Desde luego no es la comida ideal para Navidad, pero existe. En Estados Unidos se han presentado el primer menú para pirados. El supuesto restaurante se llama “Grill del ataque al corazón” (Heart Attack Grill) y se caracteriza, según su página web, porque te puedes pedir una hamburguesa de un kilo con cerveza y cigarrillos incluidos. Un menú hecho a la medida del club de los amigos del suicidio alimentario.

Según su página web se trata de una franquicia, pero en sus páginas sólo se hace referencia a un hipotético restaurante en la ciudad de Tempe. En concreto, lo sitúa en la confluencia de W Warner Rd y E Warner Rd (el 440 W Warner Rd).

Sinceramente, no me queda cerca de casa y no he comprobado que existe, pero estaré encantado si algún amable lector nos lo confirma (por favor, no hace falta que te comas una hamburguesa, sólo comprueba que el bar existe)

Un detalle increí­ble que se muestra en la web es el porte de las camareras del restaurante. Impresionan por su indumentaria a medio camino entre vedette de lujo y enfermera de piernas infinitas. Vamos, como la que se le aparece a Torrente cada vez que tiene sueños húmedos.

El caso es que, tal y como nos explica el Pinzao de Yonkis.com, si al terminar de comerte esta bomba metabólica “notas que la circulación no te llega bien a las piernas, puedes pedir que te acerquen a tu coche en silla de ruedas”.

Para el que quiera algún detalle más de las hamburguesas o de las camareras, aquí­ abajo pongo un par de fotos ilustrativas más.