Submarinos a la carta y para uso personal 7

Submarinos a la carta y para uso personal 7Roman Abramovich, magnate ruso y dueño del Chelsea F.C., tiene uno. James Cameron, director de pelí­culas como Titanic y Terminator, también. Paul Allen, co-fundado de Microsoft junto a Bill Gates, es otro de los que puede permití­rselo. Todos tienen un submarino personalizado y de lujo fabricado por encargo.

Un mercado en el que podemos encontrar modelos de todo tipo y tamaño. Hawkes Ocean Technology está especializado en los más “sencillitos”. Sus Deep Flight tienen capacidad hasta para cuatro personas y pueden sumergirse a un máximo de 150 metros de profundidad, moviéndose a velocidades de entre 4 y 8 nudos. Hacerse con uno de estos cacharros cuesta alrededor de un millón de dólares (unos 732.000 euros).

Submarinos a la carta y para uso personal 7U.S. Submarines, que fabrica submarinos privados por encargo desde 1993, tiene un modelo de caracterí­sticas y precio similares: el Explorer 1000. Pero también tiene otros más grandes y caros. Parecen yates de lujo, pero pueden sumergirse. Por ejemplo, el Seattle 1000, que mide 36 metros de largo, pesa 380 toneladas y puede permanecer sumergido a 300 metros de profundidad durante 20 dí­as. Un mastodonte que cuesta 25 millones de dólares (algo más de 18 millones de euros).

Submarinos a la carta y para uso personal 7

Pero el submarino más colosal de esta compañí­a es el Phoenix 1000, que cuesta 100 millones de dólares (unos 73 millones de euros). Es el precio a pagar por un bicho subacuático de 65 metros de largo, 1.500 toneladas de peso y 470 metros de superficie repartidos por cuatro plantas. Además, U.S. Submarines personaliza cada uno de estos modelos con extras como jacuzzis, gimnasios, bodegas llenas de botellas de vino, dormitorios de cinco estrellas y, cómo no, tripulantes que se encargan de hacer navegar al submarino.

Submarinos a la carta y para uso personal 7

En fin, nuestros antepasados del año 1900 tení­an razón cuando pensaban que por estas fechas tendrí­amos barcos sub-acuáticos con fines turí­sticos, y no sólo militares. Pero seguro que no imaginaban que serí­a un lujo al alcance de muy, muy pocas personas.

Submarinos a la carta y para uso personal 7

Ví­a: CNN

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.