No lo entiendo. Nueve de cada diez vehí­culos hí­bridos se venden en Estados Unidos. Es decir, coches que llevan dos motores: uno de gasolina (o gasoil) y otro eléctrico. Lo más gracioso es que los europeos tengamos que importar todo el petróleo y, además, que sea sensiblemente más caro que en Estados Unidos. Pero los gobiernos europeos parecen poco sensibilizados con el tema. Quizás por eso, ahora que la firma alemana Siemens VDO Automotive está desarrollando un coche hí­brido está pensando en el mercado americano.

Klaus Egger, alto cargo de la firma, ha dicho que su primer vehí­culo en prueba completamente hí­brido estará listo para finales del 2006. Desde la firma alemana se estima que el potencial de mercado en el 2012 será de 1.5 millones de vehí­culos.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Aunque la investigación en este tipo de coches tiene un recorrido de 20 años y son una realidad viva en modelos como el Ford Ranger o el Audi Duo, combinar los dos motores no es nada fácil. El problema es que el fabricante debe integrar perfectamente y al milí­metro las dos fuentes de propulsión.