Intel Haswell

Intel ha revelado la mayorí­a de los detalles sobre su nueva generación de chips Intel Haswell, que saldrá al mercado de manera oficial durante la próxima semana. Consciente del difí­cil momento que vive el mercado de los ordenadores, Intel ha trabajado para mejorar de manera muy notable la capacidad de sus procesadores. Sin duda, una de las mejoras más vistosas será el aumento en la autonomí­a, hasta un 50% más, sin que la potencia de los chips se vea afectada. Pero no es la única de las novedades que encontraremos. Te contamos todos los detalles revelados por la compañí­a de semiconductores.

Los nuevos procesadores Haswell podrí­an suponer toda una revolución en el segmento de los ordenadores portátiles. Estos equipos podrán alcanzar una autonomí­a un 50% mayor que la que permití­an los anteriores chips, y se acercarí­an mucho al rendimiento que ofrecen los tablets. Estos dispositivos móviles se han convertido en la primera opción de compra para un gran número de usuarios, y han arrastrado a los equipos con chips de Intel a una crisis preocupante. Por poner un ejemplo, según los datos de Gartner a lo largo del primer trimestre de este año las ventas de ordenadores cayeron un 20% en Europa Occidental.

Para alcanzar esta mejora en la autonomí­a, Intel ha logrado rebajar el consumo energético de sus chips. En una de las infografí­as publicadas por la empresa, se puede apreciar como el consumo máximo se ha conseguido reducir en uno de los modelos más potentes desde los 20W de la anterior generación a los 15W. Otro de los aspectos que hay que destacar sobre Haswell es la inclusión de nuevas GPU. La más potente de ellas es la Iris Graphics 5100, que doblará el rendimiento gráfico de la versión Intel HD Graphics 4000 del año pasado. Eso sí­, el uso de este procesador gráfico supondrá un aumento notable en el consumo de los chips, y provocará que se pierda la impresionante mejora en la autonomí­a que han experimentado muchos modelos de la generación Haswell.

Intel Haswell

La solución intermedia para portátiles parte de la GPU Intel HD Graphics 5100, que mejorarán en alrededor de un 40% el rendimiento gráfico. Estos chips nos permitirán jugar la mayorí­a de los juegos modernos (aunque en muchos casos con la configuración del juego con unos valores más bajos). La compañí­a tampoco ha olvidado a los usuarios avanzados que utilizan sus chips en los ordenadores de escritorio. En concreto, se ha mejorado la estabilidad de la función de overclocking de forma que no afecte a otros componentes del sistema (el overclocking es la acción de aumentar la potencia de los procesadores por encima de lo que marca el fabricante).

El modelo más potente de esta generación que podremos encontrar la semana siguiente en el mercado es el Intel Core i7-4770K, con cuatro núcleos y una potencia de 3,5 GHz, A través de la tecnologí­a Hyper-Threading, podremos trabajar como si en realidad contáramos con ocho núcleos de procesamiento y con la tecnologí­a Turbo Boost se podrá llegar a una potencia de 3,9 GHz. Por otra parte, también se ha destacado el modelo Intel Core i5-4670K de cuatro núcleos y 3,4 GHz de potencia. En este caso, aprovecharemos la tecnologí­a Turbo Boost para alcanzar los 3,8 GHz.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...