Un cliente de 75 años entra en una tienda para comprar un paquete que incluye acceso a Internet más llamadas de teléfono. A la hora de firmar el contrato de alta, el amable dependiente le pregunta al potencial cliente su edad. Este, sin titubear, le contesta que tiene 75 años. Lo siento, en ese caso tendrá que venir acompañado de algún familiar más joven.

Esta escena, llamémosla cómica, llamémosla surrealista, ha ocurrido. En Inglaterra. Tal y como describe la noticia, la compañí­a Carphone Warehouse tiene una curiosa póliza por la que cualquier persona mayor de 70 años no puede firmar un contrato de alta. Y debe hacerlo aompañada de un familiar de menor edad. ¿La razón? Los mayores de 70 pueden ser incapaces de entender las condiciones expuestas en el contrato.

Como es lógico, la noticia ha generado polémica y ya han sido varias las voces que han pedido acabar con este tipo de injusticias. Por cierto, la empresa tiene presencia en España bajo la marca The Phone House. Esperemos que las malas prácticas no se extiendan también a nuestro paí­s. Y es que la tecnologí­a es para todos. Sin lí­mite de edad.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.