Bittorrent

La popular red de intercambio de archivos P2P es uno de los servicios que genera más tráfico en Internet. Su carácter descentralizado, así­ como lo rápida que resulta para descargar ficheros de gran tamaño, han convertido a esta red en una de las más populares para compartir todo tipo de contenidos en la red, en particular series y pelí­culas.

Sin embargo, según un estudio reciente, elaborado por Sandvine, el uso de BitTorrent está cayendo en EEUU. Mientras que hace 5 años superaba el 30% del tráfico total generado en norteamérica, en la actualidad se ha reducido hasta el 7,39%.

Por otra parte, en Europa la tendencia es justo la contraria. En la actualidad, casi el 18% del tráfico que se desarrolla aquí­ es tráfico procedente de esta red de intercambio de archivos. En las horas punta, casi la mitad del tráfico (el 48%) que se mueve en Europa procede de usuarios de BitTorrent.

BitTorrent es utilizado por varias empresas y organizaciones públicas para distribuir contenidos tales como DVDs de Linux o imágenes espaciales de gran tamaño obtenidas por la NASA. Sin embargo, el uso más común es el de descargar contenidos alegales. Software, pelí­culas, música y series son los contenidos que más se comparten en estas redes, por lo que gran parte de este aumento en el uso de Bittorrent tiene que ver con la copia privada o piraterí­a, según quien explique el fenómeno.

Otra de las grandes diferencias detectadas por el estudio es el tráfico medio generado por usuario en ambas regiones. En norteamérica se trata de 44,5 GB por usuario, mientras que en Europa es sólo de 7,3 GB por usuario. Es decir, que un usuario medio norteamericano descarga 6 veces más que su homólogo europeo. Con el tráfico de redes P2P en retroceso, una de las explicaciones que encuentra el estudio es que el porcentaje de tráfico destinado al streaming de contenidos está creciendo, en particular el que origina Netflix, que comenzó como videoclub por correo y se ha convertido en un videoclub sin soporte fí­sico que distribuye sus contenidos a través de la red. En el último año, incluso ha dado el salto a la producción y ha estrenado sus propias series, como la aclamada House of Cards.

Bittorrent

Para utilizar BitTorrent es necesario instalar alguno de los múltiples clientes que permiten compartir archivos con este protocolo. Entre los más populares, además del cliente oficial, se encuentran µtorrent (microtorrent) y Vuze. Una vez instalado el funcionamiento es muy sencillo: basta con localizar un enlace a un archivo .torrent que contiene la información necesaria para empezar a conectarse a otros usuarios que disponen del archivo que quieres descargar. Durante el proceso, además de descargar irás compartiendo las partes en que se divide el archivo, de manera que cada usuario recibe y enví­a partes del mismo.

Estos enlaces se pueden compartir en foros especializados, así­ como en sites como The Pirate Bay o eztv.it. Mediante la ayuda de un sencillo buscador, se puede acceder a la descripción de los archivos buscados y así­ elegir el que más se ajusta a la búsqueda. Incluso es posible comprobar previamente los detalles técnicos de la pelí­cula, para evitar encontrarse con que la resolución es nefasta y se ve fatal en la pantalla del televisor, o que el audio está en arameo coloquial.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...