Cine porno en la modalidad de tarifa plana de Wuaki.tv

Cada dí­a está más claro que buena parte del futuro de los contenidos audiovisuales pasa por los servicios de suscripción. Primero fue la música con Spotify, Deezer, Grooveshark y similares. Y más recientemente llegó el turno del cine y las series, con servicios como Wuaki, Voodler o la tristemente malograda tarifa plana de la empresa española Youzee. Y, a este respecto, Wuaki ha incluido cine porno en su tarifa plana, un movimiento que marca una gran diferencia entre este servicio y sus principales alternativas. La nueva oferta se incluye en la modalidad Plan Premium que, por una cuota mensual de 6,99 euros al mes, ofrece acceso ilimitado a una selección de pelí­culas y series de su catálogo.

El nuevo apartado, denominado Cine Adulto del Plan Premiun de Wuaki, incluye de momento 57 pelí­culas, siete de las cuales son de temática gay masculina. No obstante, conviene aclarar que, aunque el videoclub online las denomina pelí­culas, en realidad cada una de ellas es una secuencia de media-larga duración (alrededor de 30 minutos en algunos casos) que, no obstante, están por encima de los 10-15 minutos que suele durar la media de consumo de este tipo de cine.

Lo más sorprendente es, eso sí­, que la inclusión de cine porno en el Plan Premium de Wuaki no lleve asociada una subida de la cuota mensual del servicio o, como ocurre en otros casos, una cuota mensual adicional por acceder a dichos contenidos. Tal es el caso, por ejemplo, del servicio Movistar Imagenio. Este servicio, recientemente rediseñado, ha estrenado un nuevo canal para adultos, con contenidos a la carta. Su oferta consiste en ocho pelí­culas mensuales (que el usuario puede ver tantas veces como desee) por una cuota mensual de 16,94 euros.

Cine porno en la modalidad de tarifa plana de Wuaki.tv

Lo más llamativo de esta noticia es que, hasta el momento, el cine porno es de esos pocos géneros que todaví­a mueven bastante dinero. No hay más que ver los precios de alquiler de estas pelí­culas en videoclubs online, servicios de hoteles, etcétera, siempre es similar, y en algunos casos incluso superior, al de los estrenos en alquiler. Por ejemplo, en uno de estos servicios, el precio de las pelí­culas porno en alquiler más vistas oscila entre los 5 y los 7 euros. Por su parte, la más vistas de cine general, se alquilan por entre 3 y 4 euros.

Sin embargo, también es cierto que los últimos años han proliferado en Internet las páginas web de ví­deo, al estilo de YouTube (algunas incluso se inspiran hasta en el nombre del servicio de ví­deos online de Google) especializados en ví­deos porno. Dicha competencia, que además coincide con la llegada de Internet a muchos televisores, seguramente haya marcado una tendencia descendente en los canales de consumo tradicionales de cine para adultos. Y, claro, esta puede haber sido la razón que ha animado a sus productores a probar nuevos sistemas, más económicos para los usuarios, de distribuir sus contenidos.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,