El 8800 es el número elegido por Nokia para lanzar ediciones de lujo. Ahí­ quedan los acabados especiales de la gama Sirocco Edition, que nos permití­an tener entre manos un Nokia chapado en oro sin recurrir a un artesano. Ahora el fabricante finlandés vuelve a atacar con dos nuevas ediciones de este móvil de pantalla deslizante: Nokia 8800 Arte y Nokia 8800 Sapphire Arte, que recurren a materiales como el zafiro.

El primero, 8800 Arte “a secas”, está fabricado con metales y cristal especialmente tratados para evitar dejar huellas sobre su superficie. El Sapphire añade a esto un revestimiento de cuero y el uso de una piedra de zafiro en la tecla central de navegación.

Todaví­a no está muy claro cuándo, cómo ni a qué precio podremos hacernos con uno de estos terminales, pero según nos han informado desde Nokia, en un principio la intención es comercializarlos exclusivamente a través de Internet y con precios aproximados de 1.000 euros. El Arte podrí­a llegar a finales de este mismo mes, pero sobre el Sapphire, cuyo precio será lógicamente superior, aún no hay ninguna noticia en cuanto a disponibilidad.



Técnicamente, las principales modificaciones se centran en la pantalla, la cámara y la memoria interna. Llevan 1 giga de memoria interna en el que podemos almacenar, por ejemplo, las fotos que saquemos con la cámara de 3,2 megapí­xeles de resolución. Para visualizarlas, incorporan una pantalla de 2 pulgadas y resolución QVGA con tecnologí­a OLED, capaz de reproducir 16 millones de colores con muy buena luminosidad.

Incorporan un puerto microUSB que sirve tanto para cargar la baterí­a, como para transferir datos y conectar unos auriculares. Aunque para estas dos últimas opciones siempre podemos recurrir al Bluetooth para ahorrarnos cables. Por supuesto, llevan de serie los requisitos mí­nimos que pueden pedí­rsele a un teléfono 3G en materia de navegación por Internet y opciones multimedia (ví­deos, fotos, música). Dos pegas: no tiene lector de tarjetas (aunque para muchos la memoria interna es más que suficiente) ni sintonizador de radio FM.

No usan materiales tan lujosos como la edición especial del Motorola Razr2, pero ofrece algunas mejoras técnicas y son terminales más económicos. Y es que hasta en un mercado tan reducido como el de los móviles de lujo hay variedad de opciones.

Ví­a: TechEBlog

Otras noticias sobre... , ,