samsung es9000

Samsung apuesta por la exclusividad con sus televisores Smart TV de la Serie 9 ES9000. No es extraño, porque el modelo con una diagonal de pantalla de 75 pulgadas o, lo que es lo mismo, 190,5 centí­metros, cuesta más de 7.000 euros. Desde luego no es un precio que esté al alcance de todos los bolsillos, pero es que el Samsung UE75ES9000 es un producto de alta gama. Es un televisor LCD con retroiluminación LED capaz de mostrar imágenes estereoscópicas tridimensionales, gracias a su motor 3D HyperReal Engine. Requiere usar gafas 3D activas Ofrece imágenes espectaculares con una tecnologí­a que trabaja a 800 hertzios. La resolución es Full HD (1080p).

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Es un televisor conectado inteligente que puede acceder a todos los servicios y aplicaciones de la plataforma Smart TV del fabricante. Sólo mide 3,6 centí­metros de grosor, y dentro de su completa conectividad destacan sus tres entradas HDMI y sus 3 puertos USB. Ahora, Samsung acaba de colgar en YouTube un ví­deo que narra el proceso de creación de este televisor. Con una duración cuatro minutos y medio de duración, el ví­deo acentúa el carácter premium del aparato, que está pensado para resultar igual de bello, independientemente de que esté apagado o encendido. La marca coreana lo ha posicionado como un producto de lujo, capaz de satisfacer varios sentidos: la vista y el oí­do.

samsung es9000

El diseño de los televisores Samsung que pertenecen a la Serie 9 ES9000 es simple y minimalista. Sin embargo, bajo la belleza de su exterior, esconde numerosas funciones inteligentes. Los consumidores más pudientes no sólo buscan prestaciones, sino también una estética muy depurada. Los productos de electrónica de consumo ya no son meros aparatos, la gente quiere que sean bonitos, como una pieza de mobiliario más, que pueda encajar dentro de la decoración de su salón. Los diseñadores de la compañí­a se han esforzado en cuidar todos los detalles del producto para que el usuario pueda notar claramente la diferencia de calidad y de clase de estos televisores.

Para ello se han inspirado en los catálogos de relojes de pulsera de lujo. Por eso han empleado un marco acabado en colores que imitan el cobre y el oro rosa. Son colores clásicos e intemporales, con un carácter siempre lujoso. Cuando los espectadores están sentados delante de la pantalla, no pueden ver esos detalles de diseño situados en los bordes del aparato. Sin embargo, cuando el usuario está situado ligeramente ladeado puede ver una lí­nea brillante que bordea la pantalla como si fuera una luz flotante. El objetivo es desarrollar un producto que no pase desapercibido y permanezca en la memoria.

Pasar del tablero de dibujo a la fábrica no ha sido fácil, sobre todo teniendo en cuenta que se trata de un televisor de gran diagonal (75 pulgadas). Los ingenieros de la marca pretendí­an que el consumidor percibiera la alta calidad del producto, sin importar dónde o cuándo lo tuviera delante. Uno de los retos era lograr el color oro rosa, que se pudo conseguir invirtiendo más de 24.000 horas. Luego el diseño se trasladó a más de 15.000 dibujos. Después, un robot se ocupó de aplicar el acabado en color oro rosa. Todo para dar la sensación de un producto artesanal. Todos aquellos que desee ver el ví­deo pueden hacerlo aquí­.

Otras noticias sobre...