Oki C710, una impresora de rendimiento profesional y compacta 3

Oki sigue apostando por hacer más reducidas y manejables las impresoras de uso profesional, pensadas para soportar un importante volumen de impresiones de buena calidad. Como sucede con modelos anteriores, la nueva Oki C710 busca sustituir a esos viejos y pesados armatostes tan habituales hoy en dí­a en grandes oficinas, ofreciendo un rendimiento similar pero con unas dimensiones que la hacen apta para las pequeñas y medianas empresas.

Al igual que otras impresoras de la firma que hemos probado como la Oki C3300N o la Oki C3450N, este nuevo modelo usa tecnologí­a LED, pues no usa una única fuente láser para fijar la tinta al papel, sino cuatro hileras de diodos LED. Dicho sistema es comparable al láser en cuanto a la calidad de impresión, pero más veloz. En concreto, esta Oki C710 puede impirmir 30 páginas por minuto a color y 32 en monocromo, inviertiendo nueve segundos para expulsar la primera hoja impresa cuando es en color (un segundo menos cuanto trabajamos en monocromo).

Todo esto lo hace trabajando con una resolución de 1200 x 600 puntos por pulgada y con hoja de tamaño A4, aunque también puede trabajar con pequeñas tarjetas de visita o carteles de hasta 1,2 metros, como toda impresora profesional que se precie. Otro punto fuerte de este modelo es su capacidad para adaptarse a la carga de trabajo de cada empresa. Su configuración más alta (C710cdtn) lleva cuatro bandejas para el papel que la dotan de una capacidad de 1.690 hojas.

Oki C710, una impresora de rendimiento profesional y compacta 3
Esta configuración sí­ que se acerca a las dimensiones medias de una impresora láser profesional, con 48,6 kilos de peso y 81 cm de altura. A partir de este tope, la Oki C710 puede adaptarse a las necesidades de cada tipo de oficina prescindiendo de algunos módulos. En la foto superior tenemos la configuración más alta a la derecha, cuyo precio es de 1.275 euros. A la izquierda tenemos la Oki C710dtn, que prescinde del pedestal de seguridad, reduciendo su altura a 52,7 cm, su peso a 36,6 kilos y su precio a 1.160 euros.

Para las oficinas que no tengan tanto volumen de impresión hay dos opciones más: la Oki C710dn, que tiene una bandeja menos que el modelo anterior. De paso, la altura del equipo baja a 38,9 cm, el peso a 30,7 kilos y el precio a 1.043 euros. La opción más económica es la Oki C710n, que tiene las mismas dimensiones excepto el peso, que baja un poco hasta los 27,6 kilos al prescindir del módulo de impresión a doble cara. Su precio es de 927 euros.

Los cuatro modelos cuentan con 256 MB de memoria (ampliables a 768 MB), las habituales conexiones informáticas como el puerto Ethernet, el FireWire o el USB y un ciclo de vida de unas 100.000 páginas al mes.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... , ,