Sony SmartBand 2

La Sony SmartBand 2 es la nueva pulsera de la compañí­a japonesa para registrar tu actividad fí­sica. Un dispositivo que apuesta por la sencillez, ya que carece de cualquier tipo de pantalla táctil o indicador LED externo. De hecho, puede pasar fácilmente inadvertida. Toda la actividad que realizamos se registra en la pulsera y se sincroniza con nuestro móvil o tablet a través de la tecnologí­a Bluetooth. La SmartBand 2 incluye podómetro para medir la cantidad de pasos que damos, varios sensores para registrar cuando hacemos ejercicio montados en bici o corriendo y un medidor de la frecuencia cardí­aca que puede llevar un registro de nuestro pulso a lo largo del dí­a. Ya se puede encontrar en el mercado por un precio de 120 euros. Hemos tenido la oportunidad de probar este accesorio durante unos dí­as, te contamos cuáles son nuestras impresiones.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Sony SmartBand 2

Diseño sencillo y muy llevable

No hay duda de que la SmartBand 2 llama enseguida la atención… Por su sencillez. Este accesorio utiliza una pequeña pastilla central que es la propia máquina y una banda de goma donde se introduce que es la que se fija a la muñeca como si fuera un reloj. Por fuera, puede pasar perfectamente por una de esas pulseras de goma que tanto éxito tuvieron hace unos meses (aunque ahora no es tan común verlas por la calle). La idea que está detrás de este accesorio es que nos lo podamos poner y luego “olvidarnos” de su presencia. Y es que la única interacción que facilita la pulsera es su capacidad de vibrar cada vez que recibimos una notificación o una llamada en nuestro móvil. Otra de las claves que no podí­an faltar en un equipo de este tipo es su certificación IP68. La Sony SmartBand se puede sumergir hasta tres metros de profundidad sin que haya peligro de que se estropee (y siempre que la pastilla esté bien cubierta por la banda).

Sus dimensiones completas son de 40.7 x 15.3 x 9.5 milí­metros y su peso alcanza los 25 gramos. Los usuarios pueden hacerse con esta pulsera tanto en color negro como en color blanco. En definitiva, es un accesorio muy cómodo de llevar pero no tanto de poner, ya que a veces hay que pelear con su correa para que encaje en el punto que deseamos. Para realizar la carga, basta con sacar la unidad principal de la correa y conectarla a un cable MicroUSB como por ejemplo el de un cargador de smartphone.

Sony SmartBand 2

Apps móviles

Como decí­amos antes, el uso de este dispositivo no tiene sentido si no se lleva a cabo junto a un smartphone o un tablet. La SmartBand 2 de Sony es capaz de almacenar nuestros datos sin necesidad de que el dispositivo móvil esté cerca, pero para poder visualizar esa información necesitamos echar mano de la aplicación dedicada. Y aquí­ es donde debemos hacer otro inciso. La app básica para hacer uso de nuestra SmartBand tiene por nombre SmartBand 2. Esta herramienta cuenta con una interfaz muy sencilla y recoge los datos del dispositivo durante el transcurso del dí­a. Además de los pasos que hemos llevado a cabo en este tiempo, también encontraremos la información relativa a nuestro ritmo cardí­aco con el último registro, las horas de sueño y el tiempo estimado de ejercicio tanto andando como corriendo. Esta herramienta tiene un diseño atractivo y colorido, pero es evidente que si usamos esta pulsera con el interés de llevar a cabo una actividad fí­sica duradera se nos quedará bastante corta (apenas se muestran los datos de un solo dí­a).

Otra de las opciones que nos parece interesante es la de configurar esta pulsera para que vibre a la hora de recibir notificaciones, o su función como control remoto para reproducir la música de una app de nuestro smartphone (aunque como era de esperar el control es muy simple al usar un solo botón para llevar a cabo esta caracterí­stica). Por último, contamos con una alarma inteligente. Introducimos un intervalo de tiempo para la alarma y la pulsera mide cuál es el mejor momento para despertarnos según nuestro ciclo de sueño.

Para completar la funcionalidad de la SmartBand 2, se hace necesario instalar una segunda aplicación. Existen dos opciones. Valerse de Google Fit o apostar por Sony Lifelog. Esta segunda opción resulta más completa y nos parece muy interesante. Esta app lleva un registro de toda la actividad que realizamos a través de nuestro móvil, no sólo el movimiento sino también el acceso a las redes sociales, la cámara, la navegación… Los datos de la SmartBand se sincronizan directamente y el registro se lleva más allá de un sólo dí­a. De hecho, la gracia de esta aplicación está en una lí­nea de tiempo en la que aparecen iconos que marcan nuestra actividad. El personaje animado se mueve cuando arrastramos la lí­nea del tiempo en aquellos momentos del dí­a en los que hacemos ejercicio. Al margen de esta parte interactiva, podremos ver los totales de nuestros pasos, calorí­as quemadas, la media de nuestro pulso cardí­aco (y máximos y mí­nimos) o el tiempo de ejercicio (andando, en bici o corriendo). Pero lo mejor de todo es que este seguimiento se puede llevar a cabo más allá del tiempo de un dí­a, lo que nos dará mucho más juego.

Ahora bien, existen varios peros que hay que tener en cuenta. Uno de los más molestos es el que tiene que ver con el gasto de baterí­a de Lifelog, que acortará el tiempo de uso de nuestro smartphone (a veces incluso demasiado). Pero también hay que tener en cuenta que la sincronización con la SmartBand no siempre es la adecuada y a veces se escapan pasos que no aparecen en este registro. De hecho, en alguna ocasión se “extraví­an” pasos (lo cual me fastidió mucho ya que estaba muy orgulloso de mi marca). Por último, un problema propio de la pulsera inteligente es que en ocasiones marca tipos de ejercicio que en realidad no se están llevando a cabo, aunque se trata de un problema que también hemos visto en otros dispositivos con este tipo de registro de la actividad fí­sica. En definitiva, una herramienta muy divertida y curiosa pero al que le falta todaví­a un punto de desarrollo.

Sony Lifelog

Autonomí­a, precio y opiniones

Según los datos oficiales de Sony, esta pulsera es capaz de alcanzar dos dí­as de uso normal. Hemos comprobado que esta cifra se adecua mucho con la realidad, ya que llevamos la pulsera inteligente a un viaje de prensa y aguantó algo más de dos dí­as funcionando con una actividad notable. La pulsera Sony SmartBand 2 ya está disponible en el mercado por un precio de 120 euros. En definitiva, un accesorio muy orientado a los usuarios deportistas y a aquellos que quieran tener un registro continúo de su actividad fí­sica sin alejarse de su smartphone. Es fácil olvidarse de que se lleva puesta esta pulsera y ése es precisamente el objetivo de la compañí­a japonesa. Eso sí­, nos parece que su app principal se queda bastante coja.

 

Sony SmartBand 2

MarcaSony
ModeloSony SmartBand 2

 

Diseño diseño

Dimensiones40.7 x 15.3 x 9.5 milí­metros
Peso25 gramos (6 gramos la unidad principal)
ColoresNegro / Blanco
Resistencia al aguaSí­ / IP68

 

Software software

CompatibleSmartphones y tablets Android 4.4 KitKat, iOS 8.2
Aplicaciones de controlApp nativa de Android, Sony Lifelog, App nativa de iOS
FuncionesRegistro actividad fisica, análisis del sueño, medidor de stress, vibración cuando se reciben notificaciones y llamadas

 

Potencia procesador

Procesador CPUARM Cortex M0 de 32 Bits con memoria flash de 256 KB
Procesador gráfico (GPU)
Memoria RAM32 KB

 

Memoria memoria

Memoria interna256 KB
AmpliaciónNo

 

Conexiones conexiones

Red MóvilNo
WiFiNo
SensoresAcelerómetro, Podómetro, Medidor de frecuencia cardí­aca
BluetoothBluetooth 4.0
DLNANo
NFCNo
ConectorBase de carga
AudioSólo vibración
Bandas
Otros

 

Autonomí­a bateria

Extraí­bleNo
Capacidad58 mAh
Duración en reposo
Duración en usoDos dí­as de uso normal
Hasta cinco dí­as con el modo Stamina
10 horas con el medidor de frecuencia cardí­aca

 

+ info

Fecha de lanzamientoSeptiembre 2015
Web del fabricanteSony

 

Precio 120 euros euros

Otras noticias sobre... ,