srt

Los subtí­tulos son una pieza imprescindible para muchas personas cuando quieren visionar pelí­culas en otros idiomas. A menudo los contenidos no están disponibles en la lengua materna. La cuestión es que no siempre es posible localizar en Internet los subtí­tulos correspondientes en el idioma requerido. Puede ser una cuestión de paso de tiempo. Existe una solución. Una vez encontrado el fichero SRT (SubRip Text) se puede emplear un software para traducirlos a otro idioma. Para eso están programas como SRT Translator que, además, es gratuito. Esta pieza de software tiene otras funciones, que pueden resultar muy útiles. La primera de ellas es que permite editar subtí­tulos. En ocasiones, los ficheros disponibles presentan errores ortográficos y gramaticales o bien utilizan giros o palabras demasiado locales. Por eso no viene mal hacer un repaso.

Otra función interesante es la posibilidad de comparar dos ficheros SRT de la misma pelí­cula para ver las diferencias. Se pueden modificar no solamente el significado, sino también las diferencias de minutaje entre ambos. En tercer lugar, este programa también sirve para corregir el sincronizado de los subtí­tulos con el movimiento de los labios de los actores. Eso no siempre es posible con todos los reproductores de ví­deo, especialmente si uno pretende ver la pelí­cula en un televisor. Por otro lado, los estudiantes de idiomas también van a apreciar la posibilidad de acceder a un fichero de texto que contenga todos los diálogos existentes dentro de un archivo SRT.

srt translator

El procedimiento de instalación de SRT Translator es bastante simple. El software se puede descargar desde aquí­. Está disponible para Windows. Una vez instalado en el ordenador, hay que abrir el fichero SRT con los subtí­tulos que se quieren traducir a través del menú File en la parte superior. Dentro de la pestaña Subtitles hay que seleccionar el idioma en el que está el fichero SRT de origen a través del menú desplegable bajo Translate From.

A continuación hay que escoger el idioma de destino, usando el menú desplegable debajo de Translate To. Después se pulsa sobre el botón Translate. La operación de traducción requiere un tiempo variable, que está en función del tamaño del fichero de origen. Una vez finalizada, para guardar la traducción hay que hacer clic en Save As para crear el nuevo fichero SRT.

Aquellos que lo deseen pueden pedir al programa, antes de empezar la traducción, que revise la ortografí­a de los subtí­tulos antes de convertirlos a otro idioma. Para eso hay que ir al menú File, y luego entrar en la opción de diccionario del idioma traducido y marcarla. Finalmente, es necesario destacar que SRT Translator está basado en Google Translate.

Para comprobar si un fichero SRT funciona correctamente, el usuario puede añadir el fichero del ví­deo teniendo el fichero SRT previamente cargado a través de la pestaña SubSpeech. Se puede comprobar la sincronización durante el visionado del ví­deo. Además también es posible conseguir un archivo de texto de salida con los subtí­tulos. Cuando falla la sincroní­a, se pueden arreglar copiando y pegando el minutaje exacto donde los subtí­tulos empiezan y terminan desde la pestaña SubSpeech.

 

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.