Alta Fidelidad, HiFi|29 noviembre 2012 5:48 pm

TDK Wireless Sound Cube, análisis a fondo


TDK Wireless Sound Cube

El TDK Wireless Sound Cube es un elegante altavoz portátil con conectividad inalámbrica Bluetooth ideal para compartir toda la música que tengamos en nuestro smartphone o tablet sin necesidad de usar cables para conectarlos. TDK ha equipado a su Wireless Sound Cube con un sistema de sonido 2.1 con una cobertura de 360 grados. Para transmitir el sonido, cuenta con cuatro altavoces full range de dos pulgadas, dos radiadores pasivos de 5,25 pulgadas y un subwoofer también de 5,25 pulgadas para enfatizar las frecuencias más bajas.

El Wireless Sound Cube mantiene el elegante diseño al que nos tienen acostumbrados en TDK, y cuenta además con mando a distancia, entrada de línea analógica, ecualización ajustable y puerto USB. El nuevo TDK Wireless Sound Cube tiene un precio de venta recomendado de 300 euros.

TDK Wireless Sound Cube

Sonido sin cables

Ya hace algún tiempo que usamos también los teléfonos móviles como fuentes de reproducción de audio. Y más desde la llegada de los smartphones y tablets, dispositivos portátiles con acceso a música online. Eso sí, hasta hace poco, para oír esa música con una calidad aceptable era imprescindible el uso de los auriculares, o conectar el smartphone a un equipo de sonido a través de su salida de línea. Pero claro, eso conlleva dos problemas: uno, necesitamos disponer del cable, y dos, seguramente el equipo de sonido no será portátil. Para solucionar esto, los fabricantes han empezado a lanzar altavoces portátiles que aprovechan la conectividad inalámbrica Bluetooth que equipan ya todos los móviles, de modo que ya no es necesario tener el teléfono conectado al altavoz con un cable. Basta con acercarse un poco al altavoz y enlazar los equipos vía Bluetooth para enviar cualquier canción al equipo.

Diseño

Volviendo a nuestro protagonista, como ya hemos señalado al principio el TDK Wireless Sound Cube cuenta sigue la línea de diseño del resto de dispositivos de la firma japonesa. Su acabado en negro mate, combinado con el color dorado de los controles y de la parte central de los altavoces, le confiere un aspecto muy atractivo. Asimismo, el asa de transporte en la parte superior del Sound Cube indica claramente que estamos ante un equipo portátil, y además le añade un cierto toque informal al conjunto.

Como su nombre indica, el TDK Wireless Sound Cube tiene forma de cubo, y sus dimensiones son de 25,90 centímetros por lado, con un peso de 5,9 kilogramos. La cara principal aloja uno de los radiadores pasivos, más los dos controles principales en la parte superior. El mando de la izquierda (Power/Volume Control) sirve para encender o apagar la unidad, además de para controlar el volumen, mientras que el de la derecha (Source/Select) se ocupa de seleccionar la fuente de audio que queremos escuchar. Las esquinas del Wireless Sound Cube alojan los cuatro altavoces principales full range, y en la parte posterior se encuentra el panel de conexiones.

Características

Pasando a las características de audio, nuestro TDK Wireless Sound Cube ofrece una potencia total de 27 watios. El equipo ofrece una configuración 2.1, lo que significa que es un sistema estéreo que se ayuda de un subwoofer para las frecuencias graves. El sonido se transmite a través de cuatro altavoces full range (qué pueden reproducir todo el rango de frecuencias, de graves a agudos) de dos pulgadas de diámetro y tres watios de potencia cada uno. Por su parte, el subgrave se ocupa de apoyar las frecuencias más bajas, y tiene un diámetro de 5,25 pulgadas, con una potencia de 15 watios. Para completar el sistema, dos radiadores pasivos de 5,25 pulgadas ayudan a conseguir un sonido profundo y con pegada.

Aparte del receptor inalámbrico por Bluetooth, el Wireless Sound Cube cuenta una entrada analógica de audio en minijack estéreo de 3,5 milímetros. Gracias a esto podremos conectarle cualquier reproductor o dispositivo que tenga salida de línea. Y para ajustar el sonido a nuestro gusto, el Sound Cube incluye un control de ecualización separado para graves y agudos. También se ofrece un pequeño mando a distancia con el que podremos controlar las funciones básicas, como subir y bajar el volumen, o seleccionar la entrada Bluetooth o analógica.

TDK Wireless Sound Cube

Direccionable

Una de las características más interesantes del TDK Wireless Sound Cube es su sonido de 360 grados. La configuración de los altavoces, y su colocación, permiten al Sound Cube disparar el sonido en todas direcciones, de manera que podremos escuchar claramente nuestra música desde cualquier punto de la sala o habitación.

La buena noticia es que si preferimos concentrar el sonido en un punto de escucha, podemos cambiar el modo de sonido omnidireccional a direccional, y el Wireless Sound Cube pasará a funcionar como un equipo estéreo convencional. La selección entre los modos omni o direccional se realiza fácilmente desde el control Source/Select.

Sonido

Gracias a la generosa dotación de altavoces y a su configuración 2.1 con subwoofer incorporado, el TDK Wireless Sound Cube ofrece un sonido profundo y con pegada, y unos agudos claros y definidos. Evidentemente, es un equipo compacto, y si abusamos del volumen puede llegar a distorsionar en graves, algo que no ocurrirá a niveles normales. No olvidemos que su potencia es de 27 watios, el equivalente a una microcadena o minicadena pequeña.

Opciones

La competencia más clara al TDK Wireless Sound Cube se encuentra en el propio catálogo de TDK: el Wireless BoomBox. Este equipo adopta la forma de los antiguos radiocasettes o boomboxes de los años 80, pero cuenta también con recepción Bluetooth y una configuración de sonido parecida al del Sound Cube, aunque sin el modo de sonido omnidireccional. Eso sí, cuenta con una batería recargable que nos permitirá llevarlo con nosotros sin preocuparnos de tener un enchufe cerca. Su precio es de aproximadamente 300 euros.

Otra opción parecida sería el Bose Soundlink Wireless Speaker, un altavoz Bluetooth con batería recargable más pequeño que el TDK pero con la calidad de sonido y el diseño de Bose, pero también con su precio, ya que cuesta unos 300 euros.

Por último, y como opción más económica, Yamaha ofrece su PDX-11, un curioso altavoz de forma octogonal con recepción bluetooth que puede funcionar también a pilas y que cuesta unos 120 euros.

Conectividad

Pasando a las conexiones, además del puerto inalámbrico Bluetooth, el TDK Wireless Sound Cube cuenta con puerto USB con función de recarga para dispositivos, la entrada de audio en minijack estéreo, y la entrada de corriente.

Conclusión

El TDK Wireless Sound Cube es un equipo elegante, práctico y portátil, aunque carece de batería recargable, lo cual limita su uso al necesitar siempre una toma de corriente. Es un complemento ideal para los actuales tablets y smartphones, cada vez más presentes en los hogares. El TDK Wireless Sound Cube ya disponible, y su precio de venta recomendado es de 300 euros.

Ficha técnica

Modelo TDK Wireless Sound Cube
Resumen Altavoz portátil con receptor inalámbrico
Tecnología Bluetooth v2.1 + EDR con AAC y soporte para A2DP
Sonido 2.1
Potencia 27 watios (4 x 3W + 15W)
Altavoces 4 x 2 pulgadas full range 

1 x subwoowfer 5,25 pulgadas

2 x radiador pasivo 5,25 pulgadas

Conectividad Entrada de audio auxiliarUSB (sólo recarga batería)
Dimensiones y peso
25,90 x 25,90 x 25,90 cm 

Peso: 5,9 kg

PVP recomendado 300 euros
+info TDK

 

Sin Comentarios

Dejar un Comentario