la configuración en este apartado. El puerto USB de tipo C tampoco es Thunderbolt, algo que encarecería el precio, pero que por ejemplo nos permitiría conectar una gráfica externa para realizar tareas pesadas y que requieran de procesamiento gráfico.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso27

Por el contrario, la conectividad inalámbrica es muy buena. Pese a ser la esperable, y la que muchos equipos llevan, no deja de ser rápida y completa. El Wi-Fi 802.11a/b/n/ac nos permite conectador a redes tanto 2.4GHz de mayor rango, pero menor velocidad como también a las de 5GHz con mayores velocidades, pero menor rango. En ambos casos no he tenido ningún problema a la hora de descargar archivos o consumir contenido, sin ningún tipo de cortes o retrasos. El Bluetooth llega en su versión 5.0 con mayor estabilidad y mucho más rango de alcance, al conectar unos auriculares con esta versión se hace notar la inclusión de esta tecnología.

En el Acer TravelMate X5 (X514-51T) tenemos una combinación de puertos que será más que suficiente para la mayoría de los usuarios. Solo los más exigentes pondrán alguna pega a esta batería de puertos, desde mi punto de vista la ausencia de lector de tarjeta SD es hasta perdonable, pero que no se cargue por USB es algo que echará para atrás a muchos usuarios. No es que su cargador sea de gran tamaño, pero la comodidad de cargar todos nuestros dispositivos usando un cable es algo que muchos deseamos.

Rendimiento destinado a la ofimática

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso48

Debajo del chasis ligero por su construcción en magnesio nos encontramos con un procesador firmado por Intel. Es el Intel Core i5-826U con cuatro núcleos y ocho procesadores lógicos, la velocidad a la que corren es de 1,60GHz. Este dato ya nos da un indicativo de cómo se moverá el equipo y de lo que será capaz. Le acompañan 8GB DDR4 para la memoria RAM y 256GB SSD PCIe para el almacenamiento, no tenemos gráfica dedicada NVIDIA o AMD, moveremos el apartado gráfico con la Intel HD Graphics 620.

El software destinado a mover este hardware es Windows 10 Pro 64 bits, no podría ser de otra forma, y seamos claros. El Acer TravelMate X5 (X514-51T) se mueve realmente bien, acorde a sus componentes, el procesador es rápido, la cantidad de memoria RAM suficiente y el SSD tiene una velocidad más que aceptable. Pero claro, las tareas con las que le hemos puesto a prueba no son del todo exigentes. Navegar usando Chrome no resulta una tarea pesada, incluso se abrimos más pestañas de las necesarias, podrá sin mucho problema, aunque la RAM libre sea cada vez menor.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso44

Mantener abiertos diferentes programas como Chrome, Slack, WhatsApp, Telegram, Spotify, PhotoScape tampoco suponen una gran prueba, recordemos los cuatro núcleos con sus ocho procesadores lógicos, si bien la velocidad de los núcleos no es gran cosa, es más que suficiente para realizar este tipo de tareas. La reproducción de contenido en streaming tanto de plataformas como Netflix, HBO se realiza sin problema. En cambio, si nos vamos a YouTube y subimos la resolución de los vídeos hasta 8K, por poner un ejemplo, notaremos como tanto el procesador como la gráfica sufren.

Y, es el apartado gráfico el mayor inconveniente de este equipo. Que el Acer TravelMate X5 (X514-51T) no lleve una gráfica dedicada acucia más la falta de potencia en algunas situaciones. Utilizar programas de edición tanto de vídeo como de fotografía es una tarea difícil, siendo más concretos con los programas de vídeo que utilizan la gráfica para la previsualización o para algunos efectos. Los editores de fotografía profesionales como pueden ser Adobe Photoshop o Adobe Lightroom funcionarán de manera fluida hasta cierto punto, cuanto más complejo sea el proyecto peor será la fluidez.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso49

Jugar a determinados juegos tampoco será factible, ni Fortnite en su configuración más básica consigue funcionar a una tasa de fotogramas aceptable. Además, de los problemas de sobrecalentamiento que puede ocasionar esta tarea en el Acer TravelMate X5 (X514-51T). Hablando de la ventilación, los dos ventiladores encargados de refrigerar el equipo se encuentran en la parte inferior, con sus respectivas entradas de aire. Las salidas de aire están dirigidas hacia la bisagra, algo que agradecemos puesto que al no ser en los laterales evitamos sentir ese flujo de aire caliente.

Autonomía para media jornada con una carga lenta

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso11

Al visitar la web de Acer a la hora de comprar el equipo, en las especificaciones vemos que su batería puede llegar hasta las 8 horas de uso. Como siempre, este dato hay que cogerlo con pinzas. Porque depende mucho del uso que estemos dando al equipo, como también de las condiciones de ese uso (brillo bajo, modo eco, etcétera) Por ello, esta cifra suele variar en el mundo real y con un uso real. Antes de hablar de las horas de uso que me ha dado el Acer TravelMate X5 (X514-51T), hay que hablar de su batería.

Dos celdas con una capacidad de 4.670mAh conforman su batería, a la que alimentaremos con un cargador de 45W. Ahora en mi experiencia, esta batería no llega a rendir como se nos promete. Con un uso poco exigente como puede ser la navegación, edición de documentos de texto, escuchar música alcanza las 4 horas o 4 horas y media. Con un uso más intenso, navegando y editando algunas fotografías su duración se reduce hasta las 3 horas. Si editásemos vídeo lo más seguro es que tras una hora u hora y media, necesitase de un enchufe.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso42

Esta autonomía sorprende, pero no para bien, y más cuando tenemos en cuenta los componentes de este Acer TravelMate X5 (X514-51T). Los cuales no demandan demasiada energía, ya que ni siquiera lleva una gráfica dedicada a la que podríamos achacarle este elevado consumo energético. Lo más seguro, es que en favor de un equipo tan ligero se haya prescindido de unos miliamperios que no le hubiesen venido nada mal. Todavía con lo dicho, esta autonomía puede ser solvente si lo llevamos a clases o algún sitio en el que tengamos asegurado un enchufe. Para sesiones largas alejados de una toma de corriente, pues habría que reducir el brillo casi al mínimo y usar el modo eco para así conseguir alargar lo máximo posible la batería.

Aunque sin duda, el mayor inconveniente es el tiempo de carga. Muchos fabricantes han empezado a incluir una carga rápida en sus portátiles, algo común en los smartphones, pero todavía nuevo en este sector. Con esto podríamos tener en media hora un 50% de la batería de nuestro equipo para poder continuar con la jornada. En el Acer TravelMate X5 (X514-51T) no tenemos nada de esto, y la carga es lenta. Llegando a tardar en algunas ocasiones casi 4 horas, aunque la mayoría del tiempo se ha mantenido más cerca de las 3 y media.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso51

Es probable que con un cargador de 65W los tiempos de carga se reduzcan, pero el que viene con el equipo es solo de 45W. La autonomía no es un apartado en el que destaque este Acer TravelMate X5 (X514-51T), y eso que por su peso y diseño compacto debería al menos ser un punto esencial. Si somos usuarios que no pasamos largas jornadas alejados de enchufes, pues este punto no es un inconveniente. Pero en el caso contrario, si tenemos que recurrir a nuestro portátil, pero sin enchufes a la vista la situación puede complicarse.

Conclusiones y precio

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso14

Al empezar este análisis dejábamos claras las intenciones de Acer, o al menos las de este producto. Ofrecer sin alardes un equipo solvente en rendimiento y con la ligereza como factor diferencial. Pero por el camino a Acer se le han olvidado ciertos apartados. El principal y el que pocos usuarios perdonaran es el de la autonomía, en un equipo pensado para vivir en las mochilas y bolsos, tener una autonomía de 4 horas con tiempos de carga similares es algo que pocos pasaran por alto.

Si a esto le sumamos un precio que parte de los 1000 euros en su modelo más básico, y llega hasta los 1500 euros en su modelo más avanzado. Eso sí, un modelo que tampoco cuenta con gráfica dedicada y cuya diferencia es tener el doble de almacenamiento y de RAM. Pues nos deja un producto difícil de recomendar, y más teniendo opciones en el mercado algo más completas. Es un equipo que a día de hoy sigue siendo todavía muy nuevo, y su precio es prueba de ello. Posiblemente en unos meses veamos ofertas y en ese caso se hará mucho más tentadora su compra.

acer-travelmate-x5-analizamos-el-portatil-con-menos-de-un-kilo-de-peso31

Al final, todo se reduce a la decisión del usuario. Y en esta decisión, hay elementos de peso -nunca mejor dicho- y es que este Acer TravelMate X5 (X514-51T) pesa muy poco. Puede parecer una razón algo pobre, pero muchos usuarios quieren equipos que no sientan en la mochila, equipos tan ligeros que puedan sostenerse con dos dedos. Y, es que dentro de este sector el Acer TravelMate X5 (X514-51T) es competidor a tener en cuenta. Pero no podemos olvidar tampoco a su rival directo el LG Gram.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... ,